Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto




descargar 0.83 Mb.
títuloInforme aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto
página5/27
fecha de publicación07.03.2016
tamaño0.83 Mb.
tipoInforme
b.se-todo.com > Contabilidad > Informe
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   27

PUNTO 4: REVISIONES PROPUESTAS EN RELACIÓN CON LA CARTA DE SUPERVISIÓN INTERNA DE LA OMPI, EL MANDATO DE LA AUDITORÍA EXTERNA Y EL MANDATO DE LA COMISIÓN CONSULTIVA INDEPENDIENTE DE SUPERVISIÓN


  1. Los debates se basaron en los documentos WO/PBC/19/20 y WO/PBC/19/20 Add.

  2. La Presidenta de la CCIS recordó que en marzo de 2011 los nuevos miembros examinaron la Carta de Supervisión Interna de la OMPI, el mandato de la auditoría externa y el mandato de la CCIS, a fin de comprender la relación funcional de la estructura triangular de supervisión de la OMPI. Observó que faltan determinados enlaces. Por ejemplo, la Carta de Supervisión Interna prevé la validación de los planes de trabajo de la DASI por el Director General y el PBC, pero no prevé ninguna función para la CCIS. Por consiguiente, la supervisión por la CCIS de los planes de trabajo de la DASI depende de la relación de trabajo establecida. Tras examinar la Carta teniendo en cuenta las normas del Instituto de Auditores Internos, la Comisión observó también que otras disposiciones no estaban en consonancia con las prácticas óptimas, como las relacionadas con el seguimiento de las recomendaciones en materia de supervisión. Las revisiones de los mandatos del Auditor Externo y de la CCIS se propusieron básicamente con objeto de mejorar la relación funcional en cuanto a coherencia, comunicación y procedimientos de presentación de informes. Por último, la Presidenta de la Comisión aseguró a las delegaciones que todas las modificaciones están en consonancia con las normas habituales y que no hay ninguna propuesta radical.

  3. La Delegación de Francia dijo que la propuesta es excelente y no tiene nada que añadirle. No obstante, desea que le aclaren las observaciones formuladas al abordar algunos puntos concretos. Una cuestión que se planteó y que ha dado lugar a continuar el debate es si la Presidenta de la CCIS va a transmitir el análisis de la Comisión sobre varios temas.

  4. La Delegación de Egipto, haciendo uso de la palabra en nombre del Grupo Africano, observó que las revisiones propuestas se proponían fortalecer la independencia de las funciones de supervisión y que le complacía que la intención fuera también garantizar una mayor coherencia. El Grupo destacó la importancia de que la CCIS rinda cuentas directamente a la Asamblea General además de hacerlo al PBC, y que desea garantizar que las revisiones propuestas sean conformes con las funciones de auditoría del sistema de las Naciones Unidas, como se expone en el informe de la DCI con la signatura JIU/REP/1010/5. Señaló, en particular, la supresión en el párrafo 4 de la Carta de Supervisión Interna de la siguiente frase: “… pero debe disponer de la libertad necesaria para tomar medidas con arreglo a su mandato” y desea saber el motivo. Le gustaría también que en el párrafo 5 se reforzara el texto de la frase “debiendo evitarse todo conflicto de interés”, cambiando por ejemplo ”debiendo evitarse” por “… debiendo prohibirse”. El Grupo considera que en el párrafo 18 se podría prever el envío de una copia de los informes de auditoría y supervisión internas a los Presidentes del PBC y de la Asamblea General, además de la actual disposición de enviar los informes al Director General y una copia a la CCIS. Cree que en el párrafo 31 la frase “…tomando en consideración para ello la opinión del Comité de Coordinación y la CCIS” debería cambiarse por “… deberán ser aprobadas por el Comité de Coordinación y la CCIS”. En lo que atañe al mandato de la CCIS, reiteró su apoyo a la propuesta de que la Comisión debería informar a la Asamblea General. En cuanto a los incisos 2.d) y e), considera que la supresión propuesta limita el mandato de la CCIS y que debe mantenerse el texto inicial.

