Sociología y su contexto histórico




descargar 187.23 Kb.
títuloSociología y su contexto histórico
página1/4
fecha de publicación26.10.2015
tamaño187.23 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Ley > Documentos
  1   2   3   4
SOCIOLOGÍA

FASCÍCULO I

SOCIOLOGÍA Y SU CONTEXTO HISTÓRICO

INTRODUCCIÓN

En el siguiente fascículo analizaremos como se desarrolló la Sociología. Seguramente recuerdas que en la asignatura Introducción a las Ciencias Sociales I, estudiaste la evolución de las Ciencias Sociales y de la Sociología, su objeto de estudio, representantes, métodos y teorías (Positivismo, Marxismo, Funcionalismo, Estructuralismo y Teoría Crítica). Lo anterior son la base y fundamento de la Sociología.

Por otro lado, en Introducción a las Ciencias Sociales II, estudiaste los enfoques sociales (Materialismo Histórico, Estructural Funcionalismo, Teoría Comprensiva y Teoría Crítica). De igual forma en la asignatura Historia de México en el Contexto Universal I y II estudiaste el proceso histórico del avance del sistema del sistema capitalista, que es el fundamento con textual que ciñe y justifica el desarrollo de la Sociología.

Con estos antecedentes, podemos iniciar, con este fascículo, el abordaje del análisis histórico-social de fines del siglo XVIII y principios del siglo XIX, que sirven como marco al surgimiento de la Sociología como ciencia y que genera la importancia de "lo social" como objeto de estudio.

De ahí la importancia de analizar la obra y los aportes de los fundadores de la Sociología, tales como Claude Henri Saint-Simón y su "ciencia del hombre", Augusto Comte y su "física social", que más tarde recibiría el nombre de Sociología.

Asimismo se analizará cómo concebían Carlos Marx, Emilio Durkheim y Max Weber la realidad social y su correspondiente objeto de estudio para llegar finalmente al objeto de la Sociología como ciencia, al análisis del sujeto y cómo se da la relación sujeto-objeto en la Sociología.

Ello te proporcionará elementos científicos de análisis para contrastar las diferentes propuestas sociológicas y las implicaciones de la fragmentación del conocimiento en el estudio de la realidad social, que te permitan, en primera instancia, identificar objetos de conocimiento y después te indiquen como se han abordado para generar una transformación de la sociedad.

1.1 EL ORIGEN DE LA SOCIOLOGÍA

La Sociología al igual que otras ciencias sociales, se desarrolló a fines del siglo XIX para dar respuesta de manera científica a los problemas generados por el sistema capitalista

Ahora bien, imagina la vida en Europa de finales del siglo XVIII y principios del siglo XIX. Imagina como eran las ciudades, donde estaban las fábricas, como eran las casas de los obreros y las casas de los ricos, quienes iban a las escuelas y como enseñaban. Pues bien, es en este contexto que surgió la Sociología. En este fascículo aprenderás el origen de su nacimiento, quién o quiénes la crearon y sus razones, cuándo comenzaron el desarrollo de esta ciencia y cuál es su objeto de estudio.

.1.1 LA SOCIEDAD EUROPEA A FINES DEL SIGLO XVIII Y PRINCIPIOS DEL XIX

El nacimiento de la Sociología, como una ciencia de lo social, lo podemos ubicar a fines del siglo XVIII y principios del XIX. Nace en Europa como respuesta de los intelectuales para explicar los cambios que se presentaron en esa parte del mundo, tanto en lo económico como en lo político y social.

En esta época, el modo de producción capitalista, que se gestó en el seno del feudalismo, empezó a predominar sobre las formas de producción precapitalistas; ya que tanto la artesanía como la manufactura se vieron imposibilitadas a competir con el avasallador desarrollo de la gran fábrica capitalista, al grado de desaparecer paulatinamente. Del mismo modo, se intensificó el dominio económico de la ciudad sobre el campo, que provocó la desaparición de gran parte del campesinado inglés y el cambio radical de la estructura profesional, pues la población agrícola se incorporó poco a poco en las diferentes ramas de la industria. Es aquí cuando las grandes ciudades se convierten en centros industriales como resultado de la Revolución Industrial.

