Bibliografía introduccion




descargar 351.95 Kb.
títuloBibliografía introduccion
página10/11
fecha de publicación25.10.2016
tamaño351.95 Kb.
tipoBibliografía
b.se-todo.com > Documentos > Bibliografía
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11

8.5 Aislamiento respiratorio de los pacientes en centros

  • Cualquier persona que está en estrecho contacto (aproximadamente, 1 metro) con un caso sospechosos por tener síntomas de tipo respiratorio, tiene el riesgo de exponerse a las microgotas respiratorias potencialmente infecciosas

  • Para reducción de la transmisión del virus de Influenza (H1N1) todos los centros de salud, deben ponerse en marcha actuaciones conducentes a la protección (respiratoria y ambiental) del personal del centro, los pacientes y sus acompañantes, con especial atención a los pacientes no infectados más vulnerables a la infección.

  • En situaciones de elevada incidencia deberán identificarse y acondicionar un espacio para la atención específica de sintomáticos respiratorios. En previsión de esta situación en todos los centros de salud, deben identificarse las siguientes zonas:

    • Zona de triage

    • Zona de espera para pacientes con sospecha de gripe

    • Zona de espera para pacientes sin sospecha de gripe

  • Las medidas de higiene de manos y respiratoria (uso de pañuelos, mascarillas quirúrgicas) junto con las medidas de higiene ambiental disminuyen la transmisión de la enfermedad en los centros:

    • Todos los pacientes atendidos en un centro sanitario con sospecha de infección AH1N1 deberán utilizar una mascarilla quirúrgica durante la permanencia en el centro.

    • La higiene de las manos es la medida preventiva más importante para reducir la transmisión directa e indirecta de la infección por gripe. La higiene de manos incluye el lavado de manos con agua y jabón, y/o los preparados con base alcohólica al 70% (83).

    • En todos los puntos de atención de los pacientes de los centros se dispondrá de material necesario para facilitar la higiene respiratoria (mascarillas, pañuelos de papel de un solo uso, papelera) y de manos (lavabo con jabón y dispensadores con preparados de base alcohólica).

    • La limpieza de las superficies de las dependencias de los centros se hará diariamente con especial atención a las superficies de contacto frecuente (interruptores, pomos de las puertas, teléfonos, timbres, barandas, accesorios de la cama, teclados de ordenador, etc.). El personal de limpieza deberá utilizar las mismas medidas de protección que el personal sanitario (83).

  • Para acelerar la atención al paciente con sospecha de infección se recomienda realizar el triage en una consulta separada o diferenciada del resto de consultas. En la medida en que sea posible la sala de espera y consulta de triage deben estar bien ventiladas.

  • Los pacientes que precisen una valoración médica posterior beben atenderse de forma prioritaria para minimizar el tiempo que deben permanecer en la sala de espera

  • Para no alterar el funcionamiento y la organización asistencial del centro, el establecimiento de consultas o áreas específicas de atención y/o de espera para atender a los pacientes con síntomas respiratorios en el centro, se planteará ante el incremento importante de casos atendidos en el centro (por encima del 50% de casos sospechosos respecto al total de consultas).

Recomendación

  • Los centros deben garantizar un protección respiratoria correcta de los del personal del centro, los pacientes y sus acompañantes, con especial atención a los pacientes no infectados más vulnerables a la infección

  • La combinación de medidas consistentes en el empleo de barreras contra la transmisión respiratoria, el aislamiento y las medidas higiénicas son eficaces para disminuir el riesgo de infección, por el virus de la influenza A:

    • Recomendar el uso de mascarillas desechables en sala de espera para los pacientes sospechosos

    • Todos los puntos de atención de los pacientes en los centros, deben disponer de un acceso a lavabos dotados de agua y jabón, dispensadores de solución hidroalcohólica así como dispensadores de pañuelos de papel y papeleras para arrojar el material desechable

    • La limpieza de las superficies de las dependencias de los centros se hará diariamente

    • Priorizar la atención médica a los pacientes que requieran una valoración clínica tras el triage

    • Establecer zonas diferenciadas dentro de los centros para la realización del triage a todos los casos sospechosos de gripe

    • El establecimiento de consultas o áreas específicas de atención y/o de espera para atender esta patología en el centro sólo se recomienda en situaciones de elevada incidencia de pacientes infectados.

8.6 Necesidad de material para aislamiento respiratorio de los profesionales

  • La higiene de manos y las medidas barreras de aislamiento respiratorio, se han demostrado eficaces para disminuir para reducir la transmisión de virus respiratorios. Se recomienda como medida principal para disminuir la transmisión del virus Ah1 adoptar medidas de higiene de manos en los profesionales sanitarios y nos sanitarios del centro. En situaciones de alto riesgo de transmisión, también se recomienda la combinación de medidas de barrera (como el uso de guantes, bata y mascarilla) y el aislamiento de casos sospechosos. Estas intervenciones deben implementarse, preferentemente de manera combinada pues su utilización rutinaria y a largo plazo interrumpen y/o reducen la diseminación de los virus respiratorios (89).

