Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas




descargar 95.84 Kb.
títuloDepartamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas
página1/4
fecha de publicación23.02.2016
tamaño95.84 Kb.
tipoLiteratura
b.se-todo.com > Derecho > Literatura
  1   2   3   4

DEPARTAMENTO DE LENGUA CASTELLANA Y LITERATURA, IES FARO DE MASPALOMAS

TEXTOS DE LA PAU


Junio de 2010

Menores y papanatas

El defensor del menor de la Comunidad de Madrid, Arturo Canalda, dijo hace unas semanas que se había abierto un perfil falso en Tuenti para espiar a sus hijos y animó a los padres a que hicieran lo mismo. La franqueza de Canalda provocó un cierto revuelo en algunos padres, en algunos hijos y en la dirección de Tuenti, y él tuvo que añadir al día siguiente que había eliminado el perfil.

Hasta hace bien poco, menos de cien años, la infancia no existía. Existían los niños, claro, pero nadie los consideraba muy humanos; eran cosas que lloraban, moqueaban y fastidiaban la siesta. Los altos índices de mortalidad infantil contribuían a la escasa valoración de los niños. No pasaba nada si se moría uno: había más.

La idealización de la infancia es una actitud muy reciente, consecuencia del desarrollo económico de nuestras sociedades y de la literatura psicoanalítica, que localizó en los primeros años de vida la formación del carácter adulto. Esta tendencia ha ido a más y en la Europa de natalidad casi cero la exaltación de la infancia ha alcanzado niveles de frenopático.

Basta ya. Una cosa es proteger a los niños de la explotación laboral y sexual y otra divinizarlos. ¿Cómo que un padre no puede espiar a sus hijos? ¿Qué melindre ultrademocrático justifica ahora semejante irresponsabilidad? Si el hijo es menor de edad, un padre no sólo tiene el derecho, sino la obligación de saber, por cualesquiera medios, dónde está su hijo, qué hace, qué toma y con quién va. Y no sólo para protegerlo; sino también para cumplir con su obligación social. Nuestros colegios están llenos de niños silvestres, cuyos padres han dimitido de su cargo por desinterés o acogiéndose a la coartada del respeto a la libertad y a la intimidad del menor.

Antonio Orejudo

Septiembre de 2010

Ellas y ellos
Las mujeres y su difícil relación con los hombres. O los hombres y su dificilísima relación con las mujeres. Veo las noticias de la Cumbre de Valencia, y me parece mentira lo mucho que están cambiando las cosas, por un lado, y por otro lo poquísimo que cambian. ¿Saben que el principal medio de transporte de mercancías en el interior de África son las mujeres? Todas esas hembras acarreando monumentales pesos en la cabeza como bestias de carga: eso sigue igual. Y, al mismo tiempo, ¡qué tenacidad y qué potencia tienen esas mujeres cimbreantes!
Si en el mundo ha mejorado la situación femenina es porque los hombres también han cambiado, como es obvio. Y, sin embargo, tal vez por la velocidad de la evolución, sigue habiendo resquemores, recelos y furor. Mientras se celebraba la cumbre, hubo otras dos víctimas asesinadas por sus parejas en España.
A mi mesa llega una marea constante de cartas airadas. Cartas de mujeres denunciando un recrudecimiento del sexismo y campañas machistas para hacer creer que lo de la violencia contra la mujer es un invento. Tienen razón. Cartas de hombres que se sienten maltratados por sus ex parejas y por los jueces; que se han quedado sin sus hijos; que dicen haber sido denunciados falsamente. Y creo que también tienen razón. ¿Qué nos está pasando? ¿Por qué sobre los restos de un machismo milenario se está construyendo una rabia nueva? ¿No hay manera de llegar a entendernos? ¿Tenemos que seguir siendo mundos opuestos?
La primatóloga Melissa Hines dio juguetes humanos a unos jóvenes monitos: muñecas, coches y libros ilustrados. Ellas cogieron las muñecas para jugar, ellos los coches y los dos los libros indistintamente. No sé si se puede extraer alguna enseñanza de esto, pero, si tienes hijos, ¡regálales libros!
Rosa Montero

Septiembre de 2006

Chávez y lo que ganan las petroleras

Ha generado un gran debate la decisión del gobierno venezolano de recuperar el control de los activos petrolíferos de la faja del Orinoco. El objetivo del presidente Hugo Chávez es que para el mes de mayo el estado cuente, al menos, con una participación del 60 por ciento en las operaciones, por lo que comenzará inmediatamente la negociación con las empresas petroleras instaladas en la región.

