1. introduccióN




descargar 104.42 Kb.
título1. introduccióN
página1/7
fecha de publicación25.01.2016
tamaño104.42 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Documentos > Documentos
  1   2   3   4   5   6   7
ÍNDICE



1. INTRODUCCIÓN 3

2. APROXIMACION AL CONCEPTO 4

3. RECURSOS: AYUDAS TÉCNICAS PARA LA MOVILIDAD 7

4. NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES Y ADAPTACIONES CURRICULARES 9

5. EVALUACIÓN 11

6. PRESENTACIÓN DEL CENTRO 12

7. ALUMNOS CON NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES 16

8. TRABAJO EN EQUIPO: COLEGIO Y FAMILIA 18

9. SESIONES DE AUDICIÓN Y LENGUAJE 19

10. POSICIÓN DEL PROFESOR EN EL AULA 22

11. PROPUESTA DE EJERCICIOS 23

12. OTROS CENTROS 24

13. ASOCIACIONES SOBRE DISCAPACIDAD MOTRIZ EN EL ÁMBITO NACIONAL 26

14. CONCLUSIONES 28

15. BIBLIOGRAFÍA 29



1.INTRODUCCIÓN



Como introducción al presente trabajo hemos considerado importante hacer referencia a las habilidades de movilidad, para posteriormente, poder entender mejor de que se trata una discapacidad motora.
Podemos definir movilidad como la capacidad que permite a la persona moverse o transportarse de un lugar a otro. Es una necesidad básica que aporta una serie de necesidades a las personas. A nivel físico facilita la circulación sanguínea y el tono muscular. Psicológicamente aumenta la autoestima y el autoconcepto ya que es uno de los principales factores en la consecución de la autonomía.

La movilidad supone dos tipos de acciones básicas: el desplazamiento y la transferencia o traslado.

Entendemos por desplazamiento el movimiento que permite a una persona ir de un lugar a otro autónomamente o con la ayuda o soporte de recursos específicos, los cuales explicaremos en el correspondiente apartado. En cambio, la transferencia o traslado es aquella movilización en la que intervienen una o más personas para poder mover a una tercera persona. Hay varios tipos de traslados en función de la participación en el proceso del usuario o persona a trasladar.
Para abordar el tema de la movilidad es necesario conocer otros conceptos como el de las personas con movilidad reducida, personas con limitaciones o semi-dependientes o personas con inmovilidad o dependientes.

En primer lugar, en cuanto a las personas con movilidad reducida decir que son aquellas que padecen una limitación temporal o permanentemente en cuanto a la posibilidad de desplazarse debido a una incapacidad física, ya sea sensorial o motriz. Las personas con limitaciones son aquellos sujetos que temporal o permanentemente tienen limitada la capacidad de utilizar el entorno o relacionarse con él. Y por último, hacer referencia a las personas con inmovilidad o dependientes, que son aquellas personas con supresión de toda clase de movimientos de una parte o la totalidad del cuerpo.

2.APROXIMACION AL CONCEPTO



El esquema que sigue el ser humano en la conducta motora es el siguiente:


CAMBIOS DE ENERGIA DEL ENTORNO(ESTÍMULOS) → órganos de los sentidos( selectores) → nervios sensitivos o sensoriales (conducción de la información al S.N.C.) → PROCESAMIENTO en el SNC(Médula espinal, cerebro y cerebelo) Elaboración de la respuesta → Transmisión de las ordenes motrices para su ulterior ejecución por los nervios motores (o las fibras motoras de los nervios mixtos) → Ejecución de los movimientos a través de los músculos que se valen de un sistema de palancas articuladas (sistema muscular y óseo). RESPUESTA




El Sistema Nervioso se caracteriza porque su estructura está organizada en circuitos de retroalimentación de tal modo que la captación de los estímulos depende de la actividad motora del sujeto.
Las deficiencias motoras pueden deberse a disfunciones en cualquiera de los pasos de esta cadena aunque sean más obvias si se alteran los escalones más próximos a la ejecución. Por ello, las enumeramos en dirección inversa a la elaboración del movimiento:
Músculos y articulaciones. Una persona con deficiencia motora puede tener su origen en alteraciones de los sistemas muscular y óseo. Puede ocurrir que sufran malformaciones óseas y/o articulares congénitas. En casos extremos, incluso la ausencia total o parcial de segmentos de miembros (brazos y piernas), llamados agenesias.

La mal posición congénita de las articulaciones produce una alteración de los movimientos. A parte de las congénitas hay que señalar que también pueden ser adquiridas, debido a infecciones de los huesos y articulaciones, a tumores, reumatismos infantiles etc.

Los músculos también pueden afectarse por atrofias y distrofias musculares de origen miógeno, que son procesos de origen genético y se caracterizan por una progresiva e imparable disminución del tejido muscular, llevando finalmente a la muerte.

Hay que tener en cuenta que aunque los padres se manifiesten como “normales”, son portadores de las anomalías en los genes productores del proceso.

La deficiencia motora consecutiva irá en función de la extensión de la zona afectada y de la importancia funcional de la misma. Es obvio, que la falta de un pie es menos problemática que la falta de una mano.

