¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre




descargar 16.45 Kb.
título¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre
fecha de publicación24.02.2016
tamaño16.45 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Ley > Documentos




SEMINARIOS EN LA LONDON SCHOOL OF ECONOMICS




¿ LA POLEMICA EN LA PSICOLOGIA EVOLUTIVA SOBRE EL COMPORTAMIENTO HUMANO NO SIEMPRE

SE PUEDE EXPLICAR POR MEDIO DE LOS GENES?

HUGO HOENIGSBERG




INSTITUTO DE GENETICA EVOLUTIVA & BIOLOGÍA MOLECULAR


UNIVERSIDAD MANUELA BELTRAN, BOGOTA D.C. COLOMBIA

Los seminarios sobre Darwin dirigidos por la filósofa Helena Cronin de la London School of Economics (LSE) es uno de los más controvertibles seminarios que han existido en vista de la incomprensión y mutua desconfianza que separa dos visiones intelectuales muy opuestas sobre la Psicología Evolutiva. El Profesor Rose de la Universidad Abierta de Londres es uno de los grandes opositores de la Psicología Evolutiva y LOS SEMINARIOS DE LA LSE son su más enconado opositor. La generación de intelectuales metropolitanos en Londres ha venido degustando en la gran polémica a favor de la Psicología Evolutiva participando en los análisis Darwinistas como herramientas para responder a todas las preguntas que puedan surgir sobre la naturaleza humana, desde por qué a los niños no les gusta la ensalada, o la sopa, hasta por qué unas cuantas mujeres administran dizque dictatorialmente las grandes compañías norteamericanas. La doctora Cronin ha extendido su invitación a participar en estos seminarios a grandes expositores y científicos de la Psicología Evolutiva.
Sin embargo, esto no ha convencido mucho a escépticos como Rose. En un artículo recientemente puesto a circular por Evans, Rose rechaza “esa galería de ideologías superficiales que se han venido agrupando alrededor de la casi difunta teoría Darwinista.” No debemos pensar que esta polémica sea verdaderamente muy dura porque en el ambiente inglés este tipo de confrontación en el campo de la psicología evolutiva ha dado lugar hasta a mucha más rudeza. Los psicólogos evolutivos de Estados Unidos como John Tooby y Leda Cosmides han venido publicando desde el año 2000 fuertes diatribas contra el evolucionista norteamericano Stephen Jay Gould prácticamente hasta su muerte (mayo del 2002). Los aliados del Profesor Rose incluyen la filósofa Mary Midgley y los biólogos Gould y Lewontin. En la otra esquina, se incluyen Richard Dawkins, Matt Ridley y Helena Cronin en Gran Bretaña; Dan Dennet, Steven Pinker y E.O. Wilson en Estados Unidos. Estas disputas en ninguna forma han disminuido la larga amistad que ha habido entre los combatientes entre sí y Hugo Hoenigsberg a partir de los años 60 en adelante. Sin embargo, en vista de lo que está en juego, que incluye disputas muy científicas sobre una serie de detalles sobre la sociobiología, la psicología evolutiva y todo lo que tenga que ver con la naturaleza humana ha provocado comentarios periodísticos innecesarios. Ahora bien, ciertas afirmaciones de la biología molecular sobre el comportamiento sexual agonístico del hombre y de la mujer tienen una base genético-molecular experimentalmente comprobada que resulta por lo menos necio ignorar. Tal es el caso del vínculo de amor en la pareja (que además incluye la rutina, porque así lo exige el cerebro): naturalmente que el ecosistema en el cual se mueve el ratón de campo (que ha sido el modelo biológico de los experimentos), no solo no es semejante al del ratón de montaña, sino que ni siquiera es parecido al del humano. Dado que el “insulto ambiental” que parece ser responsable por la construcción del nicho ecológico en el cuál se mueve una especie y que generalmente se atribuye la preferencia en el ritual del cortejo sexual de una pareja, no es improbable que sea exagerado extrapolar de una especie a otra en lo que respecta el promotor del gen y el “transistor” molecular de los circuitos que intervienen en el intercambio de señales entre genes y receptores de las proteínas oxitocina y vasopresina (Ptashne y Gann 2002). Por otra parte, existen no solo coincidencias sino también mucho código genético en común entre cualquier especie de ratón y el hombre (vea Insel y Young, 2001; Ridley, 2003).
La oxitocina y la vasopresina son indispensables en las ovejas para construir una relación materno infantil duradera, sin embargo las mismas moléculas no producen ese efecto en los ratones de ciudad. Pero en la especie humana sí. El sexo hace que se produzcan en el cerebro de ambas especies. Los receptores de las dos hormonas son idénticos y se presentan en partes equivalentes del cerebro en ambas especies (el ratón y el hombre). La inserción de ciertos polinucleótidos en el promotor de los genes receptores del hombre, también y en manera idéntica se encuentra en los ratones de pradera. Todavía más significativo es el dato de polimorfismo molecular que nos advierte que las inserciones en los promotores de los genes receptores en los ratones de pradera varían de individuo a individuo como en nosotros (vea Hoenigsberg, 2004). Ridley (2003) dice muy acertadamente que sabiendo por otros ejemplos que la forma de actuar y la estructura del genoma es un fenómeno universal y que en donde se presenta para efectuar un control en una especie por lejana que sea la parentela genética vuelve a presentarse en otra, conviene no insistir demasiado en la diferencia entre las máquinas genético-moleculares que siempre se han encargado de confeccionar el amor en los otros animales y en el hombre. No nos parece muy terrible que no haya sido en la corte de Eleanora de Aquitania, o en algún otro lugar aristocrático de la Europa Medieval Cristiana o de algún señor feudal del Islam en donde se forjó el amor. La hipótesis poética quiere que sea en esos bellos lugares en donde los trovadores atraían a las jóvenes por sus encantos y que antes de ese amor no había sino sexo.
En forma muy general, se podría decir que lo que anima a Rose, Gould y Lewontin es que la ciencia pueda utilizarse para condonar injusticias. Los que han venido sosteniendo la psicología evolutiva, pertenecen a un amplio grupo de científicos que se han sentido oprimidos por lo que llaman las virtudes políticas, a la luz de las campañas que se llevaron a cabo en toda Europa en contra del Darwinismo antidemocrático e inmoral.
En el libro que salió del Centro Darwinista de la LSE hay varias posiciones que sin tener una fuerte hipótesis de trabajo basada en resultados experimentales se han afirmado cosas como que el trabajo masculino está hecho para el riesgo mientras que el femenino está hecho para no asumir riesgos dizque porque los elementos de selección natural que se ciñeron sobre los sexos en el alba de la historia humana hace 250.000 años enfatizaron premios selectivos diferentes en los dos sexos. Supuestamente habría un dimorfismo sexual en esta y otras características. Estas afirmaciones yo tampoco las comparto sobre todo porque se trata de especulaciones que no están acompañadas por la fuerza experimental como se esperaría de cualquier afirmación científica que pueda tener repercusiones sociales.
Ninguna de las ligerezas del “gen egoísta” de Richard Dawkins que han aparecido en la prensa y que pretenden dar una explicación sobre todas las conductas humanas están acompañadas con pruebas contundentes, tales como cuáles son los genes, y en qué lugar de los cromosomas se encuentran, que supuestamente serían responsables por las características del comportamiento humano que le atribuyen.
A pesar de que no todas las características de la sociedad humana se pueden atribuir ahora al materialismo científico, sin embargo resulta imposible echar fuera borda datos contundentes, como por ejemplo, que la erección del pene y la lubricación de la vagina interesada durante el cortejo sexual estén inducidas por la oxitocina y los otros péptidos relacionados ( Argiolas, et al., 1989).


