Organización Mundial de la Salud (oms) (1946)




descargar 0.91 Mb.
títuloOrganización Mundial de la Salud (oms) (1946)
página4/20
fecha de publicación28.10.2015
tamaño0.91 Mb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Derecho > Documentos
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   20

ART. 289. PROPAGACION DE ENFERMEDAD PELIGROSA O CONTAGIOSA



El que a sabiendas propaga una enfermedad peligrosa o contagiosa para la salud de la personas, será reprimido con pena privativa de la libertad no menor de tres ni mayor de diez años

DESCRIPCION DEL DELITO
SUJETO ACTIVO:

Autor del delito puede ser cualquiera que propaga una enfermedad peligrosa o contagiosa para la salud de la personas
SUJETO PASIVO:

La sociedad

VERBOS RECTORES:


  • PROPAGAR


La acción consiste en propagar una enfermedad peligrosa y contagiosa para las personas. Propagar: es extender la enfermedad a un número indeterminado de personas, el contagio debe ser múltiple, la figura no castiga al contagio individual
OBJETO DEL DELITO:


Que afecten la salud de las personas



  • Enfermedad peligrosa o contagiosa



Con respecto al objeto propagado, este debe ser una enfermedad peligrosa y contagiosa para las personas. La enfermedad (proceso patológico en desarrollo) debe reunir ambas características. Va de suyo que la condición de peligrosa no resulta del sólo hecho de ser contagiosa (trasmisión del afectado a quien no lo está), sino que, además, ha de ser en sí misma capaz de crear peligro de muerte o trastornos de alguna gravedad y permanencia
Según Nuñez, Creus y Laje Amaya no es necesario que la enfermedad sea exclusiva de las personas, también puede ser originada en animales o vegetales o que tenga a éstos como agentes trasmisores. En cambio Fontán Ballestra argumenta que al tratarse de una enfermedad peligrosa y contagiosa para las personas, quedan excluidas de esta norma las enfermedades del ganado y de los animales en general.
Elemento subjetivo:

El hecho es doloso, y el dolo debe abarcar el conocimiento y la voluntad de propagar la enfermedad.

El delito se consuma con el contagio, con la transmisión de la enfermedad al sujeto pasivo. Es un delito de daño que admite tentativa, que se configura cuando el agente realiza actos tendientes a contagiar con dolo directo de lograrlo, sin que se produzca el contagio
Esta conducta típica no está sujeta a agravantes porque la ley no los ha previsto y los delitos estructurados sobre la base de resultados preterintencionales requieren una expresa tipificación. Sin embargo, Creus, en disidencia con Núñez, opina que si el sujeto activo hubiera querido causar un daño en la salud de una o más personas, mediante la propagación de una enfermedad, y alguna de ellas muere a raíz de la misma, nada impide la aplicación de las reglas del concurso real.

La ley no selecciona medios, de modo que la propagación de la enfermedad puede ser hecha por cualquiera.

Debe tratarse de una enfermedad peligrosa y contagiosa para las personas. La enfermedad ha de reunir ambas características. La condición de peligrosa no resulta del solo hecho de ser contagiosa, sino que, además, ha de ser en si misma capaz de crear peligro de muerte o trastornos de alguna gravedad y permanencia.

La enfermedad debe ser peligrosa y contagiosa para las personas, con lo que quedan excluidas de esta norma las enfermedades del ganado y de animales en general.

3. LEY No. 26842 LEY GENERAL DE SALUD (20-7-97)

Artículo 76º.- La Autoridad de Salud de nivel nacional es responsable de dirigir y normar las acciones destinadas a evitar la propagación y lograr el control y erradicación de las enfermedades transmisibles en todo el territorio nacional, ejerciendo la vigilancia epidemiológica e inteligencia sanitaria y dictando las disposiciones correspondientes.

Así mismo tiene la potestad de promover y coordinar con personas e instituciones públicas o privadas la realización de actividades en el campo epidemiológico y sanitario.

Artículo 78º.- La Autoridad de Salud de nivel nacional determinará las enfermedades transmisibles de declaración y notificación obligatorias.

