Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico




descargar 0.56 Mb.
títuloRelaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico
página1/16
fecha de publicación27.06.2016
tamaño0.56 Mb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Contabilidad > Documentos
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   16
PLAN ESTRATÉGICO DE ANATOMÍA PATOLÓGICA 2011-2015 DE LA COMUNIDAD DE MADRID



  1. INTRODUCCIÓN

0.1 Justificación

0.2 Marco conceptual, evolución histórica y posición en el sistema de salud de la Comunidad de Madrid.
LINEAS ESTRATÉGICAS:


  1. Concepto de la especialidad.


1.1Situación actual de la especialidad en la CAM.

1.2 Propuestas de mejora.


  1. Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico.


2.1 Informes diagnósticos de Anatomía Patológica

2.2 Recomendaciones sobre gestión y remisión de material tisular para segundas consultas, investigación y determinaciones moleculares de relevancia probada para la toma de decisiones terapéuticas.

2.3 Relación con Unidades de Laboratorio clínico

2.4 Relación con Unidades de Diagnóstico por imagen

2.5 Relación con Unidades de Oncología

2.6 Relación con Unidades de Genética

2.7 Unidades de capacitación específica

2.8 Desarrollo de sistemas informáticos que integren el diagnóstico anatomopatológico


  1. Relaciones con asistencia primaria. Evolución del papel de la especialidad en los programas de cribado poblacionales del cáncer.


3.1 Relación de actividades comunes con asistencia primaria

3.2 Descripción de los métodos de actuación en las diferentes actividades, programas de prevención y diagnóstico que afectan a ambas especialidades

3.3 Identificación de problemas o necesidades que afecten a las actividades o a la coordinación de las mismas.

3.4 Propuestas de modelos organizativos y recursos


  1. Coordinación ínterhospitalaria. Propuestas de desarrollo de redes interhospitalarias de diagnóstico anatomopatológico.


4.1 Técnicas complementarias.

4.2 Posibilidades de sinergia de recursos materiales entre los distintos Servicios de Anatomía Patológica de la CAM

4.3 Consulta diagnóstica interhospitalaria

4.4 Telepatología: Integración informática de los Servicios de Anatomía Patológica de la CAM. Creación de una red de teleconsulta y formación continuada

4.5 Gestión y calidad interhospitalaria

4.6 Docencia e investigación interhospitalaria


  1. Evolución del papel de la especialidad en relación con la investigación, la innovación hospitalaria y la formación continuada.


5.1 Planteamiento

5.2 Objetivos concretos

5.3 Propuestas concretas


  1. Futuro de la especialidad. Nuevos modelos de gestión, evaluación continuada de la calidad asistencial e incorporación de nuevas tecnologías al diagnóstico anatomopatológico.


6.1 Desarrollo de la patología molecular

6.2 Papel del patólogo en la medicina del futuro

6.3 Aplicación de estándares de garantía de calidad

6.4 Seguridad y gestión de los suministros

6.5 Patología digital y sistemas de información
PLAN ESTRATÉGICO DE ANATOMÍA PATOLÓGICA 2011-2015 DE LA COMUNIDAD DE MADRID
Coordinador: Santiago Nieto Llanos (Jefe de Sección, Hospital del Henares)

Redactor: Federico Álvarez Rodríguez (Jefe de Sección, Hospital del Escorial)
0. INTRODUCCIÓN
Al igual que otras especialidades médicas y quirúrgicas de la Comunidad de Madrid, el PE de Anatomía Patológica surge a propuesta de la Consejería de Sanidad, en relación con unas reuniones abiertas mantenidas en enero de 2012, entre la Dirección General de Hospitales y los médicos patólogos de la comunidad. Nuestra especialidad fue convocada en el momento en que otros planes estratégicos estaban en un estado avanzado de su redacción. Esto supone que el Plan Estratégico de Anatomía Patológica en la Comunidad de Madrid 2011-2015, busque el consenso y la colaboración con otros programas ya redactados, aprobados o presentados, sin que ello signifique renunciar a ninguno de los contenidos y funciones que son propios de la especialidad.

El PE de AP es un documento consensuado por los patólogos de la Comunidad, redactado por un comité técnico y aprobado por un comité asesor, en el que han participado profesionales de otras especialidades médicas. Su objetivo es establecer unas líneas básicas de actuación (líneas estratégicas) que marcarán a corto plazo el futuro de nuestra especialidad en esta comunidad y en el nuevo entorno creado por la Libertad de Elección.

