Ciencias para el Mundo Contemporáneo




descargar 312.24 Kb.
títuloCiencias para el Mundo Contemporáneo
página7/11
fecha de publicación26.10.2015
tamaño312.24 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Documentos > Documentos
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11

II. Raíces históricas de la España contemporánea

  1. La pervivencia del legado romano en la cultura hispánica.

  2. El origen, la evolución y la diversidad cultural de las entidades políticas peninsulares en la Edad Media: los reinos cristianos y Al-Ándalus. Las formas de ocupación del territorio y su influencia en la estructura de la propiedad.

  3. La formación y la evolución de la monarquía hispánica: de la unión dinástica de los Reyes Católicos a la unión de reinos de los Austrias.

  4. La expansión ultramarina y la creación del imperio colonial.

  5. La conquista y la colonización de las islas Canarias.

  6. El Antiguo Régimen en España y Canarias.

6.1. Características políticas, económicas, sociales y culturales del Antiguo Régimen.

6.2. La política centralizadora y reformista de los Borbones.

6.3. Canarias, de la colonización al inicio de la etapa contemporánea.

III. Crisis del Antiguo Régimen

  1. La crisis de la monarquía borbónica.

1.1. El contexto europeo.

1.2. La Guerra de la Independencia y los comienzos de la revolución liberal.

1.3. La Constitución de 1812.

  1. El absolutismo frente al liberalismo.

2.1. La evolución política del reinado de Fernando VII.

2.2. La emancipación de la América española y sus consecuencias.

  1. Las repercusiones de la crisis del Antiguo Régimen en Canarias.

IV. Construcción y consolidación del Estado liberal. El constitucionalismo

  1. La revolución liberal en el reinado de Isabel II.

1.1. Carlismo y guerra civil.

1.2. La construcción y evolución del Estado liberal.

  1. El Sexenio revolucionario: intentos democratizadores. De la revolución al ensayo republicano.

  2. El régimen de la Restauración.

3.1. Las características y el funcionamiento del sistema político canovista.

3.2. La oligarquía y el caciquismo.

  1. Canarias durante la formación del Estado liberal y sus consecuencias.

4.1. La ideología liberal en las Islas. El pleito insular.

4.2. Características de la Restauración. La estructura del sistema caciquil en el Archipiélago.

  1. Dificultades en el sistema y crisis finisecular.

5.1. La oposición al sistema.

5.2. El nacimiento de los nacionalismos periféricos. Los orígenes del nacionalismo canario.

5.3. La guerra colonial y la crisis de 1898.

V. Transformaciones económicas y cambios sociales en el siglo XIX y primer tercio del siglo XX

  1. Transformaciones económicas.

1.1. El proceso de desamortización y los intentos de reforma agraria.

1.2. Las particularidades de la incorporación de España a la revolución industrial.

1.3. La modernización de las infraestructuras: el ferrocarril.

1.4. La evolución de la economía canaria. El régimen de puertos francos.

  1. Transformaciones sociales y culturales.

2.1. La evolución demográfica.

2.2. De la sociedad estamental a la sociedad de clases.

2.3. El origen y el desarrollo del movimiento obrero.

2.4. La sociedad en Canarias: la burguesía, la emigración a América y el asociacionismo obrero.

2.5. El cambio en las mentalidades. El inicio del movimiento feminista en España.

VI. Crisis del Estado liberal, la Segunda República y la guerra civil

  1. Intentos modernizadores y fracaso de la Restauración.

1.1. Los intentos de modernización del sistema de la Restauración.

1.2. Crisis y quiebra de la Monarquía constitucional.

1.3. La conflictividad social.

1.4. La cuestión de Marruecos.

1.5. La Dictadura de Primo de Rivera.

  1. La Segunda República.

2.1. La Constitución de 1931.

2.2. Política de reformas y realizaciones culturales.

2.3. Las reacciones antidemocráticas.

  1. Sublevación militar y guerra civil.

3.1. La dimensión política e internacional del conflicto.

3.2. La evolución de las dos zonas.

3.3 Las consecuencias de la guerra.

  1. El contexto social, económico y político en Canarias.

4.1. La situación política durante la Restauración.

4.2. La Segunda República en las Islas.

4.3. Canarias durante la guerra civil.

VII. La dictadura franquista

  1. La creación del Estado franquista: fundamentos ideológicos y apoyos sociales. La autarquía y el aislamiento internacional.

