© Ignacio Darnaude Rojas Marcos




descargar 2.83 Mb.
título© Ignacio Darnaude Rojas Marcos
página9/82
fecha de publicación17.01.2016
tamaño2.83 Mb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Biología > Documentos
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   ...   82

Ujvári : Hubo varias etapas que diferencian la escritura ummita?. Han ido cambiando con el tiempo sus se as de identidad ?. Se puede hablar de una evolución de los textos ?.


Darnaude : Sin duda. De l.966 a l.969 vivimos cuatro a os de homogeneidad en el fondo y la forma del mensaje. En los a os setenta y ochenta nos suministraron misivas que se parecen poco a las que recibió Fernando Sesma en el bautizo ummense de l.966. Los voluminosos mamotretos llegados a manos de Barrenechea en l.987/88 manifiestan asímismo características propias. Todavía está por hacer el imprescindible análisis metodológico de los sucesivos "bloques" diferenciados del epistolario de Wolf-424 , que podrían tener distintos autores y procedencias.


Ujvári : Cómo explica Jordán Pe a tan ostensibles diferencias ?.


Darnaude : Nuestro parapsicólogo no se ha dignado aclarar nada de nada. Cuando se le pregunta , "no sabe no contesta". Nunca se ha molestado en verificar sus megalómanos asertos , ni en informar acerca de su "modus operandi". Así cualquiera puede presumir de ser el autor del "Quijote".


Ujvári : Qué hay de las dos damas que aparentemente le asistieron en su doble personalidad de Dr. Jeckill ( Pe a ) y Mr. Hyde ( el "Guru Hindú" ) ?.


Darnaude : Marisol y Margarita han tenido muy poco que ver con la genuína trama de UMMO. A todo lo más han colaborado esporádicamente en alguna que otra tarea administrativa de poca monta. Según han declarado las interesadas , Jordán , un hábil manipulador y amante de la intriga y el morbo , se ha valido del sofisticado pretexto de UMMO , el Maestro gnóstico y las prácticas hipnóticas como maquiavélica estratagema para intentar seducir a dos damiselas conservadoras fascinadas por el esoterismo y la milagrería paranormal. Las dos consoladas por Jordán no pertenecen propiamente al affaire UMMO , sino a la vida privada de don José Luis.


Ujvári : Se ha hablado de que Jordán ostentaba una personalidad desdoblada , alguna suerte de esquizofrenia que le permitía protagonizar la vida de un ciudadano ordinario a la par que los avatares de un "Swami" oriental.


Darnaude : Jordán por lo visto envió a ambas se oras las epístolas de "dirección espiritual" en nombre del inexistente Mentor de la India , con la intención de predisponer en su favor el ánimo de sus " amanuensis" del sexo débil. Una treta harto refinada para llevárselas de calle , lo que denota la

compleja idiosincrasia del autor de "Casas Encantadas".


Ujvári : Qué es eso de que Jordán está preparando un libro sobre su creación experimental del mito UMMO?.


Darnaude : El rumor corrió a raiz de su declaración pública , tan célebre como infundada. El presunto co-autor de esas supuestas " Memorias del Lobo" ( wóficas ) , Javier Sierra , ha comentado que la confesión impresa de Pe a está congelada por ahora.


Ujvári : La colaboración de Javier en cuanto a la redacción de esta historia de la trama madrile a de UMMO se justificaría como mero asesoramiento literario , por la cultura ummológica de Sierra , o porque Pe a no puede valerse por sí mismo debido a su estado de salud ?.


Darnaude : Es una incógnita. Ni "el Mozart de la ufología espa ola" ni el meándrico rio galileo han aportado la menor pista al respecto.


Ujvári : Cómo reaccionó la plana mayor de los ummólogos espa oles ante la explosiva auto-proclamación de Jordán ?. Se ha derrumbado el "Grupo de Madrid" ?. Qué tal lo han tomado Farriols y Ribera ?.