Somos conscientes de que este PE nace en un contexto socioeconómico complejo en el que es necesario gestionar de forma óptima los recursos de los que disponemos para mejorar la eficiencia, garantizando en todo momento la mejor calidad asistencial en el diagnóstico morfológico y molecular de las patologías de nuestros pacientes. Esto implica una distribución de los recursos humanos y materiales en función de la actividad de cada centro, para lo que es preciso establecer parámetros objetivos que reflejen la carga asistencial y el grado de actividad en los distintos servicios de patología en los hospitales de la comunidad.

Utilizando los términos de la Dirección General de Hospitales "se trata de generar un plan, plasmado en un documento, que marque las líneas futuras de desarrollo de la especialidad en los Hospitales de la Comunidad de Madrid, independiente del modelo de gestión de los mismos, en el nuevo entorno creado por la Libertad de Elección, que sirva para revisar el rol que desempeña la Anatomía Patológica en la Sanidad de Madrid y que sea una Guía para su relación con Atención Primaria y con el resto de Especialidades".

Para la elaboración del PE de Anatomía Patológica en la CAM 2011-2015 se han designado las siguientes comisiones:

- Concepto de la especialidad

- Relación con Atención Primaria

- Relación con otras especialidades médicas

- Relación interhospitalaria

- Concepto al futuro

- Evolución del papel del patólogo en relación con la docencia y la investigación
0.1 JUSTIFICACIÓN
Con este plan se pretende, en primer lugar, conocer la situación actual de la Anatomía Patológica dentro del sistema sanitario público madrileño para, desde este punto, definir hacia donde creemos que debe orientarse el futuro de la especialidad y proponer las líneas de actuación que permitan el desarrollo de la misma, con objeto de introducir las mejoras necesarias para alcanzar la máximas cotas de eficiencia y, a la vez, garantizar la calidad asistencial en el diagnóstico de nuestros pacientes.
El desarrollo del nuevo entorno creado por la “Libertad de elección” supone un desafío también para nuestra especialidad, ya que la obligación de garantizar la equidad en la atención sanitaria, incluye el derecho de los pacientes al acceso en igualdad y con garantía de calidad a todas las técnicas diagnósticas disponibles en la cartera de servicios de nuestro sistema sanitario.
Somos conscientes de la falta de visibilidad social de la figura del patólogo como médico responsable del diagnóstico, que se debe en parte, a la propia evolución histórica de la especialidad, desde su antiguo y relevante papel en un ámbito médico básicamente docente, hasta su actual papel como especialidad diagnóstica morfológica con aplicación clínica inmediata, y en parte, al hecho de que el procesamiento citotisular tenga lugar en “laboratorios” a cargo de personal técnico no médico dentro de los propios servicios de Anatomía Patológica (a diferencia de lo que ocurre con el procesamiento bioquímico y analítico que se lleva a cabo en Unidades centralizadas al margen de los Servicios médicos que requieren sus resultados). Por ello lo primero que debemos hacer es definir el papel del patólogo en el sistema sanitario.
Existe una generalizada confusión entre los Servicios de Anatomía Patológica y las especialidades de laboratorio. Sin embargo, tanto los procesos como los objetivos de la Anatomía Patológica son radicalmente distintos de los de las especialidades denominadas de laboratorio. La diferencia fundamental radica en que el patólogo es el responsable último de emitir un diagnóstico basado en el estudio morfológico citotisular incorporando para ello todos los datos clínicos o moleculares que sean precisos e interpretando el conjunto de datos para emitir una opinión diagnóstica, que es algo muy diferente de un resultado analítico. A diferencia de los resultados de laboratorio, que han de ser interpretados por un médico como parte de un conjunto para emitir un juicio clínico, los diagnósticos emitidos por un médico patólogo son en sí mismos juicios médicos que derivan de la interpretación por parte del patólogo tanto las alteraciones morfológicas citotisulares como de los resultados moleculares de laboratorio o incluso de la evaluación de las historias clínicas. La integración de las alteraciones morfológicas citotisulares, datos clínicos y moleculares por parte del patólogo es clave para llegar al diagnóstico, de una manera equivalente a como un médico internista evalúa los resultados analíticos de laboratorio a la luz de la clínica del paciente.
Es esta sustancial diferencia la que convierte al patólogo, no en un garante de la fiabilidad en la emisión de resultados, sino en uno de los médicos responsables del diagnóstico del paciente. Esta importancia se ha reforzado en los últimos años por el desarrollo de nuevas opciones de tratamiento “personalizado” en función de subtipos morfológicos o identificación de dianas terapéuticas. Es por ello que creemos que es imprescindible su presencia en los hospitales, ya que su trabajo forma parte del proceso clave de muchos pacientes hospitalarios y no supone (como se cree equivocadamente con frecuencia) un simple proceso de apoyo al diagnóstico que eventualmente pudieran hacer otros médicos. Este es también el motivo por el que la participación de los patólogos en los procesos de toma de decisión clínica hospitalaria a través de los comités multidisciplinares es esencial para garantizar la calidad asistencial.
Tampoco es menos cierto que el desarrollo de nuevas y más complejas tecnologías diagnósticas, en especial en el área de la patología molecular oncológica, hacen preciso una mejora en la eficiencia de nuestros servicios que pasa por optimizar la gestión de ciertos recursos. Está en el ánimo de las páginas que siguen proponer soluciones que permitan compatibilizar la imprescindible presencia del patólogo como médico hospitalario, con la absoluta necesidad de mejorar la eficiencia en la distribución de los recursos humanos y tecnológicos y, lo que es más importante, garantizar la equidad en el acceso al diagnóstico anatomopatológico de todos los pacientes de nuestro sistema sanitario.
Así pues, debemos partir de una serie de premisas a cuya luz se han de entender las propuestas que se harán en las próximas páginas:


  1. El patólogo es un médico hospitalario, responsable de los diagnósticos que se basan el estudio morfológico citotisular y molecular y como tal, es una parte central en el proceso clave (no de apoyo) para muchos pacientes hospitalarios, por lo que no es asumible la externalización extrahospitalaria de la especialidad.

  2. Es necesario acometer reformas estructurales que permitan una mayor eficiencia en el gasto y garanticen la equidad en el acceso al diagnóstico de la población atendida. Para ello nos parecen claves el desarrollo de redes colaborativas interhospitalarias y el desarrollo de programas de calidad.

  3. Nuestros servicios deben dar una respuesta eficiente y coherente a la creciente demanda de datos de relevancia pronóstica y de incidencia terapéutica que requiere el correcto tratamiento de los pacientes, en especial oncológicos.


0.2 LA ANATOMÍA PATOLÓGICA: marco conceptual, evolución histórica y posición en el Sistema de salud de la Comunidad de Madrid
La Anatomía Patológica ha venido siendo históricamente uno de los pilares de la medicina moderna. Desde el siglo XIX se la ha considerado como clave para el avance de los conocimientos médicos y esenciales para el aprendizaje de la medicina, en el marco de la mentalidad anatomoclínica que aún pervive en nuestra forma de entender el arte médico. Sin embargo, este más que relevante papel en el desarrollo de la ciencia médica y consiguientemente la influyente posición que tiene la Anatomía Patológica en el ámbito docente e investigador ha eclipsado su función principal que es asistencial en el marco del diagnóstico hospitalario e incluso en el del cribado poblacional de lesiones pretumorales o la identificación de dianas terapéuticas en el marco de la “medicina personalizada”. Así, en los primeros planes de desarrollo del sistema sanitario público español se la consideró como una disciplina básicamente docente, restringiendo su presencia a los hospitales clínicos universitarios, y no integrándola en la mayoría de los hospitales como especialidad médica diagnóstica. Este error de partida ha marcado negativamente el desarrollo de la especialidad en nuestro país, ya que ha propiciado la consideración del patólogo principalmente como realizador de Autopsias o como investigador o docente. Sin embargo, la fuerza de los hechos hizo que, poco a poco, las necesarias unidades diagnósticas de Anatomía Patológica fuesen incorporándose al ámbito hospitalario. No obstante, por los motivos anteriormente expuestos, siguieron siendo asociadas con frecuencia a la realización de autopsias. Otro error común es considerar AP una especialidad de laboratorio. El hecho de que el procesamiento técnico citotisular, necesario para que el médico patólogo evalúe las alteraciones morfológicas de las biopsias y citologías y poder emitir un diagnóstico, esté incorporado dentro los Servicios de Anatomía Patológica, a diferencia de lo que ocurrió con los procesamientos bioquímicos y analíticos, que se independizaron de la medicina interna y se convirtieron en laboratorios centralizados, ha posibilitado esta creencia, confundiendo el todo con la parte. Esta confusión ha conllevado numerosos problemas, desde la necesidad de adaptar los planes de calidad para laboratorios a nuestra muy distinta realidad, hasta las propuestas de incorporación a troncos docentes, o a unidades de trabajo comunes, imposibles de llevar a cabo con coherencia y que, afortunadamente, y como no podía ser de otra manera, han tenido poco éxito hasta el momento. Sin embargo, este hecho no debe hacernos olvidar que, en especial en el campo de la patología molecular, existen algunas sinergias con algunas áreas como la Genética Clínica, que deben ser aprovechadas para optimizar el uso de los recursos tecnológicos y garantizar la máxima eficiencia.