Al mismo tiempo que se experimentaban estos cambios en la estructura económica y social, en la política la burguesía desplazó del poder a la vieja nobleza feudal. En efecto, como una consecuencia de su poder económico, para esta clase era imprescindible asumir el poder político del Estado, ya que sólo así se podría tener una sociedad acorde con sus intereses.

El discurso político que sirvió para justificar la consolidación de la burguesía como clase dominante fue el Liberalismo. Esta doctrina se basa en la idea de la expansión interminable de la prosperidad económica, gracias a la competencia y a la perpetuidad del proceso progresivo. "La economía liberal, es decir el Capitalismo predicaba de hecho sobre el fundamento del perpetuo crecimiento del movimiento expansivo incesante".

De ahí que el liberalismo, ideología que pregona la libertad del individuo y de la propiedad privada, se convierta en la forma más acabada del pensamiento burgués, pues sus principios políticos ajustaban plenamente en las aspiraciones que demandaba esta clase social, a saber:

1

La limitación del poder estatal como garantía de la libertad del individuo, pero al mismo tiempo protector de la propiedad privada de los individuos.

2

La sujeción de los gobernantes a la ley.

3

La democracia representativa que garantizaba la participación de los individuos en los asuntos públicos.

4

La existencia de la división de los poderes del Estado.

5

La no reelección de los gobernantes, garantizando la sucesión regulada en el poder .

Con estas ideas de libertad en lo económico en lo político, la burguesía que pudo consolidarse como la clase dominante del capitalismo, comenzó a reclamar para sí privilegios sociales: derecho de propiedad, disposición de los mejores bienes sociales, libertad de empresa y de comercio, protección de las leyes y, consecuentemente, del estado. En una palabra, para ellos:

"... la mejor manera de que los gobernantes promovieran el bien de la nación consistía en que se aplicaran a cumplir sus propias obligaciones legítimas y dejaran al capital encontrar por sí mismo sus canales más lucrativos; asimismo, que permitieran a los bienes a adquirir su justo precio, a la industriosidad y la inteligencia su premio natural, y a la ociosidad y la estupidez su correspondiente castigo; que mantengan la paz, cuiden la propiedad, aminoren los gravámenes de la ley, y cuiden que en todos los departamentos estatales rija una estricta economía. Bastaba que el gobierno cumpliera con todo esto para que el pueblo se encargara de cumplir con todo lo demás".

1.1.2 LA URBANIZACIÓN DE LA VIDA SOCIAL

La nueva estructura económica y social trajo como consecuencia el desarrollo de la vida en las ciudades, en donde se incrementaba el establecimiento de industrias, centros comerciales, y también se daban las contradicciones que el propio capitalismo engendraba. En efecto, en contraste con la riqueza y privilegios que alcanzaba la burguesía, existía un número cada vez más grande de pobres e indigentes. Y dado que en la ciudad del centro de la vida social, el ambiente que en ellas imperaba mostraba, en toda su magnitud, la diferencia entre los distintos sectores que la componían.

Al respecto, Eric J. Hobsbawn nos dice:

"En la ciudad, ya no era sólo que el humo flotara continuamente sobre sus cabeza (de quienes las habitaban) y que la mugre les impregnara, que los servicios públicos elementales (suministro de agua, sanitarios, limpieza de las calles, espacios abiertos, etc.), no estuvieran a la altura de la emigración masiva a la ciudad, produciendo así, sobre todo después de 1830, epidemias de cólera , fiebres tifoideas y un aterrador y constante tributo a los dos grandes aniquiladores urbanos del siglo XIX: la contaminación atmosférica y la del agua, es decir, enfermedades respiratorias e intestinales. No era sólo que las nuevas poblaciones urbanas, a veces totalmente desconocedoras de la vida no agraria, como los irlandeses, se apretujaban en barriadas obreras frías y saturadas, cuya contemplación era penosa... Aquí la vida del pobre, fuera del trabajo, transcurría entre hileras de casuchas, en las tabernas baratas e improvisadas y en las capillas, también baratas e improvisadas donde se solía recordar que no sólo de pan vive el hombre.