Darnaude : El osado anuncio del psicólogo ha funcionado como un torpedo en la línea de flotación del frágil "Grupo UMMO de Madrid" , que se ha desintegrado con más pena que gloria. Se tiene la impresión de que Aguirre , Barrenechea y Domínguez , por raro que parezca , han aceptado a pie juntillas la presuntuosa tesis jordánica. Parecen abrumados por haberse dejado enga ar tan a gusto durante veintitantos a os , no atienden la correspondencia y se niegan a hablar con nadie que haya estado relacionado con la maldición de UMMO. Jorge asegura que se ha desprendido de su inapreciable ummoteca , barbaridad que ponemos en duda. La deserción de los "capos" de la ummofilia recuerda la desbandada de los apóstoles tras el prendimiento de Jesús. Ribera sigue defendiendo la alta calidad de los informes sean quienes fueren sus desconocidos autores , y Farriols es todavía , a pesar de la inverosímil fanfarronería de Pe a , el incondicional y dilecto amigo de los se ores de UMMO. Se dice que los fieles Villagrasa , Garrido y Martínez no han creído una palabra del arrogante manifiesto de Pe a.


Ujvári : Qué opina Marhuenda ?.


Darnaude : Que los informes , cualesquiera que sea su origen , son una maravilla cultural , científica y espiritual. Si constituyen un fraude , bendido fraude , que ha cambiado su vida para mejor.

Ujvári : Es una actitud pragmática. Luis se ha beneficiado de las ense anzas de la doctrina ummita.


Darnaude : Desde luego hay mucho que aprender de la filosofía de UMMO , a pesar de la cuestionable veracidad de sus descripciones "fácticas".


Ujvári : El campanazo de Jordán es parte de una estrategia deliberada de desinformación , un montaje para desprestigiar ante la opinión el movimiento UMMO ?.


Darnaude : El golpetazo de Pe a , en palabras de Martha González , "no se lo cree ni la mamá de Tarzán". No cabe duda de que su actuación ha da ado seriamente la credibilidad del affaire UMMO. Pero semejante auto-desprestigio deliberado es precisamente lo que los propios ummitas han vaticinado en varias cartas , en pro de que se haga realidad su bienamado slogan "No nos crean". Por tal motivo los lobos desinformadores de Wolf han podido sugerir a su fluído oficinista que caiga en la ridícula trampa de arrogarse la autoría de la correspondencia , como parece desprenderse de la última carta )-( despachada en Cuba en la primavera de l.993. De cualquier manera no se conocen los motivos que impulsaron al "paranormalista" madrile o a airear tan insensata e indemostrada proclamación , que no se han tragado ni los supercrédulos. Tan disparatada consigna ha podido partir asimismo de alguna entidad gubernamental intereswada en echar por tierra la leyenda de UMMO , y de paso toda la ufología. Auguramos una próxima y despiadada campa a de acoso y derribo del mito UMMO por parte de los ufólogos ultraescépticos, a los que Jordán ha regalado en bandeja de plata sus detractoras argumentaciones. El rumor de que Pe a ha actuado tan descabelladamente presionado por su ex-secretaria Marisol no resulta demasiado convincente.


Ujvári : Qué rol desempe a ese reparto de actores muy "de aquí abajo" que pululan por la desangelada correspondencia ummita , aportándole sangre, sudor y lágrimas , un neorrealismo a lo Vittorio de Sica del que carecía ?.