  2. La consolidación del régimen.

2.1. La apertura al exterior.

2.2. El crecimiento económico y las transformaciones sociales.

  1. El franquismo en Canarias.

3.1. La etapa autárquica. El Mando Económico.

3.2. Evolución económica y social en las Islas (1950-1965).

  1. Elementos de cambio en la etapa final del franquismo en España y Canarias. La oposición democrática.

VIII. La España actual

  1. El proceso de transición a la democracia. La Constitución de 1978. Principios constitucionales, desarrollo institucional y autonómico de España.

  2. Los gobiernos democráticos. Los cambios sociales, económicos y culturales.

  3. España en la Unión Europea. La actuación de España en el marco europeo y en el contexto internacional, en particular en Hispanoamérica.

  4. La transición democrática en Canarias.

4.1. La evolución política, el desarrollo económico y los cambios sociales y culturales. El Estatuto de Autonomía de Canarias.

4.2. La integración de Canarias en la Unión Europea.

Criterios de evaluación

  1. Reconocer y valorar los procesos históricos más significativos anteriores al siglo XVI, resaltando especialmente su trascendencia posterior y las huellas que todavía permanecen vigentes.

Con este criterio se pretende evaluar la capacidad de los alumnos y las alumnas para explicar la influencia de los procesos históricos del pasado en la realidad española actual y para valorar la importancia de los acontecimientos más relevantes de la Edad Antigua y Media española como la romanización, la evolución política, territorial y socioeconómica de los reinos medievales, y las modalidades más significativas de apropiación y reparto de tierra.

  1. Reconocer y caracterizar la particularidad del origen y desarrollo del Estado moderno en España y del hecho histórico de la conquista de Canarias, así como del proceso de expansión exterior y las estrechas relaciones entre España y América.

Este criterio pretende comprobar la competencia del alumnado para explicar la evolución de la monarquía hispánica en la Edad Moderna, su papel en Europa, así como su transformación en el Estado centralista borbónico, tanto en España como en Canarias. Asimismo, se evaluará la capacidad de situar históricamente el descubrimiento, la conquista, las aportaciones demográficas y el modelo de explotación de América, subrayando su trascendencia en la España moderna. Es recomendable en el proceso de evaluación de este criterio la realización de trabajos de diseños por tareas que comporten la obtención y selección de información de fuentes diversas.

  1. Caracterizar y analizar la crisis del Antiguo Régimen en España, así como sus repercusiones en Canarias, resaltando tanto su particularidad como su relación con el contexto internacional y su importancia histórica.

Se trata de verificar la capacidad de los alumnos y alumnas para reconocer el alcance y las limitaciones del proceso revolucionario producido durante la guerra de la Independencia, remarcando la importancia de la obra legislativa de las Cortes de Cádiz. Se pretende, además, evaluar si el alumnado sabe explicar las diferencias ideológicas entre absolutismo y liberalismo durante el reinado de Fernando VII, si sabe valorar de forma razonada los cambios respecto al Antiguo Régimen y si identifica las causas del proceso emancipador de la América española durante éste, analizando sus repercusiones tanto en España como en Canarias.

  1. Explicar la complejidad del proceso de construcción del Estado liberal y del tardío desarrollo de la economía capitalista en España, analizando de forma específica la situación en Canarias y destacando las dificultades afrontadas y la naturaleza revolucionaria del proceso.