Todas las personas naturales o jurídicas están obligadas a proporcionar dicha información epidemiológica, dentro de los términos de responsabilidad, clasificación, periodicidad, destino y claridad que señala el reglamento.

Artículo 79º.- La Autoridad de Salud queda facultada a dictar las medidas de prevención y control para evitar la aparición y propagación de enfermedades transmisibles. Todas las personas naturales o jurídicas, dentro del territorio, quedan obligadas al cumplimiento de dichas medidas, bajo sanción.

Artículo 80º.- Sólo por razones médicas o biológicas podrá establecerse excepciones a la vacunación y revacunación obligatorias, establecida por la Autoridad de Salud de nivel nacional.

Artículo 82º.- En la lucha contra las epidemias, la Autoridad de Salud queda facultada para disponer la utilización de todos los recursos médico-asistenciales de los sectores público y privado existentes en las zonas afectadas y en las colindantes.

Artículo 83º.- La Autoridad de Salud es responsable de la vigilancia y control sanitario de las fronteras, así como de todos los puertos marítimos, aéreos, fluviales, lacustres o terrestres en el territorio nacional.

Artículo 85º.- Los servicios de sanidad internacional se rigen por las disposiciones de esta ley, sus reglamentos y las normas técnicas que dicta la Autoridad de Salud de nivel nacional, así como por los tratados y convenios internacionales en los que el Perú es parte.

Artículo 86º.- Las personas naturales o jurídicas que trabajan con virus, hongos, bacterias o sus componentes y, en general, con agentes biológicos peligrosos para la salud humana, deberán cumplir con las medidas de bioseguridad correspondientes. Sus actividades están sujetas a vigilancia de la Autoridad de Salud competente.

Artículo 87º.- Para evitar la transmisión de enfermedades a las personas, los propietarios o poseedores de animales domésticos, domesticados o en cautiverio deben cumplir las medidas sanitarias que la Autoridad de Salud competente determine.


ART.290 EJERCICIO ILEGAL DE LA MEDICINA.
Será reprimido con pena privativa de la libertad no menor de una año ni mayor de cuatro años, el que simulando calidad de medico u otra profesión de las ciencias medicas, que sin tener titulo profesional, realiza cualquiera de las acciones siguientes :

1. Anuncia, emite diagnósticos, prescribe, administra o aplica cualquier medio supuestamente destinado al cuidado de la salud, aunque obre de modo gratuito.

2. Expide dictámenes o informes destinados a sustentar el diagnóstico, la prescripción a que se refiere el inciso 1.
La pena será no menor de dos ni mayor de cuatro, si como consecuencia de las conductas referidas en los incisos 1 y2 se produjera alguna lesión leve, y no menor de cuatro ni mayor de ocho años, si la lesión fuera grave en el victima. En caso de muerte de la victima, la pena privativa de la libertad será no menor de seis ni mayor de diez años.
CONCEPTOS PREVIOS


Si partimos de las definiciones previas, cuando quien actúa como médico es una persona calificada por la sociedad como idónea para ejercer la profesión, se cumplen los requisitos legales que hacen del acto un contrato legal y una relación profesional y ética, con todas sus consecuencias sociales. Esto quiere decir que la práctica de un acto médico debe estar respaldada por el ejercicio legítimo de un derecho y el cumplimiento de un deber por parte del profesional médico debidamente graduado y habilitado por la legislación nacional, en beneficio del paciente.

Como todo acto médico implica un riesgo, para que este riesgo no sea considerado una agresión, su finalidad debe ser de ayuda al organismo enfermo y debe basarse en ciertas normas: licitud, ejecución típica, seguimiento de normas científicas universalmente aceptadas, y profesionalismo.

Si el acto médico puede solamente ser ejercido por el profesional universitario legalmente reconocido, cualquiera que practique actividades de diagnóstico, pronóstico, tratamiento, rehabilitación o similares, está ejerciendo la medicina en forma ilegal.