Darnaude : El Mecanógrafo o Perito Mercantil , Antonio Pardo , el Segundo Mecanógrafo , el otro fotógrafo de San José de Valderas , el Catedrático de Medicina , Monsieur Henri Dagousset , la comisión francesa de investigación , Mr. Wilding Rumsey , los ummólogos de Montreal , Fernando Eguizábal , las muchachas ummitas que pernoctaron en el piso del Mecanógrafo y los "biólogos daneses" ocupados en experimentos psicofisiológicos en Albacete son personajes ficticios que nunca han existido , salvo en el teatro epistolar representado por los expedicionarios en la piel de toro. Las falsas misivas de estos satélites , tan útiles como oportunas , han sido inventadas a sangre fria por los coreógrafos de la comedia ummense , con el inteligente propósito de apuntalar la escasa verosimilitud de los anónimos mensajes wolfianos. Hay que tenerla dura para orquestar semejante patra a. Que Woa los perdone por tama o ejercicio de cinismo epistolar.


Ujvári : Disculpa la perogrullada , pero quién ha escrito las malditas cartas de UMMO ?.

Darnaude : Ellos. Para algo están los pronombres en la gramática. Te lo aclararé con una blasfemia : eso no lo sabe ni Dios. Por cierto que tan eficiente tinta del calamar , su prodigiosa habilidad para difuminarse en la niebla y resultar ilocalizables durante casi tres décadas es su mejor certificado de origen E.T.. Confieso sin rubor que no conozco al taumaturgo capaz de concebir tan insólito absurdódromo literario. Estas extra as epístolas son tan poco convencionales que ni la "Rand Corporation" sabría perge arlas por encargo. Parece más razonable asimilarlas a las polémicas transcripciones reveladas , desde sabe Dios qué planos o dimensiones , a la plaga de contactados que inunda el mundo , de las que se conocen más de un millón de páginas. UMMO , por qué no ? , podría ser un episodio más en el multitudinario "Síndrome Contacto" a la moda. Su única e irrelevante particularidad reside en que los mensajes úmmicos no se han recibido como es usual por telepatía , trance o escritura automática , sino a través de hojas mecanografiadas remitidas por franqueo postal. Los pretendidos autores de los estudios del planeta UMMO pertenecerían así a la misma y controvertida horda de los Asthar Sheran , Sananda y Oxalc de turno , o a los invisibles insufladores de comunicados que aseguran proceder de Venus o del planetoide Ganímedes. Si desde hace cincuenta a os decenas de millares de sensitivos repartidos por los cuatro continentes están publicando centenares de volúmenes de dudosos discursos presuntamente dictados desde otros astros y niveles de vibración , no vemos ninguna dificultad lógica en que los cinco tomos de "Escritos de UMMO" , que como hemos visto huelen a la legua a extraplanetarios , encajen en este mismo contexto del profuso movimiento revelatorio en el siglo XX , que abarca masivamente todo el planeta. Como ha sugerido Alberto Borrás , miembro del "Grupo de Madrid" , cabe también que Jordán Pe a esté convenientemente dotado de facultades telepáticas , y que los que se hacen pasar por wolfianos le hayan transfundido los mil folios del epistolario. De este modo Pe a habría sido tanto el transcriptor como el distribuidor de los mensajes , acumulando en su persona la trama terrenal junto a la conexión exosférica. Para el caso hipotético de un origen revelatorio , serían de fiar los textos de UMMO ?. En principio no más que las cataratas de letra impresa trasvasadas por los contactados , plagadas de hallazgos filosóficos y metafísicos , pero también de ambigüedades y contradicciones , verdades a medias y falsedades en toda regla. La misma incertidumbre es compartida por el ambivalente contenido de otros centenares de miles de páginas producidos modernamente por un ejército de telépatas afincados hasta en los más apartados rincones del globo.


Ujvári : O sea , que no piensas en la única explicación extraterrestre.


Darnaude : Hay todo un abanico de eventuales interpretaciones. Una de ellas , y que plantea serias dudas , es la transplutoniana.


Ujvári : Entonces el caso UMMO no está cerrado.