Con la aplicación de este criterio se quiere comprobar si el alumnado elabora explicaciones coherentes sobre las dimensiones y la evolución de los cambios político-jurídicos, sociales y económicos de la España isabelina y sobre los hechos políticos que enmarcaron la formación del Estado liberal en España, destacando las causas de la revolución de 1868, el significado histórico del sexenio democrático y su evolución política y valorando, además, el esfuerzo democratizador que representó. Se pretende, también, evaluar si los alumnos y alumnas explican el lento proceso de industrialización en España y sus efectos sociales y culturales, indicando las características de este período en la vida política, social y económica de las islas Canarias.

  1. Caracterizar el período de la Restauración, analizando las peculiaridades del sistema político, las realizaciones y los fracasos de la etapa, así como los factores más significativos de la crisis y descomposición del régimen y señalando de forma especial las singularidades políticas en el ámbito canario.

Este criterio pretende constatar la capacidad del alumnado para reconocer las características del régimen político de la Restauración borbónica en España y en Canarias, explicando los fundamentos jurídico-políticos y las prácticas corruptas que desvirtúan el sistema parlamentario, así como el papel de los principales protagonistas de este proceso y de los movimientos al margen del bipartidismo: los incipientes nacionalismos periféricos y el movimiento obrero. Por otra parte, trata de evaluar si el alumnado sabe analizar los problemas políticos y sociales más relevantes de la crisis de la Restauración y la quiebra de la monarquía parlamentaria durante el reinado de Alfonso XIII y si reconoce las peculiaridades de la Dictadura de Primo de Rivera, explicando las causas del fracaso de su política.

  1. Valorar la trascendencia histórica de la Segunda República y de la guerra civil, destacando especialmente el empeño modernizador del proyecto republicano, la oposición que suscitó y otros factores que contribuyeron a desencadenar un enfrentamiento fratricida, así como sus consecuencias, tanto para España como para Canarias.

Se trata de comprobar con este criterio si los alumnos y las alumnas son capaces de situar cronológicamente los acontecimientos más relevantes de la Segunda República, las líneas maestras de los proyectos reformistas y las características de la Constitución de 1931, identificando los conflictos acaecidos a lo largo de las distintas etapas con el debido resalte de la situación sociopolítica en las islas Canarias. Además, se propone evaluar si el alumnado sabe explicar las causas de la sublevación militar, la trascendencia de los apoyos internacionales en su desenlace, los aspectos más significativos de la evolución de las dos zonas y las consecuencias del conflicto, a través de la crítica contrastada de fuentes diversas.

  1. Reconocer y analizar las peculiaridades ideológicas e institucionales de la dictadura franquista, secuenciando los cambios políticos, sociales y económicos, y resaltando la influencia de la coyuntura internacional en la evolución del régimen, así como las características de estos cambios en Canarias.

Este criterio pretende comprobar si el alumnado reconoce las bases ideológicas, los apoyos sociales y los fundamentos institucionales de la dictadura franquista y explica cómo los acontecimientos internacionales influyeron en la evolución del régimen. Se quiere constatar también si los alumnos y alumnas comprenden y sitúan cronológicamente los rasgos más importantes de la evolución política, social y económica de la España franquista, analizando la influencia del desarrollismo de la década de los sesenta en los cambios de la sociedad española y canaria. Por último, se pretende comprobar si los alumnos y alumnas identifican y valoran la evolución e intensidad de la oposición al régimen.

  1. Describir las características y dificultades del proceso de transición democrática en España y en Canarias valorando su trascendencia, reconocer la singularidad de la Constitución de 1978 y explicar los principios que regulan la actual organización política y territorial del Estado.

Se trata de evaluar mediante este criterio la capacidad del alumnado para explicar los cambios introducidos en la situación política, social, económica y cultural de España y de Canarias en los años inmediatamente siguientes a la muerte de Franco, así como el papel de los artífices individuales y colectivos de estos cambios, valorando el proceso de recuperación de la convivencia democrática en España. Asimismo, quiere constatar este criterio si los alumnos y alumnas conocen la estructura y los principios que regulan la organización política y territorial de España a partir de 1978 y, de forma particular, las características más importantes del Estatuto de Autonomía de Canarias.