  5. La Delegación de los Estados Unidos de América apoyó las revisiones propuestas y pidió aclaraciones sobre dos puntos. En relación con el párrafo 19 de la Carta de Supervisión Interna, preguntó si podía aportarse más información sobre el manejo de los informes de investigación. Recordó que si bien el Presidente del PBC había indicado que esos informes no son accesibles a distancia, convendría aclarar la cuestión de la confidencialidad de dichos informes. En cuanto al párrafo 4 de la Carta, preguntó las razones en las que se basa la decisión de suprimir la frase "… pero debe disponer de la libertad necesaria para tomar medidas con arreglo a su mandato". En opinión de la Delegación, el Director de la DASI puede poner en marcha auditorías, evaluaciones e investigaciones en el ejercicio de su propia autoridad.

  6. La Delegación del Reino Unido acogió con satisfacción las opiniones de la CCIS y las revisiones propuestas, y señaló que es decisivo que, en una organización abierta y transparente, haya una función de auditoría interna firme sustentada en una supervisión independiente. Considera que las propuestas fortalecen el papel y la posición de la CCIS y del Director de la DASI. A este respecto, la Delegación cree que sería conveniente estipular el requisito oficial de que la Comisión formule observaciones sobre el cese y el nombramiento del Director de la DASI, y no sólo tenga la posibilidad de hacerlo. Reiteró su opinión de que las propuestas constituyen un conjunto excelente que la Delegación respalda plenamente.

  7. La Delegación de España dijo que las revisiones propuestas son un avance muy positivo. Desea plantear más sugerencias basadas en los dos principios de garantizar, en la medida de lo posible, que los Estados miembros accedan a la información, y de que el Director de la DASI y la CCIS tengan el mayor grado de independencia posible. En este sentido, la Delegación llamó la atención sobre el párrafo 13.c) del mandato de la CCIS relativo a la preparación, publicación y difusión por la DASI de los manuales de auditoría interna y de evaluación y del manual sobre los procedimientos de investigación, y afirmó que, en su opinión, los manuales han de someterse al examen de la CCIS antes de darlos por terminados. En lo que concierne al párrafo 22, la Delegación señaló que el acceso a los informes de investigación es posible en las investigaciones que se efectúen en los niveles más elevados, pero no se prevé el acceso del Auditor Externo y de la CCIS a los informes en las investigaciones que se lleven a cabo a otros niveles. En opinión de la Delegación, la supervisión no debería limitarse únicamente a los niveles más elevados. En relación con el párrafo 31 de la Carta de Supervisión Interna relativo a la contratación, sustitución o destitución del Director de la DASI, la Delegación apoyó la opinión del Grupo Africano en el sentido de que debería fortalecerse el papel de los Estados miembros mediante el Comité de Coordinación. En lo que atañe al mandato de la CCIS, la Delegación preguntó si debería modificarse el párrafo 6 para incluir la disposición de que los miembros de la CCIS no podrán ejercer ningún cargo en la OMPI en el futuro.

  8. La Delegación de Alemania solicitó aclaraciones sobre el párrafo 18 de la Carta de Supervisión Interna en relación con el acceso de los Estados miembros a los informes de la DASI, en particular, cómo se pondría en práctica. Por ejemplo, un documento electrónico enviado de forma segura podría difundirse ulteriormente por todo el mundo con un único clic. ¿Por tanto, qué sentido tiene establecer restricciones? La Delegación señaló que facilitar el acceso no figura en la propuesta de modificaciones inicial y desearía saber qué ha llevado al Director de la DASI y a la CCIS a cambiar su postura. Preguntó qué se entiende por Estado miembro. ¿Se refiere a un representante en Ginebra o a cualquier institución de ese Estado miembro? En la lista de direcciones de Alemania hay unos 200 nombres y la Delegación pide criterios para determinar quiénes pueden recibir los informes. Se pregunta cómo puede saber un Estado miembro que se ha emitido un nuevo informe, y considera que se ha de poder acceder a los 31 informes emitidos anteriormente por la DASI para garantizar que en la propuesta se mire hacia atrás y hacia adelante.