Darnaude : En absoluto. El inconsistente aldabonazo de Jordán fue un mero clamor en el desierto , sin el menor eco. Cuesta creerlo , pero no hemos avanzado ni un milímetro desde Febrero de l.966 . Seguimos tan a oscura respecto a la identidad de los ummitas como cuando Fernando Sesma comenzó a desgranar en "La Ballena Alegre" las crónicas pioneras de "La Gran Hache"


Ujvári : Es cierto todo lo mucho y estrambótico que se narra en las "Crónicas Marcianas" , perdón , ummitas ?.


Darnaude : No vas tan descaminado. Ray Bradbury no los aventaja en fantasía desbocada. La experiencia me ha ense ado que estos bondadosos lobos wólficos mienten a lo bestia. Se han constatado numerosos errores , inexactitudes y aseveraciones inciertas en las fotocopias mecanografiadas , generosas en solemnes patochadas y bulos cósmicos. Con el paso del tiempo he ido descubriendo consternado , con harta sorpresa e irritación , una trola tras otra en la biblia wolfiana. En mi ya luenga vida nunca me he tropezado con una sarta tan descomunal de embustes , envuelta en un ropaje formal tan historiado. Los creativos del 424 , consumados maestros en el arte de fabular , han demostrado su genio para la fantaciencia , al superar con creces a Isaac Asimov. Hoy dia abrigo la fundada convicción de que no es máas que un cuento chino al estilo ummita todo eso de que a l4 a os-luz rota un astro frio llamado "UMMO" , la estrella IUMMA , la vida cotidiana allá en su gueto wólfico , sus rasgos anatomofisiológicos tan sospechosamente humanoides , la rocambolesca arribada a La Javie en l.95O , Dei-98 , los huéspedes ummoides alojados en la vivienda del Perito Mercantil y en la casona albacete a de Do a Margarita , su intervención en el macabro caso de "La Mano Cortada" , el refugio antiatómico de Piedralaves , la queja de que los persigue la C.I.A. , las teorías sobre Woa , el alma colectiva planetaria , el crístico Ummowoa , el pluricosmos decadimensional , el haz de infinitos pares de cosmos gemelos , la pareja de universos-límite , los pliegues del espacio , la hermosa construcción intelectual de los "Ibozoo Uu" , la cadena de átomos de kriptón y un largo etcétera , todo ello constituye un rosario de infundios tan atroces como inofensivos , y forma parte de la gigantesca tomadura de pelo de Wolf cuatrocientos veinticuatro. Aunque entre tanta falacia se esconden paradójicamente trascendentales joyas filosóficas y metafísicas. Esta melée inextricable de verdad , sofisma y vaguedades nebulosas es por otra parte la "marca de fábrica" de los productos "Made in E.T.". Pero hay otros típicos marchamos alienígenas en el novelón iúmmico. No recordamos una sola gota de humor , ni el menor rasgo de ironía , en el océano literario wolfiano. Esta escalofriante seriedad , unida al exacerbado respetuosismo y sí bwana que exuda el inclasificable evangelio ummense , son también signos distintivos en las revelaciones a los contactados.

Ujvári : No lo comprendo. A qué viene esta intolerable oferta de ruedas de molino ?. Tendrán sus justificadas razones para enga arnos con tan escandaloso cinismo , no ?.


Darnaude : Los ummonautas , farsantes al inolvidable estilo del Manco de Lepanto , son tan veraces como el inmortal William Shakespeare . Todo cuanto se desarrolla en el "Hamlet" , del primero al último acto , es falso y nunca ha ocurrido. Sin embargo a nadie en sus cabales se le ocurriría discutir su excelso valor simbólico. Si fuéramos sensatos tomaríamos a la pentalogía de "Escritos de UMMO" como lo que realmente es , un drama aleccionador representado en el escenario epistolar celtibérico , la mejor novela alegórica de ciencia-ficción de la historia , después de la Sagrada Biblia.


Ujvári : Ignacio , últimamente se te cae la boca hablando de la teoría de la "elusiveness" . Por algo será.