  • En todos los centros sanitarios los trabajadores sanitarios y no sanitarios que atiendan directamente a los pacientes deberán seguir las recomendaciones para la protección respiratorias frente a las secreciones de los pacientes sospechosos de infección respiratoria aguda:

  • Protección respiratoria. Los protectores respiratorios FFP3 ó FFP2 sólo deben utilizarse para la realización de procedimientos que generen aerosoles (aspiración de secreciones respiratorias, administración de tratamientos en aerosol o mediante nebulizador, maniobras de intubación y resucitación, broncoscópia, autopsia), generalmente a nivel hospitalario. El uso de mascarillas quirúrgicas frente a respiradores N95, no aumenta la transmisión del la gripe entre el personal sanitario (90). La mascarilla quirúrgica debe emplearse durante actividades que pueden generar salpicaduras de secreciones y excreciones respiratorias




  • La higiene de manos es una de las medidas más efectivas para disminuir la transmisión de las enfermedades infecciosas por parte de los profesionales.

  • La Organización Mundial de la Salud (OMS) define 5 momentos, en relación con el paciente, para realizar la higiene de las manos (91):

  1. Antes del contacto con el paciente

  2. Antes de realizarle una técnica limpia/aséptica

  3. Después del contacto con fluidos corporales

  4. Después del contacto con el paciente

  5. Después del contacto con el entorno del paciente

  • Si no se ha hecho antes, se aconseja desinfectar las manos con solución hidroalcohólica ó jabón antimicrobiano, antes del contacto directo con los pacientes.

  • Cuando las manos estén contaminadas con material o manchadas con secreciones, se lavarán con agua y jabón no antiséptico y posterior aplicación, tras secar las manos de una solución hidroalcohólica (o con agua y jabón antiséptico).

  • Cuando están contaminadas pero la suciedad no es visible se recomienda la desinfección con preparados de base alcohólica

  • Las consultas dispondrán del material suficiente para la higiene de manos de los profesionales: lavabos, si fuese posible con mandos de codo o de pie, dispensador de jabón no antimicrobiano, toallas de papel desechables y dispensadores de solución hidroalcohólica.

  • El uso de guantes no sustituye en ningún caso la higiene de las manos. Se utilizarán al manipular sangre, fluidos corporales, secreciones, excreciones respiratorias.

  • La bata se usa para proteger la piel y evitar ensuciar la ropa durante actividades que pueden generar salpicaduras o líquidos pulverizables de sangre, fluidos corporales, secreciones, o excreciones

  • Los sanitarios que realicen atención domiciliaria deberán utilizar una mascarilla quirúrgica y seguir las precauciones estándar durante la visita. Así mismo deben disponer de dispositivos portátiles con preparados de base alcohólica para realizar la higiene de manos antes y después de la atención a la persona enferma.

  • Los residuos sanitarios se gestionarán según lo establecido en la normativa legal vigente, sin necesidad de un tratamiento diferenciado al resto de residuos.

Recomendación

  • En todos los centros sanitarios los trabajadores sanitarios y no sanitarios que atiendan directamente a los pacientes deberán seguir las recomendaciones para la protección respiratorias frente a las secreciones de los pacientes.

    • Los protectores respiratorios FFP3 ó FFP2 sólo deben utilizarse para la realización de procedimientos que generen aerosoles, generalmente a nivel hospitalario.

    • La mascarilla quirúrgica desechable es suficiente para prevenir el riesgo de infección en el resto de situaciones que implique contacto con el enfermo no protegido con mascarilla o exposición directa a secrecioens respiratorias

    • Las consultas, unidades administrativas dispondrán del material suficiente para la higiene de manos de los profesionales

    • Los profesionales sanitarios y no sanitarios deberán extremar las medidas de higiene de manos antes y después de atender a los pacientes con sospecha de infección.

    • Los profesionales sanitarios deberán mantener el resto de las medidas barrera de protección estándar para evitar la transmisión respiratoria por gotas o secreciones (guantes, batas, y mascarillas), en las actuaciones profesionales donde exista riesgo de contagio.

    • Se recomienda utilizar mascarillas y soluciones hidroalcohólicas para la desinfección de manos en la atención domiciliaria

    • Los residuos sanitarios se gestionarán según lo establecido en la normativa legal vigente
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11

similar:

Bibliografía introduccion icon6. bibliografíA. IntroduccióN

Bibliografía introduccion iconBibliografía Introducción

Bibliografía introduccion iconBibliografía introduccióN

Bibliografía introduccion iconBibliografía 09 introduccion

Bibliografía introduccion iconBibliografía Introducción

Bibliografía introduccion iconBibliografía. IntroduccióN

Bibliografía introduccion iconBibliografía introduccióN

Bibliografía introduccion icon6. Bibliografía. IntroduccióN

Bibliografía introduccion iconBibliografía introduccióN

Bibliografía introduccion iconBibliografíA. IntroduccióN




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com