BR. taniris yuneiky talavera




descargar 113.23 Kb.
títuloBR. taniris yuneiky talavera
página1/3
fecha de publicación29.02.2016
tamaño113.23 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Biología > Documentos
  1   2   3

ALMACENAMIENTO DE TRIGO






INGENIERIA AGROINDUSTRIAL
Operaciones MECANICAs
INTEGRANTES:

  • BR. TANIRIS YUNEIKY TALAVERA.

  • Br. IRIS VANESSA PEREZ.

  • Br. HEYZOL LISBETH CHACON.


ORIENTADO POR:

  • ING. KARLA DAVILA.

13/12/13
INTRODUCCIÓN
La preservación y conservación de las cosechas representan hoy en día una cuestión vital. Toda la reserva que se destina a la alimentación del agricultor y su familia debe ser cuidadosamente beneficiada y conservada durante el almacenamiento para que no se altere su valor nutritivo. Por lo tanto, el propósito del almacenamiento es preservar la calidad de los productos agrícolas después de su cosecha, limpieza y secado.

La producción de granos es discontinua y periódica mientras que su consumo es permanente y no se interrumpe. Para conciliar estos dos aspectos es necesario almacenar la producción agrícola para atender la demanda que se presenta durante el periodo entre cosechas. Como raramente es posible consumir de inmediato toda la producción, si el agricultor la almacena podrá consumirla poco a poco o venderla con posterioridad en la época más oportuna, evitando así las presiones del mercado que se presentan durante la época de la cosecha.

Por ser organismos vivos, los granos requieren cuidados especiales para que sus cualidades se preserven durante el almacenamiento. El deterioro del grano no se puede evitar completamente, ya que por ser un organismo vivo respira como cualquier otro, consumiendo sus reservas y produciendo energía. El uso de técnicas adecuadas de producción, cosecha, secado, beneficio, almacenaje y manejo minimizan el deterioro.

El contenido de humedad, la temperatura, los hongos, los insectos, las impurezas presentes en la masa de granos, los daños físicos y los roedores son factores que influyen en su conservación durante el almacenamiento. De estos factores, los principales que influyen en el deterioro de los granos son la temperatura y el contenido de humedad. En general, mientras más seco y frío se conserva el grano durante el almacenamiento, mayor será el periodo que permanecerá en buenas condiciones. Sabiendo que el tiempo de almacenamiento y la conservación de su calidad están estrechamente correlacionados con el contenido de humedad y la temperatura de la masa de granos.


OBJETIVOS

OBJETIVO GENERAL

Elaborar un silo de almacenamiento de trigo que cumpla las características requeridas para mantener todas sus características organolépticas.

OBJETIVO ESPECIFICO

  • Retomar conocimientos adquiridos en el semestre de clase.

  • Adquirir más información sobre almacenamiento y características de los granos básicos.

  • Mejorar nuestras habilidades investigativas siendo autodidactas en la elaboración de un silo.



MARCO TEORICO

¿Cuál es la diferencia entre grano y semilla?

Se utiliza el término de grano cuando se destinan para la alimentación humana y animal, o como materia prima para la industria; mientras que el término de semilla se utiliza para indicar su uso en la siembra, reproducción y multiplicación de la especie o variedad.

Las semillas deben conservar su viabilidad, germinación y vigor hasta el momento en que serán utilizadas, a fin de asegurar el desarrollo de una nueva planta y con ello la producción de más cosechas. Si una semilla pierde o reduce su capacidad para generar una nueva planta, debe ser utilizada sólo como grano; siempre y cuando no esté tratada con productos que puedan afectar la salud humana o animal y que no se le hayan desarrollado compuestos tóxicos o alterado sus cualidades alimenticias.
¿Qué factores influyen en el deterioro de granos y semillas?

Independientemente del uso que se le dará al producto cosechado, es importante no olvidar que el grano o la semilla son entes vivientes que respiran oxígeno del ambiente y producen como resultado bióxido de carbono, agua y energía que se traduce en calor; consecuentemente, en la medida en que se acelere el proceso de la respiración, lo hará también el deterioro del grano o la semilla.

Los principales factores que determinan y acentúan las pérdidas de granos y semillas en el almacén, son:

•Altos contenidos de humedad del producto almacenado.

•Elevada temperatura y/o humedad en el ambiente.

•Elevado porcentaje de impurezas mezcladas en granos y semillas como por ejemplo; granos o semillas quebradas, restos de plantas, insectos muertos y tierra.

•Carencia de almacenes adecuados.

•Presencia de insectos, hongos, bacterias y roedores.

• Manejo deficiente.

•Desconocimiento de los principios de la conservación.
La conservación apropiada de granos y semilla s e n el almacén n, depende principalmente de las condiciones ecológicas Almacenamiento y conservación de granos y semillas de la región, del tipo de troje, bodega o almacén disponible, del tipo y condición del grano o semilla por almacenar y del tiempo del almacenamiento. En las regiones tropicales, donde el clima es cálido y húmedo, se acelera la respiración de los granos y semillas y se favorece el desarrollo de insectos y hongos; sucediendo lo contrario en las regiones de clima frío y seco.