Era mucho más que todo esto: la ciudad destruyó la sociedad. No hay ninguna otra ciudad en el mundo donde la distancia entre el rico y el pobre sea tan grande o la barrera que los separa tan difícil de franquear. Hay mucho menos comunicación personal entre los dueños de una hilandería y sus obreros, entre el sastre y sus aprendices, que entre el duque de Wellington y el más humilde jornalero de sus tierras, escribió un clérigo, refiriéndose a Manchester.

La ciudad era un volcán cuya erupción los aterrorizaba. Para sus habitantes pobres, la ciudad era más que un testigo presencial de su exclusión de la sociedad humana: era un desierto pedregoso, que a costa de sus propios esfuerzos tenían que hacer habitable.

Estas graves diferencias sociales no tenían una explicación lógica y coherente. Los sectores ilustrados de la época se preocuparon por proporcionar explicaciones de los problemas que más aquejaban a la sociedad mostrando sus dimensiones con lujo de detalle pero sin analizar las causas que los provocaban".

1.1.3 LAS PRIMERAS INVESTIGACIONES SOCIALES

Es así como, en el primer tercio del siglo XIX, en Inglaterra y Francia se fundaron sociedades de investigación estadística, las cuales se encargaron de realizar censos sobre población, particularmente en los sectores pobres a fin de obtener datos fehacientes del número de indigentes en cada una de las ramas de la actividad productiva.

Estas investigaciones, que tenían un carácter eminentemente empírico, al dar cuenta de la situación social prevaleciente provocaron diversas reacciones: por un lado los gobiernos de Inglaterra, Francia y otros países crearon legislaciones de protección social a consecuencia de diversos movimientos de trabajadores, como el movimiento cartista en Inglaterra; por otro lado, aparecieron filántropos sociales como Robert Owen, Charles Fourier y Saint-Simón, quienes propusieron diversas formas de organización social para solucionar las condiciones de los sectores pobres y marginados.

De estos filántropos sociales fue Saint-Simón quien propuso que el conocimiento social debía ser un conocimiento no sólo empírico sino científico, que debía construirse con rigurosidad, conformándose en una ciencia específica de lo social o del hombre. Y es a partir de las inquietudes y propuestas de Saint-Simón que Augusto Comte, su discípulo, inicia sus investigaciones y funda la sociología como una ciencia particular y específica.

De hecho, muchos de los postulados comtianos retoman las ideas saintsimoniacas.

 

Separación de lo social y lo económico

Al principio los problemas sociales eran explicados más por la Economía Política que por una ciencia específica de lo Social, por lo que una de las tareas de Augusto Comte fue separar la economía de lo estrictamente social. Esta era "la primera condición para el surgimiento de una ciencia sociológica".

Esta separación entre lo económico y lo político trajo consigo que la Sociología comtiana y más tarde la Sociología en general, "se limitará a los hechos del orden social existente y, aunque sin rechazar la necesidad de la corrección y el mejoramiento, excluyera todo impulso que tienda a derrocar o negar el orden (del sistema económico prevaleciente)" .

Esto trajo como resultado una Sociología positiva apologética y justificadora (del capitalismo). Y aún cuando Augusto Comte no logró "caracterizar y definir el método que se aplica al estudio de los hechos sociales" -que más tarde trataría de elaborar Emilio Durkheim, como la segunda condición para conformar una ciencia social específica- lo cierto es que a él se le otorga el mérito de fundar la Sociología.

I. Contesta lo que se te pide:

1. ¿Cómo era la vida en la sociedad en el siglo XIX?

2. Explica los cambios sociales que se sucedieron a consecuencia de la Revolución Industrial y del desarrollo urbano.

3. ¿Cómo fueron las primeras investigaciones sobre los problemas sociales a principios del siglo XIX?

4. ¿Cuáles fueron las condiciones que permitieron la aparición de la Sociología como una ciencia social autónoma?