  9. La Delegación del Brasil, haciendo uso de la palabra en nombre del Grupo de la Agenda para el Desarrollo, apoyó el principio de fortalecer la independencia de la CCIS. En relación con la observación de la Comisión sobre el párrafo 4 de la Carta de Supervisión Interna, propuso que la frase “el Director de la DASI no forma parte del equipo de gestión de las operaciones de la Organización” se incluya en el párrafo 4 propiamente dicho. Planteó la misma pregunta formulada anteriormente por las Delegaciones de Egipto y los Estados Unidos de América en el sentido de por qué se ha suprimido de ese párrafo la frase “…,pero debe disponer de la libertad necesaria para tomar medidas con arreglo a su mandato”. En relación con el párrafo 7, el Grupo propuso que en la lista de funcionarios a los que tiene acceso el Director de la DASI se debe incluir al Presidente del Comité de Coordinación. En lo que respecta al párrafo 8, en cuanto a la observación de la CCIS de minimizar la duplicación de actividades, preguntó por qué se ha suprimido esa frase en la modificación propuesta. En cuanto al apartado d) del párrafo 13, sugirió dar carácter oficial por escrito a los requisitos para la presentación de informes modificando la frase para que diga lo siguiente: “…se informará periódicamente por escrito a los Estados miembros, la CCIS y el Director General …”. Del mismo modo, propuso que se incluya la expresión “por escrito” en el párrafo 25 de la siguiente forma: "el Director de la DASI presentará regularmente por escrito al Comité del Programa y Presupuesto un informe sobre la marcha de las actividades relativas a los planes de trabajo anuales". La Delegación no tiene observaciones sobre las revisiones propuestas del mandato del Auditor Externo. En lo que atañe al mandato de la CCIS, preguntó por qué se había suprimido texto en el párrafo 1, y considera que debería mantenerse dado que aporta más claridad sobre el origen de la CCIS. En cuanto al nuevo texto del párrafo 2: “…, que es un órgano subsidiario del Comité del Programa y Presupuesto …” pidió que se aclare si es necesario incluir esa frase, o si podría deducirse del contexto. En cuanto al párrafo 13, observó que la modificación propuesta “Teniendo en cuenta el examen que haga de las funciones de auditoría interna y externa de la OMPI y sus relaciones con la Secretaría, la CCIS presentará un informe anual al Comité del Programa y Presupuesto y una reseña anual a la Asamblea General de la OMPI”. A este respecto, la Delegación preguntó si ello significa que la CCIS presentará una reseña anual directamente a la Asamblea General sin que antes la examine el PBC. Considera que debería enviarse a la Asamblea General un informe completo y no sólo una reseña.

  10. La Delegación de la República Bolivariana de Venezuela pidió a la Delegación de España una aclaración en cuanto al párrafo 22 (Carta de Supervisión Interna) y la propuesta de enviar al Presidente del Comité de Coordinación una copia de todo informe de investigación que guarde relación con el Director General.

  11. El Presidente dio las gracias a la Presidenta de la CCIS y a las delegaciones. Dado que las sugerencias formuladas son sencillas, propuso que se distribuya una versión modificada del documento WO/PBC/19/20 que sirva de base para continuar el debate.

  12. Tras la distribución del documento revisado WO/BC/19/20 Rev., la Presidenta de la CCIS confirmó que se habían incorporado todas las sugerencias excepto dos. La primera modificación no incluida es la reinserción de la frase “…,pero debe disponer de la libertad necesaria para tomar medidas con arreglo a su mandato” en el párrafo 4 del mandato de la CCIS. El motivo es que, aunque el Director de la DASI sea independiente, ello no significa que pueda emprender una auditoría cuando lo desee. Sólo debe efectuarse una auditoría sobre la base del análisis del riesgo y el plan de trabajo anual, como lo han ratificado el Director General y los Estados miembros. La distinción entre el texto inicial y la frase que figura en el párrafo 4 “Tiene la facultad de tomar toda medida que considere necesaria con arreglo a su mandato y de informar al respecto” es sutil pero fundamental. La segunda modificación que no se incorporó concierne al acceso a los informes de investigación, y el Director de la DASI explicará la razón de no hacerlo.

  13. El Director de la DASI dijo que, de conformidad con el párrafo 18 de la Carta de Supervisión Interna vigente, los Estados miembros sólo pueden leer los informes de auditoría y evaluación de la DASI en la OMPI. La modificación propuesta dispone la transmisión de los informes de auditoría y evaluación a los Estados miembros. El Director considera que el texto debe mantenerse como se propuso y que las modalidades para llevarlo a la práctica han de debatirse aparte. Afirmó que se actualizará la página web pública de la DASI con la lista de todos los informes emitidos y que se transmitirán, previa petición, a través de un servidor seguro. Ésta es la primera medida. Corresponde a los Estados miembros decidir, en una fase ulterior, si desean la difusión general de los informes. En cuanto a los informes de investigación, cree que no deben ponerse a disposición de los Estados miembros por motivos de confidencialidad, y para proteger a los testigos y las relaciones entre los testigos y el sujeto que es objeto de investigación.

