La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea




descargar 0.72 Mb.
títuloLa “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea
página2/22
fecha de publicación06.08.2016
tamaño0.72 Mb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Historia > Documentos
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   22
7/6/01)
Hace cien años, casi un cuarto de la población mundial estaba bajo control directo o indirecto del imperio británico. A medida que el Reino Unido empezó a perder sus colonias, comenzó a fomentar y desarrollar su papel en foros internacionales como la Organización de las Naciones Unidas (donde es miembro permanente del Consejo de Seguridad) y la Organización del Tratado del Atlántico Norte, OTAN.
Las principales disyuntivas políticas que enfrenta ahora el país están relacionadas con su nivel de integración -o no- a la Unión Europea, de la que el Reino Unido ha sido Estado miembro desde 1973. (El subrayado es mío)
No es común encontrar ciudadanos británicos que manifiesten un entusiasmo abierto ante la idea de una mayor integración con la Unión Europea. La mayoría de los británicos considera que la cercanía del Reino Unido al resto de Europa es más un hecho inevitable que deseable.
Los “euroescépticos” tienden a valorar más la relación del Reino Unido con Estados Unidos y el resto del mundo. Existe consenso general en cuanto al deseo de limitar la influencia de otros países europeos en los intereses soberanos del país.
A nivel interno, el Reino Unido ha sufrido grandes cambios en años recientes: es un país multirracial y multicultural; el conflicto de Irlanda del Norte, que estalló hace varias décadas, parece ahora más cerca que nunca de encontrar una solución permanente; el proceso de devolución de poderes de Londres a las otras regiones cruzó un umbral importante con la inauguración del parlamento escocés y la asamblea galesa en 1999.
La industria manufacturera de Gran Bretaña se ha deteriorado rápidamente. La economía, una de las más grandes del mundo, está basada ahora en la provisión de servicios, y el comercio electrónico adquiere también una importancia cada vez mayor. La City de Londres es un centro financiero de importancia mundial.
Muchos británicos nunca habían gozado de tanta prosperidad como la que tienen hoy. Sin embargo, un reciente estudio de la Unión Europea reveló que el Reino Unido ocupa el segundo lugar en cuanto al mayor índice de pobreza infantil.
- Los europeos fallidos - Delicias de la vida conyugal