Nervios motores. La ausencia, lesión, compresión, sección, inflamación, traumatismo, etc. de un nervio motor producirá una parálisis periférica, los músculos regidos por el nervio afectado dejaran de funcionar o lo harán mal. El pronóstico futuro dependerá de las posibilidades de que el nervio vuelva a adquirir o no su función.

Como decíamos antes, son más importantes los nervios de los miembros superiores que los inferiores. Y la deficiencia es más grave si se afectan varios nervios.

Existen dos tipos de enfermedades:

Las sistémicas, cuando afectan a un sistema y no solamente a una zona concreta del sujeto.

Y las polineuritis cuando afectan a muchos nervios.

Médula espinal. Es un órgano de paso de la información a través de las fibras que constituyen la sustancia blanca. Aunque las afectaciones mas frecuentes se localizan en la zona de la sustancia gris donde están ubicadas las neuronas que conectan directamente con los músculos.

Cabe destacar que las atrofias o distrofias musculares de origen espinal o neurógeno, son progresivas y mortales.

La medula puede lesionarse también como consecuencia de traumatismos, tumores, falta de riego sanguíneo, etc., dando lugar a las paraplejías o las tetraplejias (parálisis de los miembros inferiores en la primera, y la segunda en casi todo el cuerpo).

En relación con estas, encontramos también espinas bífidas quísticas, abiertas y el mielomeningocele, pero a diferencia de los anteriores, estos son resultado de malformaciones congénitas que se producen en el momento de formarse la columna vertebral y la médula. El déficit motor resultante son paraplejías y falta de control de esfínteres. La concomitancia con malformaciones en la base del cráneo ( es una vértebra modificada), da lugar a alteraciones de la circulación del liquido cefalorraquídeo, con aumento del volumen de este dentro del encéfalo, que puede producir síntomas motores en el sentido de alterar la coordinación muscular y acompañarse de afectación cerebral con repercusión en las funciones cognitivas.

El cerebelo. Es una estructura del Sistema Nervioso importantísima para la motricidad. Se encarga de preparar los músculos ejecutores y adecuarlos a las órdenes para que sean susceptibles de ser cumplidas. Las afecciones congénitas o adquiridas del cerebelo conllevan serias alteraciones de los movimientos.

El cerebro. Es el órgano que procesa la información. En la corteza se distinguen: la parte sensorial o sensitiva, la motora y la asociativa.

La afectación cerebral influye en los movimientos. Si las zonas afectadas están más cerca a la corteza motora y a las vías que parten de la misma, se presenta una “torpeza motora” importante.

En las zonas más centrales están ubicadas importantes estructuras relacionadas con la motricidad: los ganglios basales. Dedicados a la vida emocional y el sistema endocrino.

Las causas pueden ser: traumatismos, infecciones, tumores, falta de circulación sanguínea, falta de oxigeno, falta de glucosa, tóxico, etc.

Los síntomas también ofrecen una gran diversidad, como recibir la información, síntomas motores, cognitivos, lenguaje, etc. En la mayoría de las ocasiones los síntomas son múltiples.

Un gran número de lesiones infantiles en niños se clasifican como parálisis cerebral. Que no está producida por un proceso degenerativo, pero suele tener la incapacidad de evolucionar. La zona lesionada puede ser sustituida por un tejido fibroso que puede retraerse y distorsionar a los tejidos vecinos. Puede actuar como un “foco irritativo” capaz de producir crisis convulsivas a corto o largo plazo, y deteriorar al sujeto si son muy intensas y/o frecuentes.

Órganos de los sentidos y nervios sensitivos. Si el movimiento se inicia en la sensación, es indudable que los déficit y distorsiones que se producen en la misma tendrán repercusión motora. La conducta general, las habilidades motrices, los gestos… serán diferentes a las personas sin estas carencias. Aunque resulta en la mayoría de los casos un poco atrevido incluirlos en deficiencia motora (ciegos, sordos…).
La etiqueta de “deficiente motor” es muy ambigua y puede dar lugar a malos entendidos. Hay que tener en cuenta como docentes, que las etiquetas son siempre peligrosas, especialmente si las utilizan para justificar exclusiones y liberarse de responsabilidades.

En resumen, se entiende por alumno con discapacidad motórica aquél que presenta alguna alteración motriz, transitoria o permanente, debido a un mal funcionamiento del sistema óseo articular, muscular y/o nervioso, y que, en grado variable, supone ciertas limitaciones a la hora de enfrentarse a algunas de las actividades propias de su edad.
  1   2   3   4   5   6   7

similar:

1. introduccióN iconTaller com/manual-java/introduccion-java php >Introducción a Java...

1. introduccióN iconIntroducción a la Epistemología Introducción

1. introduccióN iconIntroduccióN

1. introduccióN iconIntroducción

1. introduccióN iconIntroducción

1. introduccióN iconIntroduccióN

1. introduccióN iconIntroduccióN

1. introduccióN iconIntroduccióN

1. introduccióN iconIntroducción

1. introduccióN iconIntroducción




Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
b.se-todo.com