  14. La Delegación del Brasil pidió aclaraciones sobre el párrafo 19 de la Carta de Supervisión Interna, en particular en relación con la confidencialidad de los informes, y preguntó si es posible que los Estados miembros tengan el mismo acceso que se ha concedido al Auditor Externo y la CCIS.

  15. La Delegación de los Estados Unidos de América señaló que, si bien no considera que haya modificaciones objeto de controversia en el documento revisado que se ha distribuido, pide más tiempo para examinarlo en la capital de su país.

  16. La Delegación de Egipto indicó que su propuesta no se había incorporado y que en el párrafo 5 de la Carta se seguía afirmando ‘debiendo evitarse todo conflicto de interés’. Considera que debe reforzarse el texto y pregunta por qué no se ha tenido en cuenta su propuesta.

  17. La Delegación del Brasil manifestó que se debería cambiar la mención de dos documentos del PBC, a saber, WO/PBC/16/3 Rev. y WO/PBC/19/20 en el párrafo 1 del mandato de la CCIS, y hacer referencia en cambio a los documentos de la Asamblea General WO/GA/34/40/2 y WO/GA/41/10 Rev.

  18. La Delegación de España dijo que está de acuerdo con todos los cambios del documento revisado, pero desea que se tengan en cuenta dos elementos. En cuanto al párrafo 18 de la Carta de Supervisión Interna, considera que los informes podrían ponerse a disposición en una página web protegida por una contraseña. En relación con el párrafo 6 del mandato de la CCIS, la Delegación dijo que debería revisarse el nuevo texto para abarcar todas las posibilidades, incluida la prohibición de que los familiares sean contratados y la prohibición de ejercer todo tipo de empleo, por ejemplo mediante contrato.

  19. La Delegación de Alemania preguntó cómo se avisará a los Estados miembros de que hay nuevos informes disponibles y cómo sabrán dónde encontrarlos. Preguntó también si la DASI había tenido en cuenta la práctica utilizada por el Tribunal Administrativo de la Organización Internacional del Trabajo para mantener el anonimato de las personas.

  20. La Presidenta de la CCIS explicó que no se ha modificado la frase “debiendo evitarse todo conflicto de interés” que figura en el párrafo 5 de la Carta de Supervisión Interna porque es imposible eliminar por completo la posibilidad de que surja un conflicto de interés. Dio como ejemplo el caso en que se efectúa la auditoría de un negocio dirigido por un amigo. Lo más importante en esos casos es que se manifieste el conflicto de interés y el supervisor adopte medidas para reducir todas las consecuencias adversas posibles mediante, por ejemplo, una supervisión mayor. No obstante, la Presidenta comprende las preocupaciones de la Delegación y propone cambiar “should” por “shall” (no afecta a la versión en español). En relación con el párrafo 5 del mandato de la CCIS, considera que sería difícil redactar un texto que contemple absolutamente todas las posibilidades, como la utilización de los conocimientos de la OMPI para beneficiar a un tercero; de todos modos, está dispuesta a estudiar cualquier texto que se proponga. En lo que respecta al acceso de los Estados miembros a los informes de investigación, señaló que la Comisión examinó sólo un resumen de los casos y propuso que el Director de la DASI responda con más precisión.