5. Menciona tres problemas que sean objeto de estudio de la Sociología?
6. Investiga el origen etimológico de la palabra Sociología:

II. Observa la sopa de letras y localiza en ella los principales inventos que han revolucionado la vida de los hombres en sociedad,

Barco de vapor

Electricidad

Microondas

Rayo láser

Teléfono

Imprenta

Máquina de vapor

Astrolabio

Televisión

Telegrama

Pólvora

Radio

Telégrafo

Brújula

Papel

Telescopio

Microscopio

Pila

T

E

L

E

S

C

O

P

I

O

F

E

L

U

X

H

E

L

H

A

Y

A

N

E

A

M

A

R

U

D

N

J

T

E

V

A

S

T

R

O

L

A

B

I

O

P

L

T

E

L

E

V

I

S

I

O

N

E

Z

A

E

M

M

U

B

R

P

M

A

E

L

E

C

T

R

I

C

I

D

A

D

R

Z

A

I

I

R

I

V

E

I

M

G

D

E

D

I

T

E

R

E

M

I

O

M

D

O

N

O

O

T

I

R

C

A

R

T

E

L

E

F

O

N

O

A

T

I

A

E

P

O

L

V

O

R

A

R

R

A

L

E

H

X

L

N

S

I

O

A

L

M

H

E

B

I

O

G

E

D

O

G

F

Z

E

P

E

V

A

I

M

I

V

G

I

M

P

R

E

N

T

A

I

S

E

O

E

V

P

I

L

A

O

L

M

A

N

T

E

I

A

O

A

I

X

O

C

L

N

E

A

C

U

M

C

A

C

A

Z

A

E

R

E

M

U

M

S

E

T

O

E

F

P

Y

J

I

O

O

V

D

R

A

Y

Q

P

N

O

Y

O

I

R

F

P

T

E

U

U

R

L

U

R

A

Y

O

L

A

S

E

R

R

Y

X

R

U

N

I

Y

L

R

R

O

B

A

A

I

E

M

A

Q

U

I

N

A

D

E

V

A

P

O

R

B

A

R

C

O

D

E

V

A

P

O

R

I

M

I

C

R

O

O

N

D

A

S


http://200.57.38.181/cursos/materias/quinto/cvsoc1/banners/tu1/t1ei1.gif

1.2. NECESIDAD DE COMPRENDER LOS PROBLEMAS SOCIALES DEL SIGLO XIX

Como hemos dicho antes, "la problemática social aumentó la necesidad de proceder a un análisis y a una evaluación de la sociedad existente, de su pasado, su presente y su futuro" , pero ya no desde el punto de vista de la filosofía especulativa, sino de un área de conocimiento que diera cuenta de lo social, en donde se reflejaran los distintos problemas que aquejan agudamente a la sociedad para darle solución. Corresponde entonces Saint-Simón iniciar los estudios sistemáticos sobre lo social.

1.2.1 LA CIENCIA SOCIAL SEGÚN SAINT-SIMÓN

Saint-Simón (1760-1825) decidió concentrar sus esfuerzos teóricos sobre los problemas de la sociedad de su época (fines del siglo XVIII y principios del XIX), una sociedad en plena transformación económica, política, social y cultural, incursionando más allá de los estudios hasta entonces realizados. Por ello rechazó el viejo método historiográfico que consideraba a la historia como una colección de hechos sin encadenamiento y que, por falta de una concepción de la humanidad, clasificaba los acontecimientos cronológica y geográficamente.

Saint-Simón reclama una historia capaz de describir la serie de desarrollos de la especie humana, en donde la sociedad es un cuerpo organizado, no un compuesto, ni simple aglomeración de seres vivos (con derechos, intereses y acciones fortuitas), sino una verdadera máquina organizada a la que cada pieza contribuye de distinta manera. Es un organismo que ha evolucionado a través de los tiempos y ha creado sus propios órganos para adaptarse a las situaciones que se le presentan.

Saint-Simón creía en la necesidad de fundar un método que le posibilitara descubrir las leyes que regían los cuerpos complejos y organizados que eran las sociedades y recurrió a la fisiología para crear la "fisiología social".

Los expertos en la "ciencia positiva del hombre", los fisiólogos sociales, como médicos, diagnosticar la enfermedad y basándose en el diagnóstico, se esfuerzan por facilitar un pronóstico y un remedio. Los fisiólogos sociales son los únicos que están en condiciones de "analizar las causas de este mal social y descubrir los remedios para detenerlo, buscando la forma de reconciliar los intereses de todos...deshacer el embrollo de ideas que actualmente causan la muerte de muchos millones de ciudadanos".

Saint-Simón hacía referencia a una etapa del desarrollo de la sociedad donde los hombres alcanzarían niveles de justicia, igualdad, libertad, progreso, y exaltó las bondades de la sociedad industrial, manifestando en ella la etapa positiva, fundada en el orden.