(Algunos “efectos colaterales” de la cohabitación UK-UE)
Reino Unido: su concepción de la UE radica en una mera unión aduanera con ciertas competencias compartidas. De hecho, este país no ha ratificado Schengen, ni la entrada en el euro, y el protocolo social no lo hizo hasta 1998. Reino Unido defiende moderar el presupuesto europeo junto a la modernización y reorientación del uso de los fondos en la UE. Contribuyente neto de la UE y país con un peso específico propio en la comunidad internacional, Reino Unido ha logrado que el resto de socios aprueben la devolución de parte de su aportación al Presupuesto Comunitario, ya que no se beneficia de la PAC (el conocido “cheque británico”).
El órdago británico (un pequeño “aperitivo”)
El Reino Unido es la oveja negra de la familia Europea. Renunció a su ingreso en 1952 y 1957 y, para contrarrestar el auge de la CEE, creó la AELC en 1960 (cuya mayoría de socios son actualmente miembros de la UE). Cuando quiso adherirse se encontró con la oposición frontal de De Gaulle, quien le vetó la entrada en dos ocasiones. Una vez desaparecido De Gaulle, Reino Unido entró a formar parte de la CE en 1973 y, desde entonces, ha mantenido clara su postura: defensa de su soberanía a ultranza.
Cuando la cumbre de Bruselas de junio de 2005 fracasó, muchos expertos miraron con desesperación al nuevo Presidente de turno de la UE, el británico Tony Blair, y no se equivocaron.
Pocos días antes de la Cumbre que debatiría las Perspectivas Financieras (diciembre de 2005), Jack Straw presentaba, en su poco discreto maletín rojo, la propuesta británica. Las voces contrarias no tardaron en hacerse oír. Prácticamente la unanimidad de los actores del proceso presupuestario criticaron la propuesta británica, tachándola de nacionalista, egoísta e irrealizable. Una vez conocida la propuesta, el Presidente de la Comisión afirmó: “La propuesta británica está muy lejos de responder a nuestras exigencias y nuestros pedidos. Estoy decepcionado con esta propuesta”.
Pero la maniobra británica había dado sus frutos. Los británicos, conocedores de su mala fama en Europa y de su aprensión a aumentar el gasto comunitario, sabían que cualquier propuesta suya sería criticada. Además, la Presidencia británica a sabiendas del nerviosismo imperante en la UE para llegar a un acuerdo lanzaba un órdago. Presentaba una de las peores propuestas que podía hacer. En ella, Reino Unido se desentendía del coste de la ampliación, reforzaba el cheque británico y rebajaba el gasto comunitario. Ningún estado podría aceptar esa propuesta tan nacionalista, y eso ya lo sabía Tony Blair. Con esta propuesta, lo que lograba Reino Unido es mostrarse como un negociador terco y empecinado en lograr lo mejor para sí, sin ánimos de hacer ninguna concesión.
En las siguientes propuestas, Reino Unido presentó algo más viable, haciendo pequeñas concesiones. Todos agradecieron las concesiones británicas, calificándolas, sin embargo, de insuficientes. Pero Reino Unido había sacado partido de su órdago. Este país contaba con la iniciativa y, vista su postura, cualquier concesión británica sería observada con buenos ojos y el resto de miembros exigiría a Francia concesiones similares. Al final, el órdago británico había servido para que este país hiciera pocas concesiones y muchos estados vieran con buenos ojos el acuerdo. A título de ejemplo cabe ver la reacción de la delegación española. En junio Zapatero calificaba la propuesta luxemburguesa de inaceptable para España. Sin embargo, al final de la Cumbre calificaba el acuerdo alcanzado como inmejorable, cuando tan solo se le habían ofrecido 300 millones de euros más para los próximos 7 años y España había perdido el 90% de los fondos. El órdago británico era ganador.
Al final se llegaba a un acuerdo de mínimos. Como todos los grandes líderes europeos reconocían, se habían salvado los muebles. La gran protagonista del Consejo había sido la Canciller alemana Angela Merkel. Acusada de inexperta y sin carisma, esta señora había demostrado contar con grandes dotes diplomáticas y espíritu europeísta. Logró que Reino Unido redujese parte de su cheque y que Francia se comprometiese a revisar la PAC en 2014 (aunque ni Chirac ni Blair estarán en la Cumbre de 2014). Además, cuando el cansancio hacía mella en los negociadores, surgió Polonia con su amenaza de vetar el acuerdo si no se le otorgaba más dinero. Merkel accedió a proporcionar a Polonia 1.000 millones en ayudas, provenientes de las propias arcas germanas.
- El “espacio Schengen” (1985 / 1999)
El Acuerdo de Schengen, aprobado el 14 de junio de 1985 en Luxemburgo, obliga a cada Estado adherido a una cooperación estrecha y eficaz entre fuerzas de policía (a través de la Europol), con objeto de prevenir y resolver los problemas planteados en cuestiones de seguridad pública internacional.
Ratificado inicialmente por Bélgica, Alemania, Francia, Luxemburgo y los Países Bajos, a él su adhirieron posteriormente Italia (1990), Portugal y España (1993), y Grecia y Austria (1995). Su texto fue incorporado al del Tratado de Ámsterdam, que desde su entrada en vigor en 1999 pasó a constituir la normativa legal de la propia UE, aunque no todos los países forman parte de este Acuerdo.
Elementos básicos del acuerdo de Schengen
La supresión de los controles de personas en las fronteras (excepto en Grecia) interiores, en particular la supresión de obstáculos y restricciones a la circulación en los pasos fronterizos de carretera en las fronteras interiores.

La introducción y aplicación del régimen de Schengen en los aeropuertos y aeródromos.