  21. El Director de la DASI declaró que toda decisión, comprendida la modificación de la Carta para que los Estados miembros puedan acceder a los informes de investigación está, como la Presidenta de la CCIS acaba de afirmar, en manos del PBC. Señaló la diferencia entre los informes de auditoría y evaluación por un lado y los informes de investigación por el otro. El primero se refiere a procesos mientras que el segundo está relacionado con personas. Los componentes de los informes de investigación son los debates y las pruebas. La tarea de lograr que esos informes sean anónimos es una carga y, si los Estados miembros desean que la DASI realice esta labor, ello irá en detrimento de otras actividades. Como ha indicado la Presidenta de la CCIS, la DASI presenta al Auditor Externo y a la Comisión un resumen de los informes que establecen los hechos que se han examinado y las conclusiones a las que se ha llegado. Aparentemente, el Auditor Externo y la CCIS están satisfechos con el resumen. En respuesta a los puntos planteados por la Delegación del Brasil, dijo que los informes de investigación se gestionan de forma distinta a otros informes de la DASI y que la Carta no prevé el acceso de los Estados miembros. Las revisiones propuestas no cambian esta situación. Preguntó si el acceso de los Estados miembros al resumen proporcionado al Auditor Externo y a la CCIS aportaría transparencia suficiente. En lo que concierne a volver a redactar el párrafo 18 para especificar las modalidades de acceso por parte de los Estados miembros a los informes de auditoría y evaluación, sugirió suprimir las palabras “previa solicitud” y añadir “en un sitio seguro”. Dijo asimismo que el acceso sería un gran avance en lo que se refiere a transparencia, en particular en relación con los informes de auditoría y evaluación. Este hecho mejoraría además la gestión interna y cuenta con el respaldo de la CCIS. El Director de la DASI observó que algunas organizaciones difunden en línea los informes de auditoría y otras no lo hacen. No existe un punto de vista fijo. Considera que es razonable avanzar por etapas antes de decidir la distribución generalizada, y que la solución de compromiso propuesta es buena.

  22. La Presidenta de la CCIS volvió a referirse a las observaciones de la Delegación de España sobre el párrafo 6 del mandato de la Comisión, y afirmó que los miembros de la Comisión firman un juramento al entrar en funciones que deja claro que su posición no puede utilizarse como puerta de entrada para ocupar un cargo en la OMPI.

  23. La Delegación de España contestó que no pretende que se incorporen criterios detallados en el párrafo 6, pero considera que, tal como está redactado ahora, dicho párrafo no garantiza la independencia en la mayor medida posible. La Delegación sugirió modificar la frase para que diga lo siguiente “Los miembros de la Comisión y sus familiares directos no podrán tener una relación laboral con la OMPI, directa o indirectamente”. Esta propuesta no es demasiado detallada y abarca todos los casos.

  24. La Presidenta de la CCIS señaló que el nuevo texto es demasiado restrictivo ya que impide que los familiares ocupen un cargo en un plazo muy largo. Considera apropiado que los familiares no ocupen un cargo durante el mandato de los miembros de la Comisión para evitar el problema de influencias, pero que tal vez no sea apropiado que rija esta norma una vez terminado el mandato. A continuación, manifestó su acuerdo con la otra sugerencia de la Delegación de España de incluir la frase “…durante el período que abarque su mandato y hasta cinco años después de que finalice dicho mandato”.

  25. La Delegación del Brasil agradeció a la Presidenta de la CCIS y al Director de la DASI las explicaciones relativas al párrafo 19, y pidió más aclaraciones al Director de la DASI sobre la diferencia entre la reseña de las investigaciones y los informes de investigación completos.

  26. La Delegación de Egipto dijo que valora la modificación del párrafo 5 aunque hubiera preferido que se incluyera la palabra “prohibirse”. En cuanto al párrafo 19 y la pregunta planteada por la Delegación del Brasil, si bien comprende el carácter confidencial de los informes de investigación, considera que dado que ya se ponen a disposición del Auditor Externo y de la CCIS, parece razonable que también se transmitan a los Presidentes de la Asamblea General, el Comité de Coordinación y el PBC.