Consideraciones durante el almacenaje.

Al momento de almacenar, se debe considerar que este material no solamente va a constituir el alimento básico para subsistir, sino que además es un organismo vivo que requiere de cuidados especiales para preservar sus cualidades alimenticias y fisiológicas de tal manera de obtener una óptima germinación, lo cual permite asegurar nuevas cosechas para los siguientes años. Cuando no son considerados los principios elementales de almacenamiento, se corre peligro de que agentes causales de pérdidas producto se presenten ,lo cual origina:

a) Que el grano sea dañado, consumido o destruido, total o parcialmente, por insectos que comúnmente se multiplican en granos almacenados. Muchos de los insectos que dañan el grano durante su almacenamiento, lo invaden desde el campo, continuando su acción destructiva en el lugar de almacenaje. Su principal característica es su voracidad y su gran capacidad de destrucción, lo que permite que en poco tiempo consuman y destruyan gran parte de lo cosechado.

b) Que sea invadido por hongos, los cuales originan malos olores y sustancias tóxicas que causan enfermedades en animales domésticos y el hombre o que sea completamente destruido por la acción de estos. Su desarrollo puede ser ocasionado porque el grano se almacena húmedo o porque existen goteras o filtraciones en el local de almacenaje.

c) Que sea dañado, roído y contaminado con excrementos y orinas de ratas y ratones, los cuales son transmisores de peligrosas enfermedades, tanto para personas como para animales.
Principales métodos de almacenamiento

Almacenamiento en sacos.

Los sacos son recipientes herméticos, fáciles de manejar que protegen a los granos y semillas contra insectos, siendo apropiados para fumigar cantidades pequeñas. Sus desventajas son que pueden romperse con facilidad, siendo destruidos fácilmente por roedores y en ciertos casos son costosos. No obstante su manejo es fácil, permiten la circulación del aire cuando se colocan apropiadamente y pueden almacenarse en la casa del agricultor, sin requerir áreas especiales. Antes de utilizarse deben limpiarse perfectamente, exponerse al sol y asegurarse de que no estén rotos. La humedad del producto por almacenar debe ser inferior al 9%.

Los productos ensacados deben inspeccionarse a menos cada dos semanas, introduciendo la mano a su interior para revisar el calentamiento del grano o la semilla, el cambio en olor o de color, así como la presencia de insectos. Si algún problema de este tipo se presenta, el grano debe vaciarse de nuevo, limpiarlo, secarlo y de ser necesario tratarlo con productos especiales.

Los sacos deben estibarse sobre plataformas de metal, madera o de ladrillos, evitando con ello el contacto directo con el suelo, dejando también una separación con las paredes del almacén.

Almacenaje en mangas.

Esta tipo de almacenaje consiste en guardar los granos en bolsas plásticas herméticas, donde el proceso respiratorio de los componentes bióticos de (granos, hongos, insectos, etc.) consume el oxígeno (O2), generando dióxido de carbono (CO2).

La constitución de esta nueva atmósfera, rica en CO2 y pobre en O2, reduce la capacidad de reproducción y el desarrollo de insectos y hongos, como así también la propia actividad del grano, facilitando su conservación. La mayor ventaja que los productores encuentran en el uso de las bolsas plásticas para almacenar granos secos es que es un sistema económico y de baja inversión. Además de estas ventajas económicas, permite almacenar granos de manera diferenciada, separando granos por calidad (trigos según calidad panadera), variedad (diferentes tipos de semillas), etc., sin gran trabajo y con alta seguridad de mantener el material diferenciado.
Almacenaje en silos.

Las plantas de silo están diseñadas para almacenar todo tipo de granos, ya sean de cereales, leguminosas y oleaginosas. El número de silos dependerá de los volúmenes de grano a almacenar, de sus tipos y cualidades, ya que no es recomendable almacenar en el mismo silo, diferentes tipos o calidades de grano.

Cuando los granos son cosechados con un elevado contenido de impurezas y basuras; es indispensable la utilización de pre limpiadoras. Las impurezas son portadoras de insectos, malos olores y por lo general el grano recién cosechado tienen un porcentaje de humedad superior a la que se requiere para conservarlo, situación que al momento de compactación impide el paso del aire a los sistemas de aireación. Si el grano es cosechado húmedo, es necesario contar con un equipo de secado el cual puede ser a base de camadas o de flujo continuo. El grano almacenado húmedo, rápidamente es invadido por microorganismos formando una masa compacta de grano caliente y descompuesto que es necesario sacar, ya que puede destruir el silo. En las regiones con climas más cálidos en donde la radiación solar es de consideración, el sistema de aireación juega un papel muy importante ya que la diferencia entre la conductividad del calor de la lámina (plancha, chapa) metálica y el grano, propicia la migración del aire intersticial caliente y húmedo hacia zonas más frías en donde se condensa la humedad, propiciando el deterioro del grano. La aireación homogeniza la temperatura del silo, evitando la condensación de humedad.
Medidas para lograr una buena conservación

  • Cosechar con un nivel apropiado de humedad. La cosecha con alto contenido de humedad implica depender necesariamente del secado; por otro lado, si el producto se cosecha muy seco, se aumenta el riesgo de pérdida en el campo y de daño por pájaros, roedores, insectos o lluvia.