  1. Citar ejemplos de hechos significativos de la historia de España y de Canarias relacionándolos con su contexto internacional, en especial, en el ámbito europeo y en el hispanoamericano.

Con este criterio se persigue verificar la competencia de los alumnos y las alumnas para identificar y establecer conexiones entre los hechos y los acontecimientos más destacados de la historia de España y de Canarias y los que simultáneamente suceden en el contexto internacional, en particular en Europa y en Hispanoamérica, resaltando las repercusiones que se derivan en uno y otro ámbito. Se busca que el alumnado valore el proceso de integración de España en la Unión Europea, así como el papel de España en relación con Hispanoamérica.

  1. Conocer y utilizar las técnicas básicas de indagación y explicación histórica, recoger información de diferentes tipos de fuentes, especialmente las proporcionadas por las tecnologías de la información y de la comunicación, participando en los espacios de interacción y colaborativos relacionados con la materia, valorando críticamente su contenido, y expresar el resultado utilizando con rigor la terminología histórica y el lenguaje adecuados.

Este criterio pretende comprobar si el alumnado ha adquirido las habilidades necesarias para seleccionar, analizar y explicar la información que aportan las fuentes de documentación histórica, en especial los textos, los mapas, los datos estadísticos y las imágenes, así como su participación dirigida por el profesorado en ámbitos tecnológicos de interacción (formato web, DVD, etc.) y colaborativos (foros especializados, blogs…), empleando la terminología histórica adecuada a su nivel. Igualmente se pretende constatar la destreza de los alumnos y alumnas para elaborar e interpretar mapas conceptuales referidos tanto a procesos como a situaciones históricas concretas.

Lengua Castellana y Literatura

Introducción

La materia de Lengua Castellana y Literatura en el Bachillerato tiene como objetivo profundizar en los contenidos impartidos en la Educación Secundaria Obligatoria y, en la medida de lo posible, consolidar y ampliar la competencia comunicativa de los alumnos y alumnas de manera que sean capaces de resolver los problemas que surgen en la comprensión de los textos ajenos y en la composición de los propios. Se trata, pues, de completar el proceso de formación lingüística y literaria que permitirá a los jóvenes seguir aprendiendo a lo largo de la vida, tanto si desean incorporarse directamente al mundo laboral como si pretenden acceder a unos estudios superiores, universitarios o no.

Así pues, el objetivo prioritario de esta materia debe ser la transferencia de las habilidades lingüísticas desde el contexto del aula a las situaciones reales de comunicación. Se entiende que la lengua se aprende contextualizada en el uso que de ella se hace socialmente, de manera que la enseñanza de sus aspectos gramaticales y formales no debe estar desvinculada de la dimensión práctica y de la reflexión crítica acerca del funcionamiento del sistema. La reflexión metalingüística tiene sentido sólo si contribuye a la mejora de las capacidades expresivas y comprensivas de los alumnos y las alumnas. No menos importante es el desarrollo de la competencia literaria: desde la aproximación al mundo de la literatura se educa su sensibilidad estética y se despierta su espíritu crítico, al tiempo que se les otorga un legado cultural cuyo conocimiento y significación les va a acompañar siempre en su vida adulta. Asimismo, esta materia contribuye al desarrollo de competencias generales del Bachillerato como son la competencia en el tratamiento de la información y competencia digital y la competencia en autonomía e iniciativa personal.

El desarrollo de la competencia comunicativa se abordará a través del trabajo de todas las tipologías textuales, prestando especial atención a sus ámbitos de uso. Los actos comunicativos se realizan en contextos sociales diferentes. Por tanto, conviene que el alumnado conozca las peculiaridades de los textos empleados en las relaciones con entidades públicas o privadas, en la institución académica, en los medios de comunicación social como la prensa y la televisión, o en el mundo de la ficción literaria, además de familiarizarse con tales peculiaridades. Asimismo, se debe atender a la finalidad práctica de los textos, tanto en la transmisión y recepción de información como en la relación intra e interpersonal.