  27. El Director de la DASI agradeció a las Delegaciones de Egipto y del Brasil sus observaciones y señaló que está preparado para esclarecer más esas cuestiones, también directamente, en particular el contenido del resumen de los informes de investigación que la DASI transmite al Auditor Externo y a la CCIS. En cuanto a difundir más ampliamente los informes de investigación, recordó a las delegaciones que él dependía del PBC. Declaró que algunas organizaciones tienen divisiones encargadas de la investigación con más personal y, por tanto, tienen recursos para mantener los informes anónimos. Desea recordar a los Estados miembros la naturaleza de los informes de investigación, que no establecen si los presuntos hechos han sido probados. La DASI no toma esa decisión y no propone medidas disciplinarias. En el resumen de las investigaciones presentado a la CCIS se indica la situación de todas las investigaciones en curso. Éstas no se limitan a las investigaciones iniciadas oficialmente dado que, si se hiciera, no se proporcionaría un panorama general completo del trabajo de la sección. Muchas denuncias no conllevan el inicio de una investigación oficial, y el informe del trabajo llevado a cabo para fundamentar la denuncia no puede considerarse como un informe de investigación oficial. Esta clase de informe no se ha puesto a disposición del Director General y no podría transmitirse a los Estados miembros. Reiteró la importancia de comprender la naturaleza de los informes de investigación de la DASI, que fundamentan las denuncias. Compete al Director General decidir si se sigue adelante con una investigación, que es el primer paso de un proceso prolongado. A la larga, se informará a los Estados miembros de cualquier decisión adoptada por medio de los órganos de justicia internos. La confidencialidad y la protección de las fuentes asegura la integridad del sistema de justicia interno. El Director de la DASI opina que lo más conveniente es limitar la difusión de la información al menor número de personas posible durante el proceso. Lo más importante es contar con mecanismos de supervisión que puedan servir para prevenir el fraude y las infracciones de las normas de la OMPI en la mayor medida posible.

  28. La Delegación de Suiza preguntó cómo tratan otras organizaciones los informes de investigación y su divulgación a los Estados miembros. Está de acuerdo con el Director de la DASI en que los informes de investigación son una clase de informes muy específica, y que otorgar acceso pleno a los Estados miembros no es una buena idea. La Delegación desea que la práctica de la OMPI esté en consonancia con la de otras organizaciones.

  29. La Delegación de Alemania preguntó si difundir públicamente los informes de la DASI podría influir en el nivel de los informes y en el número de estudios emprendidos.

  30. El Presidente del PBC resumió los puntos principales del procedimiento de investigación de la siguiente forma: los informes de investigación tienen un calendario que comienza con la denuncia que no se revela ni siquiera al Director General. Se inicia la investigación oficial únicamente si la denuncia está fundamentada. En un momento determinado, los resultados de la investigación se dan a conocer. Los Estados miembros pidieron información sobre las prácticas en otras organizaciones, y preguntaron si el Director of DASI cree que hay un momento concreto en el que podría revelarse la información a los Estados miembros.

  31. El Director de la DASI agradeció al Presidente del PBC su claro resumen. Señaló que tras recibir una denuncia de fraude o comportamiento indebido hay un periodo de evaluación durante el cual la DASI determina si hay fundamento suficiente para iniciar una investigación oficial. Hizo referencia a la reseña anual que presentó a la Asamblea General con información que muestra que la mayor parte de la labor de investigación de la DASI comporta examinar las denuncias antes de iniciar una investigación oficial, y que la mayoría de las denuncias no han dado lugar a una investigación oficial. Al iniciar una investigación oficial, se emite una notificación oficial. Al final del procedimiento oficial, el Director de la DASI firma el informe de investigación y lo transmite al Director General. Compete a este último decidir las medidas subsiguientes. Los informes de investigación mencionados en el párrafo 19 de la Carta de Supervisión Interna son los informes elaborados tras el inicio oficial de la investigación y no los informes iniciales. Los informes oficiales representan únicamente un aspecto menor del trabajo de la Sección de Investigación y no proporcionan una visión satisfactoria de todas sus actividades. En lo que respecta a otras organizaciones, la práctica de las Naciones Unidas es diferente. Hasta hace muy poco tiempo, los informes de auditoría se difundían internamente y, sólo recientemente, se han divulgado de forma más amplia. La mayoría de las organizaciones no permite el acceso a los informes de investigación. Actualmente, la Secretaría de las Naciones Unidas otorga el acceso, pero cuenta con recursos suficientes para que los informes sean anónimos. Si los Estados miembros de la OMPI desean acceder a los informes de investigación, los informes tendrían que ser completamente anónimos mediante la supresión de, por ejemplo, todos los nombres, las funciones, las nacionalidades y otros datos. De lo contrario, nadie volverá a presentar una denuncia en el futuro, algo que las personas ya consideran muy difícil de hacer.

  32. La Delegación de Alemania recordó que en la reunión de la Asamblea General de 2011, el Director de la DASI informó que se habían gastado aproximadamente 40.000 francos suizos en investigaciones. La Delegación considera que el desglose de los gastos indicando, por ejemplo, la cantidad de denuncias examinadas, los casos iniciados oficialmente y otros datos, podría proporcionar información suficiente a los Estados miembros. Añadió que esa información ya figura en la reseña anual que presenta el Director de la DASI a la Asamblea General. Opina que no es necesario conocer más detalles.