La realización de los controles en las fronteras exteriores y medidas destinadas a mejorar la seguridad de dichas fronteras.

La política común en materia de visados.

La lucha contra el tráfico ilícito de estupefacientes y drogas.

La responsabilidad en materia de asilo.

La ejecución de las solicitudes de asistencia judicial internacional.
Con el fin de controlar y reprimir el crimen organizado así como las irregularidades en el tránsito de personas y cosas en el interior de la Comunidad, se llevó a cabo la creación del denominado Sistema Informático Schengen (SIS). Para evitar un uso fraudulento de sus datos se establecieron reglas para asegurar la confidencialidad. Los datos del SIS sólo podrían ser utilizados para la protección del orden público y la propia seguridad de los ciudadanos. El Parlamento Europeo aprobó en enero de 1992 el establecimiento de una comisión para las libertades públicas y los asuntos internos, con competencias específicas sobre inmigración y derecho de asilo, que verificara la correcta aplicación del Acuerdo. El Acuerdo de Schengen está abierto a la adhesión de todos los países de la Unión Europea.
Libre circulación de ciudadanos:
Fue incorporada al cuerpo del Tratado la convención resultante de los Acuerdos de Schengen (firmados en 1985 y 1990 por Alemania, Bélgica, Francia, Luxemburgo y Países Bajos, y que posteriormente fueron suscritos por Italia, España, Portugal, Grecia y Austria). En Dinamarca, Irlanda y el Reino Unido, no incluidos en el “espacio Schengen”, se aplicarían regímenes especiales de cooperación.
- Tratado de Maastricht sobre la Unión Europea (1993)
El Tratado de la Unión Europea (TUE), firmado en Maastricht el 7 de febrero de 1992, entró en vigor el 1 de noviembre de 1993. Este Tratado es el resultado de elementos externos e internos. A nivel externo, el hundimiento del comunismo en Europa del Este y la perspectiva de la reunificación alemana dieron lugar al compromiso de reforzar la posición internacional de la Comunidad. A nivel interno, los Estados miembros deseaban prolongar los progresos realizados por el Acta Única Europea a través de otras reformas.
Estos elementos condujeron a la convocatoria de dos Conferencias Intergubernamentales, una para la UEM y otra para la unión política. El Consejo Europeo de Hannover de 27 y 28 de junio de 1988 confió a un grupo de expertos presidido por Jacques Delors la tarea de preparar un informe que proponía las etapas concretas que llevarían a la unión económica. El Consejo Europeo de Dublín de 28 de abril de 1990, sobre la base de un memorándum belga sobre la reactivación institucional y de una iniciativa francoalemana que instaba a los Estados miembros a estudiar la aceleración de la construcción política de Europa, decidió examinar la necesidad de modificar el Tratado CE para progresar en la vía de la integración europea.
Finalmente, será en el Consejo Europeo de Roma de 14 y 15 de diciembre de 1990, donde se lanzarán las dos Conferencias Intergubernamentales. Un año después, sus trabajos dieron lugar a la Cumbre de Maastricht de 9 y 10 de diciembre de 1991.
Objetivos
Con el Tratado de Maastricht, el objetivo económico original de la Comunidad, es decir, la realización de un mercado común, queda ampliamente superado y la vocación política claramente expresada.
En este marco, el Tratado de Maastricht responde a cinco objetivos esenciales:
- refuerzo de la legitimidad democrática de las instituciones,

- mejora de la eficacia de las instituciones,

- instauración de una unión económica y monetaria,

- desarrollo de la dimensión social de la Comunidad,

- institución de una política exterior y de seguridad común.