Las etapas socioeconómicas por las que han pasado las formas de asociación van del cazador solitario a la familia, la villa, la tribu y la nación, y ahora el mundo se ha convertido en un solo taller y en un solo mercado que crea las condiciones para una asociación universal que, en realidad, está necesitando. Insiste en que en las tensiones y esfuerzos inherentes a toda asociación y a las relaciones entre las diversas asociaciones se amplía.

Al mismo tiempo, las asociaciones más amplias y más coherentes, aunque proporcionan una mayor emancipación del individuo en su dependencia de otros, le atan firmemente a la colectividad, "la división del trabajo" aumenta en la misma proporción en que avanza la civilización, tanto en la esfera individual como en la temporal. El resultado es que cada hombre depende menos de cada uno de los demás individualmente, pero todos dependen en mayor grado de la masa.

Este pensador creía que este nuevo orden, el industrial, reconciliaría la idea y la realidad y se borrarían los crecientes antagonismos revolucionarios del sistema social. La filosofía social sólo necesitaba entender y organizar los hechos. La verdad se derivaría de ellos.

Sostenía que la teoría social utilizaría el mismo método que empleaban las demás ciencias de observación. En otras palabras, el razonamiento se basaría en los hechos observados y explicados en vez de seguir el método adoptado por las ciencias especulativas, que refiere todos los hechos al razonamiento. La Astronomía, la Física y la Química se establecieron sobre esta base positiva; era tiempo de que la Ciencia Social se uniese a estas ciencias especiales y se hiciese enteramente positiva. Saint-Simón, promulgó este positivismo como principio último de su filosofía, al respecto afirmaba:

"En todas partes de mi obra me ocuparé de establecer series de hechos, pues estoy convencido que ellos son la única parte de nuestro conocimiento. La Teología y la Metafísica y, sobre todo, los conceptos y valores trascendentales han de ser probados mediante el método positivista de las ciencias exactas. Una vez que nuestro conocimiento es fundado uniformemente en observaciones, la dirección de nuestros asuntos espirituales deberá ser confiada al poder de la ciencia positiva".

Como muchos otros fundadores de la sociología, Saint-Simón atribuyó a la nueva disciplina las características de las ciencias naturales, lo que influiría en el desarrollo de la sociología alentando visiones positivas de un claro tinte conservador. La sociedad, al igual que los organismos vivos, tiene un orden y todo aquello que busque modificarlo es asumido como una enfermedad o una patología que debe ser controlada y erradicada.

A mediados de la segunda década del siglo XIX, las contradicciones sociales se agudizaron: La caída de Napoleón y la restauración de la monarquía en Francia mostraron la honda crisis a la que estaba sometida esa nación, y la necesidad de presentar un proyecto de reorganización de la sociedad, hizo necesario dar un sentido práctico y no solamente teórico a la Ciencia Social.

Ante esto, la propuesta de Saint-Simón fue rebasada por las condiciones socioeconómicas y políticas que evidenciaron incluso sus contradicciones, ya que su obra contenía elementos que se oponían al desarrollo del capitalismo. Según Saint-Simón:

"El progreso del sistema industrial exigía, como supuesto previo, que la lucha entre las clases fuera transformada primero en una lucha contra la naturaleza, en la que todas las clases se debían encontrar unidas, la forma de gobierno contemplada por él, no era aquella en que los gobernantes rigen a los súbditos, sino otra, en que el gobierno ejerce una administración técnica sobre la obra que hay que llevar a cabo".

De esta manera, su objetivo de reconciliar las ideas con la realidad se vio frustrado; sin embargo, a pesar de las limitaciones de la teoría sansimoniana, no podemos soslayar que Saint-Simón dejara sentadas las bases y los fundamentos de una Ciencia Social: es decir, la Sociología. Fue él quien sostuvo la idea de abandonar un conocimiento especulativo para tornarlo en uno positivo, también sostuvo que a diversas etapas del conocimiento corresponden otras tantas del desarrollo histórico. Sus postulados los retomará, desarrollará y modificará su discípulo Augusto Comte, en lo que se refiere a la idea de progreso como ley natural de la sociedad, también Carlos Marx retomaría muchas ideas de Saint-Simón dándoles otro enfoque.