Los discursos propios de las relaciones con entidades públicas o privadas incluyen textos como actas, reglamentos, convocatorias, etc., cuyo conocimiento y dominio será de especial relevancia en su vida social adulta. En el ámbito académico, los conocimientos que han de abordarse son amplios y diversos. No deben trabajarse únicamente los rasgos lingüísticos del texto técnico-científico y las formas del discurso humanístico; también hay que atender a otros modelos discursivos como las normas de funcionamiento del centro, las instrucciones para la realización de actividades, el proyecto o guión de un trabajo monográfico, el desarrollo de debates, coloquios o mesas redondas, etc.; siempre con las miras puestas en enseñar a aprender con autonomía y rigor. Por otra parte, los medios de comunicación constituyen un rasgo definidor de nuestra sociedad actual y, por ello, resulta ineludible que el alumnado de Bachillerato esté en contacto permanente con sus textos, pues contribuyen en gran medida tanto al conocimiento del mundo, a la regulación del pensamiento y a una formación cultural de carácter general, como al desarrollo del análisis crítico de la información.

El tratamiento del discurso literario ofrece una gran variedad de contextos, contenidos, géneros y registros para la ampliación de la competencia comunicativa, al tiempo que acerca a los alumnos y a las alumnas al conocimiento del ser humano a través de las obras literarias. Pero sobre todo permite potenciar el hábito de la lectura y la escritura. Ambas habilidades no se pueden disociar. La escritura es parte inherente de todo proceso lector, y por tal causa es tan importante potenciar la vivencia de la lectura y su disfrute personal como procurar que los jóvenes compartan sus experiencias y elaboren distintos tipos de textos orales y escritos en los que reflejen su comprensión, interpretación y aprecio del texto artístico. La lectura literaria como vehículo generador de placer y de ideas del mundo debe proporcionarles la posibilidad de compartir vivencias, encauzar sentimientos, desarrollar la sensibilidad estética y ayudar a conformar su personalidad.

El desarrollo de la materia se debe centrar en una enseñanza tanto de destrezas comunicativas como de conceptos y teorizaciones en torno a lo lingüístico y lo literario. En realidad, tal y como se refleja en los objetivos de este currículo, eminentemente competenciales y comunicativos, en el Bachillerato se produce una prolongación de los enunciados teóricos de la Educación Secundaria Obligatoria que, en consecuencia lógica, habrán de llevar aparejados similares principios metodológicos.

Por este motivo, se recomienda seguir con el enfoque comunicativo funcional adoptado en esa etapa al margen de que el grado de especificación terminológica sea más alto y la selección de contenidos conceptuales más amplia, pues la capacidad de abstracción del alumnado es mayor en estos niveles. En cuanto a la organización de las actividades, se aconseja simultanear el trabajo individual con el grupal; sin duda, la interacción favorece la confrontación de ideas, la argumentación y la corrección de errores, a la par que permite el desarrollo de actitudes propias del trabajo cooperativo.

Conforme a lo expuesto, los contenidos del currículo se secuencian en dos cursos y se organizan en tres bloques de contenidos: «La variedad de los discursos y el tratamiento de la información», «El discurso literario» y «Conocimiento de la lengua: uso y aprendizaje», de igual denominación en ambos. Conviene que éstos sean abordados de manera global e integradora tal y como ya se ha adelantado al proponer la adopción de un enfoque comunicativo funcional, que prima el conocimiento y la reflexión de la lengua en uso. Por consiguiente, el estudio preferente de textos del ámbito académico (científico-técnicos, humanísticos…), y de los ámbitos periodístico y publicitario debe permitir incorporar actividades que faciliten el análisis de los contenidos gramaticales y léxico-semánticos. Sin duda, los conocimientos lingüísticos adquiridos contribuirán a la mejora de la competencia comunicativa de los alumnos y las alumnas.