Así pues, en el contexto del sistema sanitario, la Anatomía Patológica es básicamente especialidad dedicada al diagnóstico preciso que permita permite elegir la mejor opción terapéutica y el papel del patólogo como médico responsable del diagnóstico de los pacientes tiene una relevancia mucho mayor de lo que el enorme desconocimiento social de la figura del patólogo en nuestro entorno permitiría suponer. Precisamente la amplitud de los campos de la medicina en los que debe moverse la Anatomía Patológica es uno de los dilemas actuales de nuestra especialidad en Madrid, ya que es preciso compatibilizar una formación muy especializada y profunda en cada uno de los subcampos de la especialidad, con la necesidad de que el médico patólogo esté presente en centros hospitalarios cuyo tamaño no permite esa superespecialización. Uno de los objetivos del presente plan es proponer posibles medidas que permitan dar respuesta satisfactoriamente a este reto.
Por otra parte, la especialidad está obligada a dar respuesta a las crecientes demandas que, en especial desde el campo de la oncología, se plantean cada vez con mayor intensidad en el área de patología molecular. Y de nuevo nos encontramos con que es imprescindible una derivación de estas técnicas y la colaboración con otras especialidades, para que se puedan llevar a cabo de manera eficiente y con garantía de calidad. Ello no quiere decir que la Anatomía Patológica deba ser centralizada en grandes hospitales, basta con centralizar las técnicas (esta vez sí resultados, que no diagnósticos), de forma que el patólogo responsable en cada centro disponga de ellas con garantía de calidad y pueda incorporarlas en su diagnóstico e interpretarlas para la toma de decisiones terapéuticas en colaboración con los comités multidisciplinares de cada centro, por pequeño que este sea. En el desarrollo de este plan también intentaremos formular propuestas que permitan hacerlo.

LINEAS ESTRATÉGICAS:


  1. Concepto de la especialidad. Situación actual de la especialidad en la CAM. Propuestas de mejora.

  2. Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico.

  3. Relaciones con asistencia primaria. Evolución del papel de la especialidad en los programas de cribado poblacionales del cáncer.

  4. Coordinación interhospitalaria. Propuestas de desarrollo de redes interhospitalarias de diagnóstico anatomopatológico.

  5. Evolución del papel de la especialidad en relación con la investigación, la innovación hospitalaria y la formación continuada.

  6. Futuro de la especialidad. Nuevos modelos de gestión, evaluación continuada de la calidad asistencial e incorporación de nuevas tecnologías al diagnóstico anatomopatológico.



  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   16

similar:

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico iconEl diagnóstico y tratamiento de la embolia pulmonar requiere de una...

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico iconRelación de la endodoncia con las demás especialidades

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico iconCompetencia Analiza la importancia de la Bioquímica para su aplicación...

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico iconPor la cual se establecen las condiciones que deben cumplir los Prestadores...

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico iconResumen: Líneas directrices para que las presentaciones en Power...

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico iconResumen El presente estudio de caso se propone, a partir de la descripción...

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico iconCon frecuencia, nos visitan hermanos de otras religiones. ¿Qué debemos...

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico iconEn nuestros días la demanda imperiosa de producir alimentos para...

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico icon1. Trabajar con orden, limpieza, exactitud, precisión y seguridad,...

Relaciones con otras especialidades médicas. Aprovechamiento de las sinergias con otras especialidades para mejorar la eficiencia y la calidad en el diagnóstico iconEspecialidades de las profesiones de grado universitario




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com