Protocolo Social
Con el protocolo social anexo al Tratado, las competencias comunitarias se amplían al ámbito social. El Reino Unido no participa en este Protocolo. Sus objetivos son:
- promoción del empleo,

- mejora de las condiciones de vida y trabajo,

- protección social adecuada,

- diálogo social,

- desarrollo de los recursos humanos para garantizar un elevado y duradero nivel de

empleo,

- integración de las personas excluidas del mercado laboral.
Nota aclaratoria: El Acuerdo Social fue firmado en diciembre de 1991 por once Estados miembros, ya que el Reino Unido no deseó adherirse al mismo. En dicho Acuerdo se precisan, por una parte, los objetivos de la política social en el camino trazado por la Carta Social de 1989: fomento del empleo, mejora de las condiciones de vida y de trabajo, lucha contra la exclusión, desarrollo de los recursos humanos, etc. Por otra, se establece el procedimiento de aprobación de las medidas en materia social y se confirma el reconocimiento del papel fundamental que desempeñan los interlocutores sociales en este ámbito. Cuando se firmó, este Acuerdo era un anexo del Protocolo Social, en virtud del cual el Reino Unido autorizaba a los demás Estados miembros a seguir adelante en materia social, aunque sin su participación. Tras la llegada al poder de un nuevo gobierno en mayo de 1997, el Reino Unido anunció su intención de renunciar a su cláusula de exención. Por consiguiente, el Acuerdo Social se incluyó en el capítulo social del Tratado constitutivo de la Comunidad Europea a través del Tratado de Ámsterdam, lo cual también llevó consigo la supresión formal del Protocolo Social.

El Tratado de Maastricht de 1992, que estableció la Unión Monetaria Europea, agregó un acuerdo independiente sobre política social: el Protocolo Social del Tratado de Maastricht. Esto se decidió para que el Reino Unido, presidido por los Tories (el partido de Thatcher), que se resistía ferozmente a la “Carta Social”, accediera al Tratado pero obviando las medidas sociales. De todas formas, el Tratado de Maastricht representó una victoria para las políticas económicas neo-liberales. Los Estados miembros acordaron controles muy fuertes sobre la inflación, los tipos de interés y la deuda pública, limitando el déficit presupuestario al máximo 3% del PIB y la deuda pública al 60% del PIB. Se predijeron pérdidas de varios millones de puestos de trabajo debido a efectos deflacionarios del paso a una moneda única (Holland, 1998). Varios Estados miembros tuvieron que hundir el sector público para cumplir estos fuertes acuerdos macro-económicos, lo que afectó al nivel de empleo.
- Las diez claves del mal de las “vacas locas” (El País - Especiales 2001)
La primera res afectada por el mal de las vacas locas fue detectada en el Reino Unido en abril de 1985. Más de una década después, en 1996, aparecieron en el mismo país los primeros casos identificados de la versión humana de la misma dolencia, que fue denominada “nueva variante de la enfermedad de Creutzfeldt-Jakob”.