Darnaude : No es para menos. El factor elusivo nos lo topamos hasta en la sopa. Constituye el esqueleto intencional de la realidad , uno de los fundamentos del mundo observable. Su notoria manifestación en el campo de la ufología no es más que un caso particular de una regularidad cósmica de más vasto alcance. El comportamiento no a las claras sino disimulado del entramado de las cosas es por decirlo así el artero guión de la película del universo visible , cuyos libretistas han ocultado con exquisito maquiavelismo todo lo mucho que no se ve. La fachada que distinguen nuestros toscos sentidos no es por supuesto todo lo que hay. Lo transensorial no es imperceptible por casualidad, sino porque está camuflado adrede. El inmenso e hipercomplejo edificio de la metafísica está ahí a nuestra disposición , emboscado en la ultrarealidad , sólo que no es tan sólido y táctil como el "Empire State Building" , y para descubrirlo y comprar sus apartamentos debemos pagar antes el peaje de trabajar en calidad de exploradores. Si existiera algún dios , su primera actuación tras generar la cosmosfera habrá consistido en escamotearse a sí mismo y al noventa por ciento de todo lo que existe de cara al aparato de percepción de los seres pensantes. Los agnósticos sin ir más lejos se atienen al pie de la letra a las consecuencias lógicas de la intangibilidad institucional de un fragmento de la Creación , que para colmo es el más relevante. Son consecuentes con el "maya" sánscrito , y permiten de buen grado que los aherroje el inaprehensible corsé de la elusiveness. Los ateos , en legítimo uso del lujo de la libertad de no creer en lo que no ven , condescienden a picar en el burdo anzuelo que les tiende la aparencialidad estructural del esquema de las cosas , es decir , elijen a nivel subconsciente dejarse seducir , como estaba previsto , por el oropel deliberadamente orquestado de las enga osas apariencias. Esta norma del disimulo generalizado vela arteramente no sólo la subcultura exobiológica , sino que camufla también la realidad parafísica y los ámbitos inmateriales de la religión y la teología. La omnipresente "Ley de la Acción Elusiva" , insinuada por el notable folklorista galo Bertrand Meheust , y formulada en términos explícitos por Antonio Moya Cerpa ( que ha patentado asímismo su "Diccionario UMMO" ) , elimina cualquier evidencia respecto a los vastos universos no atómicos que integran el pluricosmos multidimensional , y a la incansable actividad intencional que según referencias se desarrolla en los reinos etéricos , y con este hurto de lo no patente , sancionado por el ordenamiento jurídico imperante en la cosmosfera , nos aguijonea con la duda permanente y las dinámicas inquietudes generadas por una estimulante inseguridad existencial. Volviendo al asunto que nos ocupa , el acontecer ufológico está dise ado a propósito en la inteligencia de que jamás se produzcan constataciones incontrovertibles que demuestren fuera de toda duda la existencia de los objetos no identificados. Los exonautas se muestran bajo velo , y los ovnis deambulan por la atmósfera , toman tierra , expelen enanos braquicéfalos y vuelven a despegar , pero se cuidan de pasar tarjeta de visita. El show interdimensional está programado adrede de tal manera que bajo ninguna circunstancia genere pruebas incontestables. En medio siglo de intensa actividad ovni no nos han legado una sola comprobación segura , lo que pone de manifiesto que el Fenómeno se oculta a sí mismo con sabia deliberación. Después de millones de avistamientos no disponemos como sería de esperar de fotos indubitables , actas notariales ni testimonios de absoluta solvencia. Esta sorprendente unanimidad a lo largo de medio siglo en la conducta oscurantista de la marabunta extraterrestre pone de relieve que ha de funcionar necesariamente algún férreo poder de coordinación centralizada que controle los usos y costumbres de la abigarrada y masiva inmighración alienoplanetaria en el globo terráqueo , al menos para que se respete el precepto del obligado encubrimiento de los actores cósmicos. Está muy clara la intención de arrojar la piedra y esconder la mano. "Ellos" gustan de la visita interplanetaria , pero manipulan las circunstancias de tal modo que los terrícolas no se lo crean. La historia de