El proyecto que ha despertado la indignación de grandes medios de comunicación no busca otra cosa que hacer partícipe de esos beneficios a la población venezolana, legítimos propietarios de los recursos naturales de su país.

Es bueno, por tanto, conocer las ganancias de algunas empresas petroleras, beneficios que en muchos casos no llegan a los ciudadanos de los países donde explotan sus recursos, sino que son para los directivos y accionistas de esas multinacionales.

Por ejemplo, la estadounidense Exxon Mobil, una de las empresas que operan en el Orinoco, hizo público este 1 de febrero que, durante el año 2006, superó su record de ganancias en toda su historia al lograr beneficios por valor de 39.500 millones de dólares. El año anterior 2005 ya logró 36.130 millones.

Los ingresos anuales de Exxon Mobil superan el Producto Interno Bruto de países como Suiza, Taiwán e Indonesia y sus reservas de efectivo superan a la deuda externa de naciones como Filipinas.

Exxon registró ingresos netos durante 2006 de 377.640 millones de dólares, sobrepasando también la cifra histórica de 370.680 millones de dólares alcanzada en el 2005.

Muchas de las empresas petroleras se enriquecen de forma insultante explotando recursos en países trágicamente empobrecidos. Es el caso del gigante anglo-holandés, Shell, que también acaba de anunciar un ingreso récord anual de cerca de 25.000 millones de dólares, logrados en gran parte por sus explotaciones en Nigeria.

Las ganancias anuales de Shell suponen tres millones de dólares por hora, mientras en Nigeria la esperanza de vida es de 51 años y la mortalidad infantil es de un 80 por mil. Y todavía la Shell se queja de que tiene que lidiar en Nigeria con "notables problemas relacionados a la seguridad", donde los ataques a los oleoductos interrumpen de manera continua la producción. Ataques que en la mayoría de ocasiones son sólo intentos de hambrientos por arañar unos pequeños litros de petróleo de los oleoductos para poder venderlos en el mercado negro. Todo ello con gran peligro de su vida porque en no pocas ocasiones se producen incendios y explosiones que se llevan por delante a varias decenas de personas.

No podemos indignarnos y entristecernos por la pobreza en el Tercer Mundo si luego no defendemos la necesidad de que esos países logren llevar a sus ciudadanos parte de los insultantes beneficios que las empresas extranjeras están logrando con sus recursos naturales. Por eso, la decisión del gobierno venezolano no es ningún ataque a la economía ni a la legislación comercial internacional, es, sencillamente, responder a la necesidad de esa justicia Norte-Sur que tantos ciudadanos dicen defender pero que luego no logran –o no quieren- comprender cuando aparecen las dignas medidas destinadas a lograrla.

Pascual Serrano

Junio de 2007

Armas para todos

Las armas no se fabrican para ganar las guerras, las guerras se fabrican para aumentar las ganancias de los fabricantes y traficantes de armas.

Las armas no las carga el diablo, las armas las cargan y las descargan en todas partes los diablos tutelares del orden internacional que dirigen los destinos del planeta desde las profundidades de sus lujosas guaridas acolchadas.

Cuanto más “inteligentes” son las armas, más estúpidos resultan los militares que las manejan. El mejor ejército del mundo pierde las peores guerras, en los países más pobres del mapa.

Las guerras no se emprenden para ganarlas sino para prolongarlas hasta que los arsenales se vacían. Una guerra sólo se termina cuando se vislumbra un conflicto más rentable en el horizonte.

La industria armamentística organiza, financia y colabora con movimientos terroristas, grupos guerrilleros, dictaduras militares y con cualquiera que garantice dar salida a sus productos.

Los siniestros e inexplicados atentados del 11-S dispararon en todo el mundo un extraordinario crecimiento de los presupuestos de defensa y de las empresas dedicadas a la “seguridad”, de la tecnología del espionaje, los ejércitos y las policías privadas.

