La historia de la sociologia




descargar 0.51 Mb.
títuloLa historia de la sociologia
página5/12
fecha de publicación04.02.2016
tamaño0.51 Mb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Derecho > Documentos
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   12

Proceso de trabajo y proceso de valorización. El uso de la fuerza de trabajo es el trabajo mismo. El comprador de la fuerza de trabajo la consume haciendo trabajar a su vendedor. Con ello éste último llega a ser "actu" [efectivamente] lo que antes era sólo potentia [potencialmente]: fuerza de trabajo que se pone en movimiento a sí misma, obrero. Para representar su trabajo en mercancías, debe ante todo representarlo en valores de uso, en cosas que sirvan para la satisfacción de las necesidades de cualquier índole. El capitalista, pues, hace que el obrero produzca un valor de uso especial, un artículo determinado. La producción de valores de uso, o bienes, no modifica su naturaleza general por el hecho de efectuarse para el capitalista y bajo su fiscalización. De ahí que en un comienzo debamos investigar el proceso de trabajo prescindiendo de forma social determinada que asuma.

El trabajo es, en primer lugar, un proceso entre el hombre y la naturaleza, un proceso en que el hombre media, regula y controla su metabolismo con la naturaleza. El hombre se enfrenta a la materia natural misma como un poder natural. Pone en movimiento las fuerzas naturales que pertenecen a su corporeidad, brazos y piernas, cabeza y manos, a fin de apoderarse de los materiales de la naturaleza bajo una forma útil para su propia vida. Al operar por medio de ese movimiento sobre la naturaleza [216] exterior a él y transformarla, transforma a la vez su propia naturaleza. Desarrolla las potencias que dormitaban en ella y sujeta a su señorío el juego de fuerzas de la misma. Concebimos el trabajo bajo una forma en la cual pertenece exclusivamente al hombre. Una araña ejecuta operaciones que recuerdan las del tejedor, y una abeja avergonzaría, por la construcción de las celdillas de su panal, a más de un maestro albañil. Pero lo que distingue ventajosamente al peor maestro albañil de la mejor abeja es que el primero ha modelado la celdilla en su cabeza antes de construirla en la cera. Al consumarse el proceso de trabajo surge un resultado que antes del comienzo de aquél ya existía en la imaginación del obrero, o sea idealmente. El obrero no sólo efectúa un cambio de forma de lo natural; en lo natural, al mismo tiempo, efectiviza su propio objetivo, objetivo que él sabe que determina, como una ley, el modo y manera de su accionar y al que tiene que subordinar su voluntad. Y esta subordinación no es un acto aislado. Además de esforzar los órganos que trabajan, se requiere del obrero, durante todo el transcurso del trabajo, la voluntad orientada a un fin, la cual se manifiesta como atención. Y tanto más se requiere esa atención cuanto menos atrayente sea para el obrero dicho trabajo, por su propio contenido y la forma y manera de su ejecución; cuanto menos, pues, disfrute el obrero de dicho trabajo como de un juego de sus propias fuerzas físicas y espirituales.

Los elementos simples del proceso laboral son la actividad orientada a un fin o sea el trabajo mismo , su objeto y sus medios.

Hay 2 procesos de formación de valor. Uno que simplemente produce valor: trabajo objetivado en el producto; y otro que al objetivar valor, objetiva al mismo tiempo plusvalor. Sólo este segundo es un proceso de valorización propiamente dicho, y por ello un proceso de producción capitalista. Entonces, habría un proceso material (de producción del valor de uso del producto), un proceso formal (de producción del valor de cambio como tal), y un tercero que podríamos llamar formalísimo (la producción de valor en el tiempo del plustrabajo: plusvalor o valor producido en tiempo de trabajo impago; éticamente, valor robado).
El proceso de valorización

El capitalista emprende la aventura de invertir su capital, en un proceso de trabajo, para producir una determinada mercancía, cuando tiene una probabilidad de éxito muy alta, es decir, la de agregar un valor mayor a los valores invertidos.

La fuerza de trabajo es una particular mercancía cuyo valor de cambio (salario)es menor que el valor que aporta alproducto. La diferencia entre el salario pagado al obrero y la parte del valor que éste aporta al producto(valor) se llama plusvalía.