la ovnilogía es un juego al escondite en el que nunca se encuentra a los esfumantes alienígenas. No ha podido haber pues , ni son de esperar , aterrizajes a la luz del dia y ante las cámaras de televisión en el jardín de la Casa Blanca , como esperan ingenuamente los adeptos de una ufología de lo aparente. El investigador avisado , si no quiere caer víctima de la frustración ni acabar en una casa de salud . debe contar de antemano con la mencionada estrategia del estoy/no estoy practicada con racional sinvergonzonería por los de Arriba , y descartar para los restos cualquier tipo de desempe o fehaciente. El truco de hacer sin que lo parezca es así la primera constante a tener en cuenta en la ciencia ufológica. Su funcionamiento es perfecto : no se ha detectado un fallo en cincuenta a os. Sin una sola excepción histórica , todos y cada uno de los casos de avistamientos , aterrizajes , ufonautas , contactos y abducciones son dudosos y presentan elementos contradictorios y detalles discutibles que les restan seriedad científica y verosimilitud. Los ovnis estrellados y cadáveres de humanoides que se dicen en poder de los organismos de inteligencia americanos no se deben a accidentes aleatorios , sino que han sido "depositados" a sabiendas por el Espacio , y por tanto no vulneran la sacrosanta táctica del enmascaramiento E.T.. El asombroso hecho de que después de decenas de millones de observaciones no dispongamos de una sola evidencia desde el verano de l.947 ya define al Fenómeno como una intromisión completamente ajena a la imperfecta tecnología de este mundo. Los marcianos se comportan como ladrones en la noche , y se desdibujan bajo máscaras cual comparsas de una tragedia griega. Están trabajando a gran escala en algún proyecto desconocido , pero se libran muy mucho de hacerse notar de forma irreversible. Se presentan ante testigos de los que nadie dará fe , elegidos de antemano por su deteriorada credibilidad. La anatomía que lucen en el ámbito terrestre puede haber sido materializada in situ , y no corresponde a su naturaleza real , en orden a hacernos creer en lo que no son. Carecemos de técnicas prospectivas para averiguar la realidad que se oculta tras sus ropajes de carnaval. Nuestro único banco de datos para la investigación se basa en su proceder y aspecto , y ya sabemos que son fingidos. Es como si un heraldo de Ganímedes pretendiera estudiar la Tierra contemplando en un teatro "El Mercader de Venecia". Se le escaparían irremisiblemente sus paisajes , urbes y apasionados habitantes de carne y hueso. Conocemos de ellos no lo que son , sino lo que simulan ser. Lo siento , pero como detectives óvnicos estamos condenados al fracaso , por cuanto nuestras indagaciones nos llevarán a conocer , en cualquier caso y siempre con su venia , meros aspectos selectivos de sí mismos , probablemente histriónicos , que los argonautas deciden mostrarnos , escudando detrás del telón su verdadera identidad , origen y propósitos. Puede resultar deprimente , pero no nos queda otra opción , si no queremos enga arnos demasiado , que tomarlos como lo que en rigor son : actores siderales que representan un drama docente contemplado por una humanidad ignorante y retrasada.
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   ...   82

similar:

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos iconIgnacio Darnaude Rojas – Marcos

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos iconKeiser University, San Marcos, Nicaragua Sede Off-Campus Gasolinera...

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos iconColegio san ignacio de loyola

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos iconUniversidad san ignacio de loyola

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos icon“Ignacio mariano de las casas”

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos iconMarcos alberto sequeira

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos iconMarcos Andrés cárdenas rolon

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos iconMtro. Marcos Ramírez Espinoza

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos iconUniversidad Nacional Mayor de San Marcos

© Ignacio Darnaude Rojas Marcos iconUniversidad Nacional Mayor de San Marcos




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com