El bloque I, «La variedad de los discursos y el tratamiento de la información», recoge los contenidos referidos al desarrollo de las habilidades lingüísticas de comprender y expresarse con corrección en los diferentes ámbitos del discurso y, de forma especial, en los ámbitos académico y periodístico. Se hace hincapié tanto en el análisis como en la composición de textos del mencionado ámbito académico (científico-técnicos, humanísticos…), y de los igualmente mencionados ámbitos periodístico, publicitario… Se trata de ámbitos con predominio de la variedad discursiva expositiva y argumentativa. Se sugiere la realización de comentarios críticos o breves ponencias en los que el alumnado contextualice y ponga en práctica los saberes adquiridos. La impartición de los contenidos en los dos cursos de la etapa sólo diferirá en el nivel de exigencia y la complejidad de los textos seleccionados. Por otro lado, se concede especial atención a los procedimientos de tratamiento de la información, y se propone el uso de los medios audiovisuales y de las tecnologías de la información y la comunicación como recursos para el desarrollo del aprendizaje lingüístico. Es una práctica ya común acudir a soportes digitales para la búsqueda de información, las presentaciones orales o la composición de textos propios.

El bloque II, «El discurso literario», presenta una organización de los contenidos sucinta, y el enunciado de los epígrafes, sobre todo los referidos al estudio histórico de la literatura, es intencionadamente genérico, de manera que se deja abierta la selección de las obras, fragmentos y autores más representativos de las diferentes épocas. Por otro lado, el tratamiento que se da al bloque es el mismo en los dos niveles de la etapa y la única diferencia se establece respecto a la secuenciación de los períodos literarios. En el primer curso se propone el acercamiento a la época medieval y las sucesivas manifestaciones hasta el siglo XIX, aunque debe señalarse la conveniencia de trabajar también textos actuales que presenten algún vínculo con estos periodos (temas, argumentos, contextos históricos, procedimientos estilísticos, etc.), pues resultan más cercanos al alumnado que aquellos de tiempos remotos, y facilitan, por tanto, su comprensión. El segundo curso se detiene fundamentalmente en la época contemporánea, con las obligadas referencias ocasionales a la literatura anterior. En ambos niveles, la selección de textos y autores debe incluir una muestra de la literatura canaria. En cualquier caso, el punto de partida es siempre la modalidad textual, es decir, los contenidos se establecen en torno a los cuatro grandes géneros literarios: el narrativo, el lírico, el dramático y el ensayístico. Con todo, el estudio de la literatura se debe centrar en el desarrollo de las destrezas relacionadas con la lectura comprensiva, y en ese sentido es muy importante la enseñanza de la técnica del comentario de texto. Igualmente, y paralela a esta destreza, está la de convertir a los alumnos y alumnas en creadores de sus propios escritos, bien a través de invenciones o de alguna variante de los autores consagrados. Con la práctica del comentario de texto se pretende que los estudiantes apliquen un enfoque de análisis específico en cada caso. Así podrán ser capaces de construir su propia comprensión y valoración de los diferentes discursos y, además, llegar a contrastar sus gustos personales con el reconocimiento histórico o social de los textos trabajados. Por otra parte, mediante la utilización sistemática y rigurosa de técnicas de escritura, los alumnos y las alumnas recrearán las obras de autor o crearán las propias, y abandonarán el papel de meros receptores. Sin duda, hay que potenciar la lectura como fuente enriquecedora que ayuda a conformar la personalidad de los jóvenes y redunda en la mejora de su facultad global de aprender. Al mismo tiempo se fomentará la utilización de las bibliotecas escolares o virtuales como medio para acceder a las obras literarias u otras fuentes del conocimiento.