Para el marxismo, la fuerza de trabajo es la única fuente de plusvalía, la única creadora de nuevo valor. Las materias primas y maquinarias utilizadas sólo transfieren su valor al nuevo producto. No lo incrementan. Siendo así, durante la jornada de trabajo el obrero debe crear valor para cubrir su salario, y la plusvalía que corresponde al capitalista. El tiempo que tarda en crear su salario es el tiempo de trabajo necesario, en tanto que el que corresponde a la plusvalía, es el tiempo de trabajo excedente.
La formación de la plusvalía y su aumento se efectúan de las siguientes maneras: 1º) el capitalista obliga al operario a darle su trabajo por un tiempo superior al que se necesita para compensar el salario; 2º) la mercancía-trabajo, en vez de consumirse como otra cualquiera, produce (al consumirse) un valor superior al que representa, esto es, que el trabajo produce un excedente sobre su coste, que es la plusvalía, monopolizada por el capitalista, el cual tiene poder de imponer al operario las condiciones que quiera; 3º) cuando no es posible ulteriormente aumentar la jornada de trabajo por vía directa, el capitalista procura aumentarla indirectamente, modificando el proceso técnico; toda mejora de la técnica productiva equivale a un aumento de la jornada de trabajo; aumenta la producción y por eso acrece la plusvalía.

La mercancía producida tiene que tener valor de uso y valor de cambio. El éxito del capitalista depende del grado de utilidad que tenga su mercancía para que ésta sea vendida por el valor o por un precio superior a éste. En caso de que el precio rebase el valor es mejor para el capitalista, pero, esta situación es temporal ya que atraería nuevos competidores a la industria. El valor es el centro para la toma de las decisiones en el capitalismo. Vendiendo las cosas por su valor el capitalista obtiene plusvalía. Plusvalía es igual a los ingresos por ventas menos el valor de los objetos de trabajo (insumos) consumidos, menos el valor de los medios de trabajo gastados (depreciación y repuestos) y menos el valor de los salarios.

En el proceso de trabajo se valoriza el capital. El capitalista compra los objetos de trabajo, los medios de trabajo y la fuerza de trabajo por su valor. Y vende la nueva mercancía por su valor obteniendo plusvalía. Ésta resulta por el don natural que tiene la mercancía fuerza de trabajo, la de producir más valores de los que ella misma encierra. Produce su salario y la plusvalía. A través de la historia, ha sido una constante, de que el hombre ha producido los medios de vida para él y su familia y le han sobrado excedentes. En el capitalismo estos excedentes se los apropia el capitalista.

“Como unidad de proceso de trabajo y proceso de creación de valor, el proceso de producción es un proceso de producción de mercancías; como unidad de proceso de trabajo y de proceso de valorización, el proceso de producción es un proceso de producción capitalista, la forma capitalista de la producción de mercancías.”

Retomemos aquí el proceso de trabajo de la producción de jeans que utilizamos en el capitulo No I para explicar el proceso de valorización.

Empresa de 50 trabajadores dedicados a producir Jeans clásicos para hombre. Caso hipotético

1. Ventas netas (ingresos) 3.750.000.000

2. Menos valor objetos de trabajo absorbidos

3. Menos valor medios de trabajo absorbidos

1.190.000.000

14.000.000

4. Igual al Valor Agregado por la fuerza de trabajo

1.546.000.000

5. Menos Valor Fuerza de Trabajo 660.000.000

6. Igual a Valor Plusvalía 886.000.000

Explicación:

1. Son 150.000 Jeans producidos a un valor de $ 25.000 cada uno para un total de $ 3.750.000. En este caso el valor es igual al precio y éste es el de equilibrio del mercado competitivo.

2. Los objetos de trabajo absorbidos ( índigo, tela de bolsillo, hilos para costura, cierres, cremallera, remaches, botones, marquillas, empaques, químicos, transporte, publicidad, combustible, energía etc.) se refiere a todos los insumos directos e indirectos necesarios hasta llevar los jeans al mercado, en este caso la suma de todos por $ 1.190.000.000

3. Los medios de trabajo absorbidos, depreciación, $ 14.000.000 se refiere al desgaste de las máquinas, y equipos.

4. Valor agregado por la fuerza de trabajo $ 1.546.000.000. Este valor es el valor que agrega la fuerza de trabajo. No tiene de dónde más surgir puesto que los otros valores se van trasladando a la nueva mercancía en la medida que se vayan consumiendo.

