La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento




descargar 101.09 Kb.
títuloLa buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento
página1/3
fecha de publicación20.01.2016
tamaño101.09 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Ley > Documentos
  1   2   3

FILOSOFÍA y CIUDADANÍA

UNIDAD 4. LA RACIONALIDAD TEÓRICA: VERDAD y REALIDAD






UNIDAD 4
LA RACIONALIDAD TEÓRICA: VERDAD Y REALIDAD

ÍNDICE


  1. El conocimiento.

    1. La epistemología.

    2. El concepto de conocimiento como saber.

    3. El conocimiento teórico.

  1. Lenguaje y conocimiento.

    1. Características del lenguaje.

    2. Lenguaje, pensamiento y realidad.

    3. El conocimiento proposicional.

  2. Verdad y realidad.

    1. Verdad de hechos.

    2. Verdad de proposiciones.

  3. Criterios para reconocer la verdad.

    1. La evidencia.

    2. La intersubjetividad.

  4. Los límites del conocimiento.

    1. La posibilidad del conocimiento.

    2. La conquista de la verdad.


INTRODUCCIÓN


La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento.

Russell, B., Fundamentos de la filosofía


Desde que nacemos estamos sumergidos en un proceso continuo de aprendizaje, en el que vamos adquiriendo nuevos conocimientos. Durante los primeros años suele ser un proceso espontáneo e inconsciente, pero no por ello carente de importancia. Al contrario. Más tarde, durante la escolarización y, también, en la ida adulta, somos conscientes del sacrificio necesario para alcanzar el saber y de la gran cantidad de cosas que aún desconocemos sobre la realidad en la que vivimos y la verdad a la que aspiramos. En su dimensión de saber teórico, l a filosofía nos ayuda a discernir los conceptos de verdad y realidad. La racionalidad humana posee una vertiente teórica, la, la que busca y adquiere conocimientos, que, a su vez, conecta con la racionalidad práctica, la que nos permite vivir mejor, con más garantías y comodidades.
Por ello, es fundamental no sólo avanzar en nuestros conocimientos, sino aclarar qué es el conocimiento y cómo el lenguaje nos permite adquirirlo y ampliarlo; sin embargo, también tenderemos que cuestionar sus límites. Por otro lado, analizaremos el problema de la verdad, puesto que el conocimiento sólo puede ser conocimiento verdadero. De otra forma, sólo constituye error.
1. EL CONOCIMIENTO
Mientras que las ciencias nos suministran conocimiento sobre los distintos ámbitos de la realidad, la epistemología, en cambio, se encarga de estudiar el conocimiento. Como disciplina filosófica, la epistemología establece en qué consiste, qué método puede proporcionarlo, cuál es su origen y cuál es su límite. Toda esta unidad trata de cuestiones epistemológicas.


    1. LA EPISTEMOLOGÍA


Las ciencias (físicas, humanas…) nos aportan conocimientos sobre la realidad o, al menos, acerca de una parte de ella. La física, por ejemplo, aporta conocimientos sobre la materia y la energía. La psicología, en cambio, proporciona conocimientos sobre la vida psíquica y el comportamiento humano. Pero, además de los conocimientos científicos, poseemos otros tipos de conocimientos: los que adquirimos directamente de nuestra experiencia, los que adquirimos culturalmente…; por ejemplo: los efectos del fuego, el significado del disco rojo de un semáforo… Aunque sean de distinto tipo, en estos casos y en los anteriores hablamos de conocimientos. Ahora bien, ¿qué tienen en común?, ¿en qué consiste conocer?
La epistemología es precisamente la rama de la filosofía que se ocupa de analizar en qué consiste el conocimiento, pero también de determinar su origen, el método que seguimos para obtenerlo y el límite de lo que podemos conocer.
El interés por el conocimiento ha sido constante a lo largo de la historia del pensamiento. Sin embargo, a partir del siglo XVII esta cuestión adquirió una importancia aún mayor y la epistemología pasó a ocupar el centro de la reflexión filosófica. Esto se debió, básicamente, a dos razones:

  • La importancia de las ciencias naturales. La física alcanzó, con Isaac Newton, su madurez como ciencia. Sus éxitos y progresos animaron el análisis epistemológico de este tipo de conocimiento, para poder determinar qué hacia posible su eficacia e infalibilidad.

  • La conciencia de su dimensión básica. La filosofía de esta época reconoció que, antes de iniciar cualquier investigación, es necesario determinar si podemos llegar a conocer lo que pretendemos. Si nuestro objetivo sobrepasa nuestras posibilidades, será una tarea inútil desde antes de haber comenzado. La epistemología, por tanto, será considerada la base de las demás ciencias.