Empresas privadas estadounidenses proporcionaron interrogadores y torturadores expertos al ejército USA en Irak en régimen de subcontrata.

Los soldados son los conejillos de indias que experimentan nuevas formas de matar a cambio de un sueldo.

La patria, la bandera y demás zarandajas patrióticas ya no enganchan a nadie, los soldados profesionales son mercenarios.

En las guerras de antes, la mayor parte de las víctimas eran militares; en las de hoy, la mayoría de las víctimas son civiles.

Con la excelente excusa de luchar contra el terrorismo, los estados se convierten en terroristas.

Para los militares, la población civil es siempre sospechosa. Los militares enemigos se llevan mejor entre ellos que con sus conciudadanos.

Nunca estuvo tan barata la carne de cañón.

Moncho Alpuente

Septiembre de 2006

ARTE Y CRIMEN DE LA MENDIGA

Es casi seguro que los tres muchachos que agredieron y luego prendieron fuego a una mendiga en el recinto de un cajero automático que ella había convertido en refugio ocasional no planeaban ni intentaban matarla, pues incluso ellos tenían que saber que en esos ámbitos hay siempre un circuito cerrado de vídeo que filma y proyecta en una pantalla cuanto allí ocurre.

De manera que se trata de un caso de homicidio involuntario con agravantes, pero culparles de asesinato sería cometer un grave error y una grave injusticia. De la baja calidad de las almas de esos chicos los responsables son ellos mismos, pero no exclusivamente. Alguna responsabilidad tendrán sus padres y educadores en que hayan crecido con tan severas limitaciones o taras en cuanto a empatía, compasión y respeto hacia los mayores y más indefensos, que son o deberían ser elementos básicos de la educación.

Crímenes parecidos los imaginaron y narraron la literatura, el arte y el cine. Recuerdo ahora a los gamberros británicos de “La naranja mecánica” y al yuppie de Manhattan de la más reciente “American Psycho”. El cajero donde se cometió el crimen era de La Caixa. El crimen de la mendiga me ha recordado dos vídeos de los fondos del Centro Pompidou que acaban de exhibirse en la antológica de la Fundación de ese banco. Se trata de dos obras espléndidas: “Ahora eres un Martial Raysse”, de Martial Raysse, e “Interfaz”, de Peter Campus. Ambos circuitos cerrados invitan al espectador a verse, y a reconocerse, desde un punto de vista insólito, como un ser ajeno, fantasmal e inquietante, que irrumpe en ámbitos extraños. La muerte de la mendiga en un cajero nos cursa parecida invitación.

Ignacio Vidal-Folch, Tiempo

Junio de 2006

¿EL AGUA TAMBIÉN ES INVERSIÓN?

¿Cuál será la siguiente materia prima que entrará en la espiral alcista catalizada por el sentimiento de escasez? Sin negar que existen argumentos más que sólidos para defender la continuidad de la fuerte tendencia experimentada por el crudo y el oro, debemos aceptar el reto de buscar nuevas alternativas para comenzar a diversificar. La comunidad inversora está de acuerdo en estimar un fuerte crecimiento de la población mundial (ocho billones para el 2025) y que las economías emergentes, especialmente China, están viviendo un proceso de urbanización. ¿Por dónde empezarían si tuvieran que urbanizar y garantizar la calidad de vida de una población creciente? ¿Cuál es la materia imprescindible para cualquier urbe, que hoy sólo el 10 % de la población recibe de forma automática y que es tremendamente volátil en cantidad y calidad? El agua.

Se pierde entre un 20% y un 40% del agua en su transporte según se trate de una economía desarrollada o en vías de ello y esto se agrava por el hecho de ser necesarios, por ejemplo, 1000 litros de agua para lograr un kilogramo de pan. La antigüedad de las infraestructuras ronda los 100 años y la tasa de revisión, es mínima. Además, las catástrofes naturales, cuyos costes no son cubiertos por los seguros y cada vez más frecuentes por el mayor grado de concentración de la población, nos han enseñado que el control del nivel del agua, los sistemas descentralizados de potabilización y la tecnología para evitar las terribles epidemias generadas hacen de los fondos de inversión de agua una de las alternativas de inversión más prometedoras.