5. Valor fuerza de trabajo. Se refiere al valor que se paga tanto al trabajador que ejecuta labores simples como a los que ejecutan labores complejas. En este caso, para trabajo simple $ 300.000.000 y para trabajo complejo $ 360.000.000, para un total de $ 660.000.000. Este valor es el valor de la Fuerza de Trabajo, es decir, con este valor, en promedio, los trabajadores que participaron en el proceso deben subsistir y reproducirse.

6. La plusvalía generada por la Fuerza de Trabajo en el proceso de trabajo por $ 886.000.000 se reparte entre los propietarios de los medios de producción que participaron en el proceso productivo, entre los que ayudaron a financiarlos y entre el gobierno. Así: $ 480.000.000 en ganancias para los dueños que están al frente del proceso asumiendo todos los riesgos del caso, $ 36.000.000 en alquiler para el dueño del edificio, $ 75.000.000 para los que financiaron el dinero que faltaba en el proceso, y $ 295.000.000 en impuestos para el gobierno.

Comentarios.

Los procesos de trabajo han evolucionado en el tiempo más de lo que el mismo Marx se lo imaginó. Han pasado de ser pequeños y concentrados en los sectores básicos de la economía a ser variados y sofisticados con presencia en todos los sectores económicos. Hoy coexisten empresas multinacionales gigantes con multitud de empresas pequeñas. Éstas últimas, generalmente, informales, con bajos niveles productivos, empresas de familia, refugio al desempleo, que sólo alcanzan a agregar en el proceso productivo los ingresos que requiere la familia para supervivir. Por otra parte, las empresas multinacionales y aquellas empresas nacionales con escalas de producción con alto poder de mercado y altísimos niveles de productividad son las encargadas de manejar el proceso de acumulación capitalista a través de su capacidad para generar plusvalía mediante la innovación permanente de nuevos satisfactores y de nuevos niveles productivos.

Conclusiones.

Las explicaciones que hace C. Marx del proceso de trabajo y del proceso de valorización son precisas y resisten el análisis en el tiempo.

La razón básica para emprender un proceso de trabajo es la de poder acrecentar el capital, es decir, la de producir plusvalía.

La plusvalía se reparte entre los agentes económicos (propietarios directos del capital invertido, arrendatarios de medios de trabajo y prestamistas) que aportaron capital para el proceso de trabajo y el gobierno.

La plusvalía resulta por la actuación de la Fuerza de Trabajo que es capaz de producir más allá de su propio valor. Produce su salario y la plusvalía. La producción de excedentes siempre ha sido un afán del hombre que se explica por la necesidad de mejorar y la de aminorar el riesgo de su permanencia futura.

La producción de plusvalía, a nivel de cada proceso productivo, es amenazada por las cargas tributarias que afectan, fundamentalmente, a empresas con poco poder de manipular los precios.

SAMIR AMIN. El capitalismo en la era de la globalización.

Samir Amin plantea precisamente un análisis de las características del proceso “globalizador” para mostrar que, lejos de conducir a una igualación o equilibrio, conduce necesariamente a la dicotomía, la desigualdad y a un mayor desequilibrio que, lejos de superar la crisis, se hunde en ella y la profundiza. La tesis básica que defiende Samir Amin en esta obra consiste en caracterizar la llamada “globalización económica” como un error estratégico para la propia dinámica del capitalismo.
Formas históricas del capitalismo:

Desde la antigüedad , la historia se caracterizó por el desigual desarrollo de las regiones. Durante la evolución del modo de producción capitalista, podemos definir 4 grandes fases de polarización:

    1. La forma mercantilista (1500-1800), es previa a la revolución industrial, y está moldeada por el predominio del capital mercantil en los centros atlánticos dominantes, y por la creación de zonas periféricas.

    2. El modelo clásico (desde la revolución industrial-1800- hasta la 2° guerra mundial), surgió de la revolución industrial, la cual definió las formas básicas del capitalismo.