    1. EL CONCEPTO DE CONOCIMIENTO COMO SABER.


Antes de analizar lo que entendemos por conocimiento, hemos de dejar claro que lo utilizaremos como sinónimo de saber, aunque en el lenguaje cotidiano estos dos conceptos puedan usarse con un significado muy distinto. Para aproximarnos a su definición, vamos a compararlo con conceptos afines, como opinión y creencia.


  • Opinión. Es una apreciación subjetiva de la que no podemos decir que estemos seguros y que tampoco podemos probar ante los demás. Suele ser una valoración de la realidad, o de cómo debería ser, que se basa en nuestros intereses, creencias, deseos…, pero que no suele apoyarse en razones contundentes. Por eso, si hacemos una propuesta y no es aceptada, solemos excusarnos diciendo: “¡Bueno, sólo era una opinión!”.

  • Creencia. En el concepto de creencia podemos distinguir dos usos o tipos fundamentales:

  • Uso dubitativo. Se da en frases como la siguiente: “Creo que vendrá Juan, pero no lo sé”. Expresa que no estamos realmente seguros de la verdad de lo que afirmamos; es decir, que albergamos dudas acerca de su cumplimiento.

  • Uso asertivo. Es el que realmente nos interesa en esta apartado. Se da en frases de este tipo: “Colón tenía la creencia de que la Tierra era redonda, pero hasta que Magallanes dio la vuelta al mundo, no quedó demostrada”. En este segundo caso, hablamos de creencia cuando estamos seguros de algo aunque no tengamos suficientes pruebas para demostrarlo. Precisamente, esta incapacidad para justificar nuestras creencias es lo que las distingue del auténtico conocimiento.




El uso que normalmente hacemos de los verbos creer y saber es tal que creer no implica saber (podemos decir: “Creo que así es, pero en realidad no lo sé”), pero saber implica creer. Incluso cuando alguien pretende saber algo y nosotros pensamos que se equivoca, al menos le concedemos que lo cree. Enrique nos dice: “Sé que dejé cerrada la puerta”. Nosotros comentamos: “Cree que dejó cerrada la puerta, pero en realidad la dejó abierta”. Es decir, que siempre que alguien pretende saber, cree; sepa o no. Saber implica creer. Incluso pretender saber ya implica creer.

Mosterín J., Racionalidad y acción humana.




  • Conocimiento. Es una creencia de la que estamos seguros, pero que, además, podemos probar. Poder justificar racionalmente algo (dar razones) es lo característico del conocimiento. Así, la creencia deja de ser meramente subjetiva y pasa a ser conocimiento objetivamente verdadero (aceptable por todos, no sólo por mí). Si digo que la raíz cuadrada de 16 es 4, lo que digo es verdad; pero sin no sé justificar por qué lo es, entonces, posiblemente he acertado por pura casualidad. Para que una creencia verdadera constituya conocimiento, se ha de poder probar objetivamente.


Aquí tienes una tabla comparativa de los tres conceptos que hemos visto:





OPINIÓN

CREENCIA

CONOCIMIENTO

Seguridad

-

+

+

Justificable

-

-

+

Objetivo

-

-

+


Desde antiguo, se distinguen dos tipos de conocimiento o saber:


  • Conocimiento teórico. Está constituido por todas aquellas informaciones que describen y explican el mundo natural y social que nos rodea. Para algunos filósofos, es un saber contemplativo y desinteresado. Surge por el simple deseo de conocimiento, no para garantizar nuestra supervivencia o bienestar, aunque lo cierto es que suele contribuir a ello. Así, por ejemplo, el conocimiento geológico de la Tierra nos permite saber cuáles son las zonas de mayor turbulencia sísmica y, en consecuencia, poder tomar las medidas adecuadas.

  • Conocimiento práctico. No es una explicación o descripción del mundo, sino un saber actuar en él, ya sea en la manipulación del entorno, en la producción de bienes, en la elaboración de obras de arte o en la determinación de la acción correcta. Es un saber hacer en todos los ámbitos: artístico, técnico, moral…


Aunque estos dos tipos de conocimiento están tan relacionados que, estrictamente, no pueden darse el uno sin esotro, en este bloque vamos a hablar del conocimiento teórico.


    1. EL CONOCIMIENTO TEÓRICO.


El adjetivo teórico que identifica este tipo de conocimiento proviene de la palabra griega theorein, que significa ‘contemplación’. Por eso, para Aristóteles, el conocimiento teórico era contemplación desinteresada, y en sí misma placentera, de la naturaleza. Esta contemplación u observación, fruto de la racionalidad humana, se entiende como una aprehensión de la realidad, en la que no sólo descubrimos cómo es, sino que también entendemos por qué es así.
El conocimiento teórico es, por tanto, descripción, comprensión y predicción. En primer lugar, debe describir la realidad e indicar cuáles son sus características (p.ej.: cuál es la composición química de la sangre), pero, además, ha de explicar esa realidad, es decir, dar cuenta de pro qué tiene precisamente esas propiedades y no otras. Para explicar la realidad no es suficiente con saber que se dan determinados hechos; no es todavía conocimiento pleno. Además, es preciso averiguar las causas que nos permitan comprender por qué estos hechos son así y no de otra manera.
Saber lo que ocurre es el primer paso en el conocimiento, luego hemos de descubrir por qué ocurre y qué causas producen estos acontecimientos. El reconocimiento de las causas permite conseguir el último de los objetivos del conocimiento teórico: saber qué ocurrirá en el futuro. Conocer que acontecimientos causan determinados fenómenos nos es de gran utilidad, pues siempre que se den esos acontecimientos podremos esperar que ocurran los mismos efectos. Gracias a esto se puede predecir la realidad futura. Así pues, el conocimiento teórico no sólo describe cómo es la realidad, sino que explica sus causas y además la predice.