1. ¿Qué es la Encefalopatía Espongiforme Bovina o enfermedad de las “vacas locas”?
La EEB es una enfermedad producida por una proteína infecciosa, llamada prión, que transforma a las proteínas sanas en dañinas alterando su forma. Este mal se encuadra dentro de las denominadas encefalopatías espongiformes transmisibles, que incluye también enfermedades como la del Scrapie, que afecta a ovejas y cabras y la enfermedad crónica caquectizante del ciervo y del alce. Además, existe un grupo de enfermedades que afectan al hombre como el kuru humano o la enfermedad de Creutzfeldt Jacob (CJD).
2. ¿Qué es el prión?
Es el único agente infeccioso conocido que no tiene genes, y, por tanto, no puede replicarse como una bacteria o un virus. Se trata de una proteína normal del cerebro, muy parecida en las vacas, en los humanos y en muchos otros animales. En ciertas condiciones adopta una forma anormal que es muy estable y se va acumulando en el cerebro hasta provocar la muerte. El prión anormal de una vaca enferma puede alterar la forma del prión normal humano, que a su vez propaga el defecto a los demás priones humanos. Es un proceso muy lento.
3. ¿Por qué se llama el mal de las “vacas locas”?
Al tratarse de una enfermedad que afecta al tejido nervioso, produce alteraciones en el comportamiento de los animales como estados de nerviosismo, comportamiento agresivo y reticencias a sortear dificultades (atravesar puertas, subir o bajar peldaños). También, produce cambios locomotores y neurológicos como posturas anormales de cabeza, pérdida de peso y disminución de la producción láctea. El proceso es lento y progresivo afectando a reses adultas, mayores de 30 meses, de ambos sexos y preferentemente en explotaciones de ganado lechero.
4. ¿Dónde se detectó el primer caso?
La enfermedad se diagnosticó por vez primera en 1985 en el Reino Unido. Posteriormente se han detectado nuevos casos de reses enfermas de este mal en otros países europeos como Irlanda, Francia, Portugal, Alemania, Italia o España, entre otros.
5. ¿Cómo se originó la enfermedad en las vacas?
Hay dos hipótesis. La primera de ellas afirma que, a principios de los años ochenta, el método que usaban los productores británicos para reutilizar en los piensos los despojos de las ovejas fue alterado: la temperatura se redujo y se eliminaron algunos solventes. Como consecuencia, los priones (agentes causantes del mal) que infectaban a las ovejas dejaron de ser inactivados en los piensos y contaminaron masivamente al ganado vacuno. La segunda hipótesis dice que la enfermedad se originó en un linaje de vacas por una mutación en el gen que fabrica el prión.
6. ¿Se puede transmitir al ser humano?
La EEB se transmite al hombre por el consumo de animales enfermos. Los tejidos de mayor riesgo, denominados Materiales Específicos de Riesgo (MER), son el cerebro, la médula espinal, los ojos, amígdalas, bazo y el intestino.
7. ¿Hay muchos casos de esta enfermedad en el hombre?
Hasta el momento se han detectado 90 casos en el Reino Unido y otros tres en Francia.
8. ¿Todos los casos de Creutzfeldt-Jakob están provocados por el consumo de carne?
No. Salvo en el Reino Unido y Francia, la totalidad de los casos de Creutzfeldt-Jakob (alrededor de 1,5 por millón de habitantes y año) son de los llamados “clásicos”, que no tienen nada que ver con el consumo de carne. De la “nueva variante”, que es la provocada por la carne, se han dado desde 1996 algo más de 80 casos en el Reino Unido y 3 casos en Francia.
9. ¿Supone un riesgo consumir carne de vacuno en España?
Los ministerios de Agricultura y Sanidad garantizan que la carne es segura. Para quienes quieran aumentar sus garantías, los expertos recuerdan que, cuanto más joven sea la res, y cuanto menos mezclado esté el músculo con algún hueso, menos riesgo existe. Cuando una res está contagiada, las partes más peligrosas son el cerebro, la médula, los ojos y el bazo.
10. ¿Existe un tratamiento?
No. La enfermedad es incurable y mortal tanto en las reses como en los seres humanos. Puede tardar más de 10 años en manifestar sus síntomas.
En resumen:
En el mundo actual que nos toca vivir el comercio globalizado y por tanto el movimiento de animales a través de las fronteras, supone que ningún país es inmune al mal de las vacas locas como a ninguna de las existentes. Todos los países están en riesgo, se han generado leyes de prohibición de entrada de animales vivos procedentes de zonas afectadas, pero muchos pueden estar mal preparados.
Fue descripta por primera vez en el Reino Unido en 1986. En una granja de Surrey las vacas presentaban un síndrome neurológico, con incoordinación, vértigo, etc., de cuyos síntomas se derivó el popular nombre de “enfermedad de la vaca loca”. El período de incubación varía entre 4 y 6 años, siendo el curso clínico de varias semanas. Desde el año en que en el Reino Unido se detectó el mal de las vacas locas, se ha comercializado carne y productos alimenticios británicos hacia todo el mundo. Y ha aparecido el mal de las vacas locas en Francia, Italia, Suiza, Alemania, Portugal, Irlanda y España, etc.
Aunque existen varias teorías, la mayor parte de los científicos coincide en considerar que esta enfermedad es producida por un prión. Los priones son agentes infecciosos que consisten exclusivamente en una partícula proteica, que no poseen ácidos nucleicos y por lo tanto no son virus, sino partículas subvíricas (más simples que los virus). Lo original de este tipo de enfermedades no es sólo su agente causal sino el hecho de que son tanto enfermedades infecciosas como hereditarias. Hay un componente genético y un mecanismo desencadenante que, para el caso del mal de la vaca loca, es la harina de carne y hueso contaminada con un agente del tipo “Scrapie”, enfermedad de los ovinos. También son esporádicas, en el sentido en que se presentan casos aislados no asociados a ningún factor de riesgo conocido.
Su cadena de contaminación es la siguiente:
La tembladera (o Scrapie) es una enfermedad mortal de los ovinos causada por priones anormales.