Las periferias (Am. Latina, Asia excepto Japón, y Africa) siguieron siendo rurales, no industrializadas. Se establecieron sistemas netamente industriales como sistemas nacionales autoconcentrados, paralelamente a la construcción de los estados nacionales burgueses.

Hubo 2 características en esta fase: a) se consideraba la industrialización sinónimo de progreso; b) se intentó construir estados-nación inspirados en los modelos de los países del centro.

    1. El período de posguerra (1945-1990), durante este período se produjo la industrialización de las periferias, y también el desmantelamiento de los sistemas de producción nacional autoconcentrados y su recomposición como elementos constitutivos de un sistema integrado a la producción mundial.

    2. El período más reciente (a partir de 1990), la acumulación de esas transformaciones provocó el colapso del equilibrio característico del sistema mundial de posguerra.


Esta evolución apunta al desorden global. El caos proviene de un triple fracaso del sistema, que fue incapaz de desarrollar: a) nuevas formas de organización social y política que vallan más allá del Estado-Nación; b) relaciones políticas y económicas capaces de reconciliar el auge de la industrialización en las nuevas zonas periféricas competitivas de Am. Latina y Asia con el objetivo del crecimiento mundial; c) una relación que no sea excluyente con la periferia africana que no representa una industrialización competitiva.
La posición de un país en la jerarquía global está definida por su capacidad para competir en el mercado mundial.

En esta lucha desigual los centros usan lo que se llama los “cinco monopolios”:

  1. MONOPOLIO TECNOLOGICO: requiere gastos enormes que sólo puede afrontar un estado rico y poderoso.

  2. CONTROL DE LOS MERCADOS FINANCIEROS MUNDIALES: hasta hace poco, la mayor parte de los ahorros de una nación sólo podía circular dentro del ámbito nacional. En la actualidad, estos ahorros se gestionan de manera centralizada por instituciones con alcance mundial.

  3. MONOPOLIO SOBRE LOS RECURSOS NATURALES DEL PLANETA: el capitalismo, basado en una racionalidad a corto plazo, no puede superar los peligros de la explotación indiscriminada de esos recursos, por lo que acaba reforzando los monopolios de los países ya desarrollados.

  4. MONOPOLIO DE LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN: este monopolio lleva a la uniformidad cultural, y abre la puerta a nuevos medios de manipulación política.

  5. MONOPOLIO DE LAS ARMAS DE DESTRUCCIÓN MASIVA: este monopolio es, como sucedió en 1945, posesión exclusiva de los Estados Unidos.

Como resultado, se forma una nueva jerarquía, más desigual que ninguna de las anteriores, en la distribución de los ingresos a escala mundial, que subordina las industrias de las periferias y las reduce a la categoría de subcontratados.

BERGER Y LUCKMAN
Plantean una síntesis entre Mead y Durkheim porque el sujeto construye la realidad, y esa realidad vuelve al sujeto. El sujeto internaliza el otro generalizado y luego se termina de formar su yo. Berger y Luckman hablan de relaciones de poder. Berger y luckman plantean que los contextos naturales diferentes influyen, no son determinantes pero influyen.

Cap I: los fundamentos del conocimiento en la vida cotidiana:
B y L hablan de cómo el individuo construye su mundo, y de cómo el mundo construye al individuo. Hay una interaccion entre individuo y la sociedad.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   12

similar:

La historia de la sociologia icon1. 1 historia de la sociologíA

La historia de la sociologia iconHistoria del derecho y sociología jurídica

La historia de la sociologia icon1. 1 conceptos basicos de ecologia y medio ambiente
«historia natural científica» que se ocupa de la «sociología y economía de los animales»

La historia de la sociologia iconDepartamento de sociologíA

La historia de la sociologia iconPrograma: Doctorado en Sociología

La historia de la sociologia iconSociología y su contexto histórico

La historia de la sociologia iconSociología pura y aplicada

La historia de la sociologia iconEN: la sociologia clasica: durkheim y weber

La historia de la sociologia iconEstructuralismo genético y sociología de la literatura

La historia de la sociologia iconSociologia y antropologia social: introduccion




Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
b.se-todo.com