DESCRIBIR

EXPLICAR

PREDECIR

Consiste en…

Constatar y analizar lo que ocurre y señalar sus características.

Determinar las causas de lo que ocurre.

Anticipar lo que ocurrirá.

Ejemplos

Esta mañana se han registrado temperaturas de entre 20 y 27 ºC

Las altas temperaturas de estos días se deben a la existencia de una capa de nubes que deja pasar los rayos solares y no permite que el calor escape.

Para mañana se esperan temperaturas similares, pues la concentración de nubes permanece inalterable.



ACTIVIDADES


1. Indica si las siguientes afirmaciones son opiniones, creencias o conocimientos. Justifica por qué:


  • Te quemaste, porque el asa era de metal y conduce el calor.

  • No me preguntes por qué, pero estoy convencida de que vendrá.

  • Ya sé que el agua está compuesta de hidrógeno y oxígeno.

  • No te pongas así, sólo he dicho que creo que no volverá a ganar.

  • Tengo la impresión de que éste será un buen año.

  1. Explica qué diferencia el conocimiento verdadero de la opinión y la mera creencia. ¿Cuál es la diferencia entre conocimiento teórico y práctico?

  2. Lee atentamente este texto:


“La ciencia sólo nos dice cómo suceden las cosas; no nos dice por qué suceden. Esta popular opinión tiene poco que hable en su favor. La ciencia nos dice por qué se oxida el hierro, por qué ascienden los globos, por qué revientan las cañerías, y así sucesivamente; nos da una explicación de esos acontecimientos en términos de leyes y teorías, y eso es lo que se entiende por explicación en ciencia. Si esto no es una explicación, ¿qué los es? Cierto, describe cómo ocurren las cosas, pero, al mostrar cómo ocurren las cosas, nos dice por qué ocurren: coloca los acontecimientos bajo leyes. Si alguien dice que la ciencia no explica por qué ocurre esta acontecimiento, ¿qué sería considerado como explicación?”

Hospers, J., Introducción al análisis filosófico.



  • Indica enunciados que sean descripciones de la realidad, enunciados que sean explicaciones y enunciados que sean predicciones.

  • Busca en un diccionario la definición de ley y teoría científica.

  • Indica por qué el autor del texto considera que el conocimiento teórico ofrece una explicación de la realidad.




  1. LENGUAJE Y CONOCIMIENTO


El alto grado de saber teórico que ha alcanzado la humanidad sería impensable sin el lenguaje, pues nos permite adquirir, almacenar y transmitir nuestro saber.


  • Adquisición de conocimiento. Como veremos, el lenguaje participa de manera decisiva en la comprensión de la realidad. Además, a través del lenguaje recibimos la mayoría de las informaciones que configuran nuestros conocimientos más elaborados: en la escuela, en los libros, en los medios de comunicación…
  1   2   3

similar:

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento icon30 preguntas para no equivocarse en la aventura más importante de la vida
«amor hermoso». Porque el amor es hermoso. Los jóvenes, en el fondo, buscan siempre la belleza del amor, quieren que su amor sea...

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento icon1. Presentación de la asignatura y sugerencias para el estudio
«La fe no es un refugio para gente pusilánime, sino que ensancha la vida. Hace descubrir una gran llamada, la vocación al amor, y...

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento iconLa Sociedad Española de Enfermedad Celíaca se marca como objetivo...

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento iconLa increíble variedad de vida sobre el planeta es producto de millones...

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento iconEl término Ayurveda proviene del idioma sánscrito, antigua lengua...

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento iconDebate sobre la clonación
«a menudo los conocimientos científicos más profundos son convertidos en medios de destrucción masiva». La clonación y buena parte...

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento icon¿Cómo comenzó la vida? La hipótesis más aceptada entre los científicos...

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento iconNuestra vida como seres vivientes es independiente de toda generación...

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento iconLa bioética es la rama de la ética que se dedica a proveer los principios...

La buena vida es la vida inspirada en el amor y guiada por el conocimiento iconEl sobrepeso daña tu seguridad, tu vida social, tus relaciones afectivas,...




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com