Los cadáveres de ovinos son transformados en alimento para ganado.
El ganado bovino se contagia y aparece la enfermedad.
Los priones cruzan la barrera de las especies y los mejores ejemplos son las infecciones de ovinos, cabras, primates y ratones. (En 1989 la enfermedad se transmite experimentalmente a ratones y monos).

En relación a la transmisión de la enfermedad, la epidemia del Reino Unido indica que la principal vía de transmisión ha sido la alimentaria (a través de la harina de carne y hueso para bovinos contaminada con el agente del Scrapie). La supresión de la alimentación con harina de carne y hueso en la dieta de rumiantes desde 1988 en el Reino Unido determinó la interrupción de la cadena epidemiológica y el descenso de la epidemia.
Dentro de los hallazgos de investigación publicados por el SEAC (Spongiform Encephalopathy Advisory Committee) del Reino Unido, se encuentra la evidencia de que la probabilidad de transmisión materna sería menor del 10% (estudio de cohorte, BSE Research Findings, SEAC Statment on Maternal Transmission, 18/4/97). Se continúa investigando sobre transmisión materna directa y factores de susceptibilidad genética. No se halló evidencia de riesgo de transmisión por leche y/o semen.
El diagnóstico del mal de la vaca loca se realiza con los cerebros de los animales muertos o sacrificados. No hay métodos para detectar animales infectados, no enfermos.

El diagnóstico sólo puede hacerse por métodos histopatológicos e inmunohistoquímicos en tejido cerebral de animales enfermos. Existen otras técnicas tales como teñido inmunohistoquímico de tejido de tonsila para detectar proteína del prión, medición de la enolasa específica de neuronas, extracción y detección de la proteína 14-3-3 en líquido céfalo-raquídeo en humanos y animales afectados por encefalopatías espongiformes transmisibles.
La actitud de ocultación sistemática de datos y de obstaculización de las investigaciones científicas del gobierno británico, han retrasado la adopción de medidas eficaces hasta un punto ciertamente grave. Un país con cientos de miles de casos de BSE en bovino, además de varios países infectados, numerosísimos contactos humanos, cuyo destino, en algunos casos ya ha sido fatal. Por otra parte, un mercado europeo de bovino con los agricultores en quiebra por la bajada del consumo, y por tanto de los precios, para beneficio de los especuladores del sector de la carne.
- Desunión en el reino por Europa (BBCMundo.com -
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   22

similar:

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea iconProgramación anual
«ciudadanía», y la Unión Europea propone fomentar la ciudadanía responsable en una sociedad democrática como fórmula para lograr...

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea iconPido el valor de 20 mil veces el valor del reino unido por crimenes...

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea iconUna investigación europea identifica variantes de genes asociadas al Alzheimer

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea iconUna investigación europea concluye que es posible la coexistencia...

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea icon6. Anote as palavras que não conseguiu traduzir. A tradução livre...

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea iconLa literatura española y su relación con la europea

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea iconNosotros, el pueblo, a fin de formar una unión más perfecta

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea iconNota de prensa investigadores de cic biogune participan en la red europea sysgenet

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea iconAnálisis forenses determinan que la superbacteria E. Coli europea...

La “Union” (Europea) que no quiere ser “Jack”: “British go home” (and God save the Queen) ¿Es imaginable una Unión Europea sin el Reino Unido? El Reino Unido y la Unión Europea iconSíntesis ], "unión" es la conversión de




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com