Juan Ramón Caridad – El Mundo

Septiembre de 2005

UNA ÉTICA DE OTRO TIEMPO

La argumentación de la lucha actual contra el dopaje forma parte de otro tiempo, de una ética que ya no se corresponde con un presente definido en todos los ámbitos por la competitividad de la que el deporte es el ejemplo plástico. En El colonialismo económico del deporte, el catedrático alemán Klaus Heineman define el fenómeno con meridiana claridad: "El dopaje es producto de la contradicción que existe entre una actividad que ha perdido la autonomía económica pero conserva la potestad reglamentaria”. En definitiva, quien paga y exige, el patrocinador, no es quien legisla, son los organismos deportivos, cuyos reglamentos apenas han evolucionado y aún son rehenes de una atávica concepción amateur.

El deportista es quien soporta esa contradicción, exigido por una parte y perseguido por la otra. Esa presión puede desembocar en estallidos como el del ciclista Marco Pantano, idolatrado y criminalizado en un escaso margen de tiempo. Los profesionales del deporte, en realidad, no se arredran ni por las medidas penales que se han implantado en Francia e Italia, ni por las advertencias de los riesgos que el consumo de determinadas sustancias puede tener para la salud. La revista Time realizó una encuesta entre numerosos atletas estadounidenses y les preguntó si tomarían algún fármaco con la garantía de obtener una medalla y la seguridad de que tendría consecuencias para su salud en el futuro. Más del 90% de los consultados contestaron afirmativamente.

El ejemplo sirve para demostrar que es necesario reorientar la lucha contra el dopaje, y eso pasa, irremediablemente, por ampliar la lista de sustancias prohibidas a partir de una redefinición de lo que realmente es el deporte de elite. ¿Tiene sentido sancionar por un positivo por cannabis cuando su consumo no está penalizado socialmente y su venta legalizada en algunos países? Al menos, es discutible. ¿Que abrir la mano puede tener riesgos para la salud? Tantos, o en algunos casos menos, que los que de por sí tiene el deporte profesional, una actividad traumática con secuelas para el futuro y muy poco saludable. Los atletas no son ejemplos, ni lo pretenden. Son ejecutivos del rendimiento a los que, como ellos mismos reiteran, "siempre nos duele algo".

El otro argumento que sustenta la lucha contra el dopaje es el fraude que se comete contra el deporte por la ventaja que otorgan determinadas sustancias. Cierto, pero pretender que todos los deportistas compiten en igualdad porque no toman fármacos es de ingenuos. Los beneficios dependen mucho más de los medios económicos que permiten acceder a las mejores condiciones de entrenamiento. Basta con repasar las especialidades en las que triunfan los deportistas de los países desarrollados y los que proceden del Tercer Mundo.

La solución al problema del dopaje es, en definitiva, muy compleja y no se resolverá únicamente con medidas coercitivas. Exigiría un debate demasiado desmitificador, peligroso para todos, para los que dirigen el deporte y viven de él: el Comité Olímpico Internacional, las federaciones, y quienes unen su imagen a una actividad percibida como el único ámbito de competencia limpia que queda en la sociedad. Todo ello da la razón a los que, desde dentro, se muestran muy pesimistas. De momento, por lo menos, libremos un poco al deportista.

Orfeo Suárez, EL MUNDO, 15 de agosto de 2004

Junio de 2005
  1   2   3   4

similar:

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconLengua castellana y literatura- 3º eso

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconÁrea de Lengua Castellana y Literatura

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconLengua castellana y literatura – 3º eso

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconEntrada de abeja de Tesoro de la Lengua Castellana o Española, primer...

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconDepartamento de biología ies julián zarco

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconIes “universidad laboral”. Gijón Departamento de Orientación

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconProgramación de aula Lengua y Literatura 4 eso

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconDepartamento de lengua espa ñ ola

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconEduardo Teillet. Departamento de Filosofía. Ies victorio Macho. Palencia

Departamento de lengua castellana y literatura, ies faro de maspalomas iconAcademia áncora I lengua Española y Literatura I ourense 2011




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com