  • Secado. Los granos y semillas deben secarse en forma artificial o por exposición directa al sol hasta que alcanzan niveles de humedad menores del 12%. Si el producto será usado como semilla, en el secado artificial, debe cuidarse que la temperatura no dañe al embrión.

  • Limpieza del producto. Después del desgrane o trilla de la cosecha, se deben eliminar completamente los granos quebrados, los residuos de cosecha, polvo y restos de tierra e insectos vivos o muertos, ya que el grano sucio o dañado se deteriora más rápido en el almacén y facilita el calentamiento y desarrollo de plagas y enfermedades.




  • Protección de granos o semillas. De preferencia el almacenamiento debe efectuarse en envases que eviten el ataque de organismos. Se recomienda el tratamiento con agroquímicos, siempre y cuando no exista riesgo de daño a la salud, en los casos en que el producto almacenado se use en la alimentación.




  • Tipo de local. El local debe ser seco, fresco, sin goteras y que reduzca el intercambio de humedad entre el producto almacenado y el ambiente; debe evitar los cambios bruscos de temperatura cuando esta fluctué en el ambiente exterior.


Factores físicos relacionados con el deterioro de granos

En la mayoría de los lugares en que se guarda el grano, estos son protegidos de las inclemencias del tiempo (lluvias, rayos del sol y viento), siendo solamente dos componentes del clima los que tienen mayor importancia: La Humedad y la Temperatura. En general el grano responde lentamente a cambios del ambiente.

Entonces, si se aumenta la temperatura de un granero, llevará bastante tiempo para que este entre en calor y caliente la pila de grano. Igualmente un montón de grano llevará, mucho tiempo para absorber agua del aire, o para secarse si está húmedo.

Temperatura

Todos los organismos tienen un rango de temperatura fuera del cual no pueden vivir. La mayoría de los insectos que atacan a los granos almacenados mueren a menos de 18ºC siendo la temperatura óptima de esos insectos entre los 27ºC y los 34ºC. A temperaturas próximas a los 40ºC, la mayoría de los insectos que atacan a los granos almacenados no sobreviven.

Medición de la temperatura.

La medición de temperatura se puede realizar insertando termómetros de mercurio especiales entre los granos, o bien usando termocuplas conectadas a un medidor apropiado. Estos instrumentos se utilizan para descubrir áreas de temperaturas alta, causadas por infestación de insectos.


Humedad.

En general se pueden guardar granos con contenidos de al menos 14% de humedad en equilibrio con una humedad relativa de menos del 70% sin peligro de infección por micro-organismos. Aún con humedades bastantes bajas, los insectos atacan al grano. Sin embargo, mientras más seco esté el grano, menos deterioro habrá. Muy pocos insectos atacan los productos almacenados causando deterioro al grano con menos del 10% de humedad, ya que la mayoría de estos mueren en condiciones de menos del 12%.

Medición de la humedad.

Valores adecuados para asegurar la capacidad germinativa del grano durante el almacenamiento están en torno al 14-15% de humedad. En la mayoría de las ocasiones, previo almacenamiento del grano, se necesita bajar su contenido de humedad. El cuadro 1 indica el contenido de humedad máximo de algunos granos para evitar su deterioro en almacenaje. En la mayoría de las ocasiones, previo almacenamiento del grano, se necesita bajar su contenido de humedad. Para ello, si las condiciones climáticas son favorables, el ambiente se encarga de hacerlo a bajo costo, sin embargo esto requiere tiempo. Esta forma de secado es la forma más utilizada y aconsejada debido a que es la que mejor combina bajos costos de recolección, menores pérdidas de cosecha y descuentos de comercialización por secado.

Si el productor opta por secado natural a campo y comienza a cosechar con el 14% finalizará con valores del 10-11%, lo que significa que entregará el trigo con una humedad inferior al porcentaje base (14%), perdiendo de un 2 a un 4% de su producción en la comercialización. Por lo expuesto se aconseja comenzar a cosechar con el 16-18% para finalizar los últimos lotes con el 14% de humedad.

Frente a lo anterior, para llevar el grano a la humedad comercial se deberá secar el trigo artificialmente. El incremento de costos por el secado artificial puede quedar compensado con las ventajas de realizar una cosecha anticipada.
  1   2   3

similar:

BR. taniris yuneiky talavera iconL. C. H areli Talavera Castañeda




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com