  33. El Director de la DASI señaló a la atención de las delegaciones la sección 4 de la reseña que presentó a la Asamblea General (documento WO/GA/41/9), en la que se aporta información sobre las actividades de investigación durante el periodo reseñado, comprendida la cantidad de denuncias recibidas, la cantidad de investigaciones finalizadas y la cantidad que está en curso en junio de 2012. El total de denuncias fue de 18, investigaciones 16 y, al 30 de junio de 2012, 15 denuncias estaban abiertas. De los casos examinados, seis no tenían fundamento y uno afectaba a un funcionario que ya no trabaja en la Organización. En tres casos, tras el examen preliminar, la investigación no se consideró necesaria. Por consiguiente, nueve de los 16 casos no conllevaron el inicio de una investigación oficial. En el Anexo al documento WO/GA/41/9 figuran estadísticas sobre la evolución y el tipo de las investigaciones. En 2011, el 15% de los casos tenía relación con la difamación y el 15% con la contratación y, en 2012, el 25% estaba relacionado con la filtración de información confidencial, el 25% con el acoso, etc. Si los Estados miembros desean recibir este tipo de información, tal vez baste con la reseña anual. Ahora bien, si los Estados miembros desean tener más detalles sobre los procedimientos y las investigaciones propiamente dichas, habría que modificar la Carta.

  34. La Delegación de Egipto pidió aclaraciones sobre la base de la lectura conjunta del párrafo 19 y el párrafo 22. Con arreglo al párrafo 22, el Director de la DASI entrega todo informe final de investigación al Director General. En el caso de las investigaciones que guarden relación con el Director General Adjunto y/o el Subdirector General, el Director de la DASI envía también una copia del informe a los Presidentes de la Asamblea General y de la CCIS. Si la investigación guarda relación con el Director General, el Director de la DASI entrega el informe al Presidente de la Asamblea General, con copia a los Presidentes del Comité de Coordinación y de la CCIS, y a los Auditores Externos. Por tanto, en el caso de investigaciones de alto nivel, los informes están a disposición de los Estados miembros. Si los informes son de niveles inferiores, ni siquiera están a disposición de los Presidentes de la Asamblea General, el Comité de Coordinación y el PBC.

  35. El Director de la DASI indicó que los informes de investigación que están relacionados con el Director General Adjunto y el Subdirector General se envían al Director General, en su calidad de funcionario encargado de adoptar medidas disciplinarias, y siempre que no haya conflicto de interés. En el párrafo 22 se disponen salvaguardas frente a cualquier percepción de un posible conflicto de interés y se contempla la posibilidad de una situación en la que el Director General no esté facultado para decidir la adopción de medidas.

  36. El Presidente del PBC señaló que se han proporcionado muchas aclaraciones y que los Estados miembros están ahora en posición de aprobar las modificaciones una vez que las delegaciones que pidieron más tiempo para consultar con las capitales de sus países reciban la confirmación.

  37. El Comité del Programa y Presupuesto:

i) recomendó a la Asamblea General de la OMPI la aprobación de las revisiones propuestas de la Carta de Supervisión Interna de la OMPI, el mandato de la auditoría externa y el mandato de la Comisión Consultiva Independiente de Supervisión de la OMPI que figuran en el documento WO/PBC/19/20 Rev.; y


    ii) tomó nota de que las secciones pertinentes del Reglamento Financiero y la Reglamentación Financiera serán modificadas en consecuencia.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   27

similar:

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconInforme aprobado por el Comité

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconInforme al Congreso Nacional sobre el Análisis y Evaluación de la...

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconDocumento aprobado por el consejo del ingala presentacióN

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconAprobado por resolución 00568 de Septiembre 20 de 2012

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconInforme de comentarios a la Ley producido en 2007 por el Equipo Interdisciplinario...

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconInforme programa mic mac vision del departamento del cauca al añO 2030 6

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconDisposiciones generales las Normas y procedimientos por la cuales...

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconDisposiciones generales las Normas y procedimientos por la cuales...

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconInforme sobre la marcha de la aplicación del programa de la ompi de alineación estratégica

Informe aprobado por el Comité del Programa y Presupuesto iconEl presupuesto de ventas




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com