El bloque III, «Conocimiento de la lengua: uso y aprendizaje», integra los contenidos relacionados con la reflexión sobre el funcionamiento de la lengua y sus estrategias de aprendizaje, así como con la adquisición de unos conceptos y una terminología gramaticales y de metacognición. En relación con estos últimos contenidos, no se debe olvidar que el objetivo de la materia es ampliar la competencia comunicativa de los alumnos y las alumnas. De ahí que haya que aunar el estudio de la competencia lingüística o el conjunto de reglas abstractas que configuran el sistema con el desarrollo, fundamental, de la competencia pragmática y sociolingüística o el conjunto de conocimientos, habilidades y estrategias que hace posible el uso adecuado de la lengua, en sus vertientes comprensiva y expresiva. Para ello, es conveniente iniciar la teorización sobre el fenómeno comunicativo desde la práctica lingüística, seleccionando ejemplos procedentes de distintas situaciones y registros que permitan distinguir la adecuación del mensaje a la situación en que se emite. Se pretende que, a partir de la experiencia, el alumnado encuentre un sentido lógico a la reflexión metalingüística y a la necesidad de conocer algunos principios abstractos sobre la comunicación. Se debe tender, por tanto, a un tratamiento inductivo de la reflexión gramatical, siguiendo los preceptos de la gramática del texto, que considera la unidad oracional en su uso contextual y comunicativo al tiempo que otorga más valor a los marcadores del discurso. El conocimiento de estos aspectos conceptuales no solo le proporciona al estudiante un mejor aprendizaje y mayor dominio de su lengua, sino que además le facilita el estudio y adquisición de otras lenguas. Tiene especial relevancia en este bloque, por cuanto contribuye a la mejora de la capacidad de comprender y expresarse, la adquisición de un amplio vocabulario, que se puede conseguir mediante la potenciación de la lectura y el uso sistemático del diccionario como fuente de consulta y herramienta de autocorrección ortográfica. También serán objeto de estudio el origen, la evolución y los cambios léxico-semánticos de la lengua.

Tanto en este ámbito como en otros usos reflexivos de la lengua es necesario atender a las particularidades del español de Canarias, para que los alumnos y las alumnas identifiquen debidamente su norma culta y valoren sus rasgos diferenciadores y la conveniencia de su uso.

Los criterios de evaluación establecen la concreción de los objetivos, contenidos y actividades de la materia, y están supeditados a la dimensión procedimental que sigue el enfoque comunicativo funcional propuesto. A través de ellos se procura valorar el grado de desarrollo de las capacidades de comprensión y expresión en los diferentes tipos de discurso; comprobar el uso apropiado de los procedimientos de documentación y tratamiento de la información; constatar hasta qué punto el alumnado ha convertido en destrezas instrumentales la reflexión sobre la lengua; y detectar la maduración de su sensibilidad estética y el conocimiento de una tradición literaria, valorando el avance de su capacidad lectora y aptitudes creativas. Para una correcta aplicación, cada uno de los criterios viene acompañado de una serie de explicaciones e indicadores que ayudan a objetivar las tareas o pautas que han de seguirse en la práctica docente.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11

similar:

Ciencias para el Mundo Contemporáneo iconCiencias para el mundo contemporáneo

Ciencias para el Mundo Contemporáneo iconIes trassierra Ciencias para el Mundo Contemporáneo

Ciencias para el Mundo Contemporáneo iconMundu garaikideko zientziak ciencias para el mundo contemporáneo 2008-2009 participantes

Ciencias para el Mundo Contemporáneo iconCiencias del Mundo Contemporáneo

Ciencias para el Mundo Contemporáneo iconCiencias del mundo contemporaneo: tema 4

Ciencias para el Mundo Contemporáneo iconProgramacion de ciencias del mundo contemporaneo 1º de bachillerato

Ciencias para el Mundo Contemporáneo iconDiplomado en tanatologíA. Enfrentando la muerte en el mundo contemporáneo generación 2010-2011

Ciencias para el Mundo Contemporáneo icon• Manejar los elementos gerenciales fundamentales que exige el trabajo...

Ciencias para el Mundo Contemporáneo iconResumen: La educación es el pasaporte para entrar al mundo laboral,...

Ciencias para el Mundo Contemporáneo iconResumen ¿Tiene la mente algún poder sobre la materia? ¿Es posible...
«intencionalidad» o «intención»parecía pro­ducir una energía lo suficientemente poderosa como para cambiar la realidad física. Un...




Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
b.se-todo.com