Algunas legislaciones, como la argentina, son muy estrictas:
“Bastan las manipulaciones, los pases magnéticos, oraciones, cumplimiento de acciones supuestamente curativas por el sujeto, liberación de males de ojo, etc., como ocurre cuando la actividad espiritista se realiza con el fin de aliviar cualquier mal físico o psíquico, aunque se haga gratuitamente y sin administración de medicamentos o tratamientos de modo materialmente directo sobre el paciente”

Este delito se puede conectar con otros, especialmente con la estafa y la usurpación de títulos y honores, pero también con las lesiones culposas e inclusive con el homicidio culposo; por eso ante una denuncia se debe tener en cuenta tanto la conducta como la intención de los sujetos involucrados en la acción.

Existen maneras típicas de actuar propias de este delito, una tradicional y otra "moderna". En el modo tradicional los curanderos atienden generalmente en su propia casa y la gente concurre llevada por conocidos que ya han sido atendidos por el susodicho curandero, así que quien concurre sabe a dónde va y para qué, aunque generalmente suele hallarse en un estado psíquico alterado por las circunstancias que le toca vivir (suele estar desesperado y angustiado por su problema).

Curanderismo, se establece que quien “sin título (curanderismo) ni autorización para el ejercicio de un arte de curar o excediendo los límites de su autorización, anunciare, prescribiere, administrare o aplicare habitualmente (no excepcionalmente) medicamentos, aguas, electricidad, hipnotismo o cualquier medio destinado al tratamiento de las enfermedades de las personas, aun a título gratuito”


Aprovechando esto, más la natural falta de información que tienen las personas en estos asuntos, resulta sencillo engañarlo con supuestos aciertos respecto de su vida pasada y presente y dificultades que enfrenta (hay muchas técnicas para hacerlo y algunas de ellas incluyen la complicidad de un tercero), o trucos destinados a demostrar supuestos poderes, tras lo cual sigue el pedido de dinero para solucionarlas (se le echa la culpa a un embrujo, hechizo o "trabajo"); esto se repite, consulta tras consulta, hasta que el problema se resuelve por sí solo o la víctima se desilusiona o ya no puede conseguir más dinero. Además de la cuestión monetaria la víctima suele tener que efectuar rituales o ingerir pócimas que, en algunos casos, le pueden acarrear importantes problemas de salud.
El ejercicio ilegal de la medicina se realiza en gran parte del país debido diversos factores como la falta de una infraestructura sanitaria adecuada y accesible y la falta de conocimiento de las personas que buscan una atención de su salud en sujetos que carecen de título profesional.

ANTECEDENTES LEGALES


  • La Ley General de Salud establece en su artículo 23 que las incompatibilidades, limitaciones y prohibiciones así como el régimen de sanciones aplicables a los profesionales a que se refiere el presente Capítulo, se rigen por los Códigos de Ética y normas estatutarias de los Colegios profesionales correspondientes.




  • Art. 7° Son atribuciones del Colegio Médico:

7.2 Detectar, perseguir el ejercicio ilegal de la medicina y denunciarlo a las autoridades competentes.

7.3 Aplicar por medio de los órganos y procedimientos que establece el presente Estatuto y el reglamento correspondiente, las sanciones disciplinarias previstas por la Ley y por el Código de Ética y Deontología.

DESCRIPCION DEL DELITO
SUJETO ACTIVO:
Cualquier persona imputable que simula la calidad de medico u otra profesión de las ciencias medicas, sin tener titulo profesional, realiza acciones propias de dichos profesionales, que pudieran comprometer la salud de las personas
SUJETO PASIVO:

La sociedad
VERBOS RECTORES:


  • A
    Cualquier medio destinado al cuidado de la salud
    nuncia

Emite diagnosticos

Prescribe

Administra

Aplica


Dictámenes o informes

Destinados a sustentar el diagnostico prescripción ola administración



  • Expide


Elemento subjetivo:

El delito es doloso, ya que se realiza el ejercicio de una profesión de la cual no se tiene titulo realizando actividades que pueden poner en peligro la salud de las personas


Art. 291. Ejercicio malicioso y desleal de la medicina

El que, teniendo titulo anuncia o promete la curación de enfermedades a término fijo o promedios secretos o infalibles, será reprimido con pena privativa de la libertad no mayor de dos años o con prestación de servicio comunitario de veinte a cincuentidós jornadas

DESCRIPCION DEL DELITO
SUJETO ACTIVO:

Aquella persona que tiene el titulo para ejercer la medicina, anuncia o promete la curación de enfermedades a término fijo o promedios secretos o infalibles
SUJETO PASIVO:

La sociedad
VERBOS RECTORES:


LA CURACION DE ENFERMEDADES

  • A termino fijo

  • Por medios secretos o infalibles



  • ANUNCIA

  • PROMETE

Elemento subjetivo:

Este delito es conocido como charlatanismo médico. Consiste en engañar al paciente, contrariando a la ética profesional y poniendo en peligro la salud pública, prometiendo curaciones casi milagrosas. En la mayoría de los casos el autor lo hace por la avidez de lucro.

Las acciones son aquí anunciar o prometer la curación de enfermedades a termino fijo o por medios secretos e infalibles. Estos actos considerados tradicionalmente como contrarios a la técnica profesional, son alcanzados por el código, como atentatorios a la salud publica.

La ilicitud del hecho consiste en anunciar o prometer la curación de enfermedades a termino fijo o por medios secretos o infalibles. Incurre en este delito el medico que expone públicamente la bondad de su tratamiento por medio de inyecciones para curar el cáncer y la lepra, reconociendo que mantiene en secreto el procedimiento que ha puesto en practica y el contenido y la composición de las inyecciones.

Cuando se trata de un profesional, el peligro es menor, y aun es posible que no lo haya. Por eso solo son alcanzados los actos maliciosos, que han de ser inspirados en la mayoría de los casos por la avidez de lucro que se persigue concretar logrando mayor clientela u honorarios superiores.

Charlatanismo Médico

Se trata de la acción ejercida por médicos que (con fines de lucro) publicitan tratamientos que presentan como infalibles y, en algunos casos, asegurando los resultados en términos fijos. Esta promesa configura delito, ya que la medicina no es una ciencia exacta y esto bien lo sabe el agente del delito; aunque muchas veces hay seguridad de cuál va a ser el resultado, nunca es total y absoluta debido a la posible existencia de factores imprevisibles que pueden llegar a complicar la situación; por lo tanto existe un engaño al paciente, que es lo que la ley pena.

En el caso de los medicamentos secretos el médico anuncia una fórmula que presenta como secreta y la administra para la cura de determinadas enfermedades. Aquí hay un peligro potencial para la salud de los pacientes, ya que suele tratarse de drogas no probadas con los métodos obligatorios de control, necesarios para determinar su eficacia y existencia de efectos colaterales o secundarios; además pueden ser de elaboración casera y por lo tanto no cuentan con una adecuada fiscalización que asegure que no se trata de un producto tóxico.

LEY No. 26842 LEY GENERAL DE SALUD (20-7-97)

Artículo 35o.- Quienes desarrollan actividades profesionales, técnicas o auxiliares relacionadas con la salud de las personas, se limitarán a ejercerlas en el área que el título, certificado o autorización legalmente expedidos determine.

Artículo 36o.- Los profesionales, técnicos y auxiliares a que se refiere este Capítulo, son responsables por los daños y perjuicios que ocasionen al paciente por el ejercicio negligente, imprudente e imperito de sus actividades.

ART. 292. Violación de medidas sanitarias
El que viola las medidas impuestas por la ley o por la autoridad para la introducción al país o la propagación de una enfermedad o epidemia o de una epizootia o plaga, será reprimido con pena privativa de la libertad no menor de seis meses ni mayor de tres años y con noventa a ciento ochenta días multa
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   20

similar:

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconOrganización mundial de la salud (oms)

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconLa Organización Mundial de la Salud (oms, 1964) define la salud como:...

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconLa sexualidad humana de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (oms) se define como

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconUnidad de Promoción y Desarrollo de la Investigación y el Centro...

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconInforme de la Secretaría. Organización Mundial de la Salud

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconInforme de la Organización Mundial de la Salud 2002

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconOrganización mundial de la propiedad intelectual

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconOrganización mundial de la propiedad intelectual

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconOrganización mundial de la propiedad intelectual

Organización Mundial de la Salud (oms) (1946) iconLa Salud ¿Cómo define la oms la salud?




Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
b.se-todo.com