1.2.2 LIMITACIONES DE LA TEORÍA SOCIAL DE SAINT-SIMÓN

Saint-Simón tuvo el mérito de iniciar, con su teoría sobre lo Social, una forma diferente de conocer los problemas sociales y para ello retomó los avances más significativos de las Ciencias Naturales, particularmente lo concerniente al método. Pero no pudo comprender las verdaderas causas de la dinámica de la sociedad capitalista, lo que lo llevó a hacer propuestas contradictorias con la realidad que le tocó vivir.

El no distinguir que la realidad Social es diferente a la realidad natural y querer aplicar el mismo método de estudio tanto a la naturaleza como a la sociedad, provocó muchas confusiones en el análisis de la sociedad, al grado de que dentro de su teoría hubiera grandes contradicciones entre su análisis y las conclusiones a las que llegaba, por eso se le ubicó como un pensador utópico.

1.2.3 LA SOCIOLOGÍA Y AUGUSTO COMTE

Augusto

Comte (1798-1857) nació en Francia y vivió en la primera mitad del siglo XIX, período sumamente importante en el desarrollo del Capitalismo y la instauración de la nueva estructura clasista de la sociedad, donde era evidente el aumento de la riqueza y el poder de la burguesía, el crecimiento de la miseria y la fuerza de la resistencia de la clase obrera. Comte realizó estudios sobre las Ciencias Naturales en la Escuela Politécnica de París, de donde se le excluyó por sus ideas de libre pensador; se ganó la vida como profesor particular de Matemáticas.

En los años de 1817 a 1824, Comte fue secretario de Saint-Simón e indudablemente asimiló muchas ideas de este último. Sin embargo, las divergencias en torno a problemas teóricos y políticos cardinales condicionaron la ruptura entre ellos. Comte no pudo comprender y aceptar las ideas de Saint-Simón acerca de la lucha entre las clases de los explotadores y la clase de los productores ni tampoco su alta apreciación del papel del trabajo. Mientras que Saint-Simón habla de una sociedad de productores libres e iguales, Comte hacía propaganda del Estado centralizado con estructuras jerárquicas.

Saint-Simón promovía al primer plano la idea de progreso social; Comte, en cambio, subrayaba el significado de la estática social. Aunque el sistema filosófico positivista de Comte contenía algunos aspectos que hacían recordar la concepción de su maestro, en su totalidad se basaba en fundamentos ideológicos y teóricos completamente distintos.

El desarrollo del pensamiento filosófico de Comte se puede enmarcar en dos etapas:

PRIMERA ETAPA: Se caracterizó por la gran influencia del pensamiento saintsimonianas, en la que se destacan las obras Opúsculos filosóficos , Apreciación somera sobre el conjunto del pasado moderno, Plan de trabajo científico para la reorganización de la sociedad, entre otras; en tanto.

SEGUNDA ETAPA: Se caracterizó ya propiamente por el desarrollo de la filosofía plenamente comtiana que parte de su Curso de Filosofía Positiva, Sistema de Política Positiva o Tratado de Sociología, etcétera. Esta segunda etapa rompe con muchas de las ideas sustentadas por Saint-Simón, al presentar lo que Comte denominará " La verdadera ciencia de lo social ", alejándose totalmente de su maestro.

De esta forma se estructuró, por una parte
  1   2   3   4

similar:

Sociología y su contexto histórico iconI – Histórico da disciplina no Ensino Médio o que é Sociologia

Sociología y su contexto histórico iconLiteratura contexto histórico

Sociología y su contexto histórico icon2. Surgimiento y Contexto historico

Sociología y su contexto histórico iconContexto histórico de la Orientación

Sociología y su contexto histórico iconCaracterísticas de la psicología como ciencia. Contexto histórico

Sociología y su contexto histórico iconLa teoría de la Educación Física es la ciencia que estudia su posibilidad,...

Sociología y su contexto histórico iconDepartamento de sociologíA

Sociología y su contexto histórico icon1. 1 historia de la sociologíA

Sociología y su contexto histórico iconLa historia de la sociologia

Sociología y su contexto histórico iconRecuerdo histórico




Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
b.se-todo.com