BIBLIOGRAFÍA RECOMENDADA



Argiolas, A., Melis, M.R., Stancampiano, R., y Gessa, G.L. 1989. Penile erection and yawning induced by oxitocin and related peptides: structure-activity relationship. Peptides 559-63.
Dawkins, R. 1981. Selfish genes in race and politics. Nature 289-528.
Dawkins, R. 1982. The Extended Phenotype. Oxford University Press.
Hoenigsberg, H.F. 2004. La Evolución del Libre Albedrío. www.corporacionescenarios. org
Insel, T.R. y Young, L.J. 2001. The neurobiology of attachment. Nature Review in Neuroscience 2: 129-36.
Ridley, M. 1996. The Origins of Virtue. Penguin.
Ridley, M. 2003. Nature via Nurture. Fourth Estate. London.
Tooby, J., y Cosmides, L. 1992. The psychological foundations of culture. En The Adapted Mind (ed. Barkow, J.H., Cosmides, L. and Tooby, J.). Oxford University Press.
Walter, H. 2001. Neurophilophy of Free Will. MIT Press.




Cra 7 No. 26-20, Piso 27,
info@corporacionescenarios.org
Teléfono 210 7892
Bogotá D.C., Colombia


similar:

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre icon¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre iconEmbrión humano, el cual se obtuvo por transferencia nuclear, logrando...

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre iconParadigmas en Psicología Evolutiva

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre iconTema 1 fundamentos y perspectiva histórica de la psicología evolutiva

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre iconValle hermoso lce 015 psicología evolutiva

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre iconUnidad 1: objeto de la psicologia evolutiva. Teorias mas relevantes

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre iconLa intervención educativa en el desarrollo psicomotor: reflexiones desde la psicología evolutiva

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre icon“Naturaleza y cultura en el comportamiento humano”

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre iconPsicología Evolutiva se ocupa de los procesos de cambio psicológico...

¿ la polemica en la psicologia evolutiva sobre el comportamiento humano no siempre icon2. ¿Por qué son tas importantes para el estudio del comportamiento humano?




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com