B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d




descargar 284.07 Kb.
títuloB. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d
página3/4
fecha de publicación22.01.2016
tamaño284.07 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Química > Documentos
1   2   3   4

Capítulo 55. Cisticercosis por

Taenia solium


Ana Flisser / Arve L. Willingham III
1. d.

2. a.

3. a. Diversos estudios han demostrado que el tratamiento masivo tiene menor rendimiento que una educación sanitaria continua. La mejoría del saneamiento ambiental sin educación no es efectiva. La vacunación de la población de cerdos, si bien disminuye la prevalencia en estos animales, debería ser complementada con educación, ya que la vacuna no protege al 100% de los cerdos y tiene una serie de complicaciones (mala respuesta de los lechones, etc.).

4. b.

5. b.

6. a. Por lo general la respuesta es escasa.

7. d.

8. d. Es necesario analizar cada caso. El albendazol es más económico, se utiliza por un período menor y se puede aplicar en individuos con depresión. El praziquantel es más costoso, se utiliza por un período más prolongado, pero también es eficaz. El glucocorticoide se emplea cuando existe una inflamación evidente (encefalitis, aracnoiditis, etc.).

9. d. La RNM y la TAC permiten conocer si hay o no calcificaciones, la ELISA indirecta permite detectar antígenos circulantes (infección activa).

10. a. Sólo en un 28% son positivas las reacciones inmunobiológicas en casos con un cisticerco o cisticercos calcificados.

11. b. La biopsia de nódulos subcutáneos y/o la punción para examen citológico permite en un paciente con sospecha clínico-epidemiológica confirmar el diagnóstico en zonas apartadas de países en vías de desarrollo que no cuentan con imagenología y/o diagnóstico inmunológico.

12. b.

13. a. No se ha probado en la cisticercosis humana.

14. b.

15. d.
Capítulo 56. Hidatidosis y equinococosis

Jorge Sapunar


  1. d.

  2. b.

  3. d.

  4. d.

  5. d.

  6. a.

  7. c.

  8. a.

  9. c.

  10. d.

  11. c.

  12. c.

  13. b.

  14. d.

  15. d.

  16. d.

  17. d.

  18. d.

  19. d.

  20. d.


Capítulo 58. Larva migrante visceral

Isabel Noemí


  1. d.

  2. a.

  3. b.

  4. d.

  5. a.

  6. d.

  7. a.

  8. c.

  9. d.

  10. a.

  11. b.

  12. c.

  13. d.

  14. a.

  15. b.


Capítulo 59. Filariasis

César Náquira
1. b.

2. b.

3. d.

4. d.

5. d.

6. d.

7. a.

8. d.

9. a.

10. a.

11. b.

12. b. Origina la ceguera de los ríos, ya que los vectores biológicos (insectos dípteros del género Simulium, tábanos o mosca negra) se desarrollan en las orillas de ríos y pueden volar grandes distancias. Las hembras son hematófagas.

13. d.

14. c.

15. a.
Capítulo 60. Triquinosis

Edoardo Pozio / Jean D. Camet
1. d. Diferentes especies de Trichinella han sido detectadas en mamíferos, aves y reptiles, pero nunca en peces

2. d. A nivel mundial, el cerdo es el principal portador de triquinosis; la carne de caballo ha sido fuente de grandes epidemias en Francia e Italia; así como la carne de oso en Canadá. No hay infección documentada causada por ingerir carne de ave.

3. d. Aunque la Trichinella se ha hecho presente en Tasmania, no se han reportado epidemias en Australia.

4. c. La esplenomegalia no es un signo clínico común de la triquinosis.

5. d. La insuficiencia respiratoria aguda no es una complicación común de la triquinosis, aunque la miocarditis grave puede provocarla.

6. b. La anemia no es un signo clínico común de la triquinosis, el incremento en los niveles de troponina es indicativo de una probable miocarditis.

7. a. El albendazol o mebendazol son los fármacos de elección, un tratamiento temprano evitará complicaciones.

8. c. La enfermedad de Churg-Strauss es una vasculitis autoimmunitaria que afecta sobre todo los vasos sanguíneos de los pulmones, el sistema gastrointestinal y los nervios periféricos, pero también incide sobre corazón, piel y riñones. Los eosinófilos sanguíneos se ven incrementados y los anticuerpos antineutrófilos citoplásmicos pueden ser detectados.

9. c. Cocinar a 70 °C hasta el centro del trozo de carne por al menos un minuto es el único método eficaz para eliminar la Trichinella larvae. Las larvas de la Trichinella nativa sobreviven en músculos congelados de carnívoros salvajes por más de 4 años; las larvas de T. britovi pueden sobrevivir en músculos congelados de jabalíes por varias semanas.

10. b. No se ha descrito enfemedad congénita debida a triquinosis.

11. c. La triquinosis crónica es una complication poco común resistente al albendazol. La fisioterapia y los fármacos antiinflamatorios pueden ser útiles.

12. b. La hospitalization para dar seguimiento no es necesaria. Las personas expuestas deben ser informadas de los signos y síntomas clínicos característicps de la enfermedad y advertidas para que consulten sólo si los desarrollan.

13. a. El control de roedores en la granja es una de las medidas más importantes para evitar la infección de Trichinella en cerdos, pero por sí sola es insuficiente.

14. a. Debido a su baja sensibilidad, la triquinoscopia no es recomendada como método para detectar Trichinella larvae en muestras de carne.

15. b. No hay un programa específico para el control de la triquinosis por parte de la OMS. Alguos programas están bajo consideración por parte de la Organización Mundial para el Cuidado de la Salud Animal, en la International Commission on Trichinellosis y, en menor medida, en la FAO.
Capítulo 61. Gnatostomiasis

Telmo Fernández


  1. c.

  2. c.

  3. d.

  4. d. En la fasciolopsiasis el humano se infecta al ingerir plantas dulceacuícolas (bambú de agua, loto de agua, papas [batatas] de agua, jacinto de agua) con metacercarias.

  5. a.

  6. b. Con el albendazol, 400 mg diarios por 7-21 días o ivermectina en dosis única de 200 µg/kg por un solo día, se obtienen altos porcentajes de curación. Hay casos tratados con albendazol que han recidivado después de aplicado el fármaco.

  7. d.

  8. c. El humano se puede infectar con larvas L2 de copépodos (Cyclpos) o L3 avanzadas (pescado crudo o mal cocido)

  9. d.

  10. d.

  11. a.

  12. d.

  13. c.

  14. a.

  15. d.


Capítulo 62. Capilariasis tisulares

Nadia El-Dib / Thomas Weitzel


  1. d. La Schistosomiasis mansoni no puede ser confundida con infección por C. hepatica. Aunque la infección por S. mansoni causa granuloma hepático, otros hallazgos como disentería, hepatosplenomegalia, ascitos y varices esofágicas son comunes con esquistosomiasis pero no capilariasis hepática.

  2. a. La infección falsa o espuria con C. hepatica ocurre como resultado de la ingesta del hígado de animales infectados y el paso de huevos a las heces.

  3. d. La pica o el comer tierra son los modos en que se contrae la infección por C. hepatica. Los huevos pasan a las heces del depredador despuñes de que éste devora el hígado de su presa infectada. Entonces se desarrollan al estado infeccioso en la tierra en un período de un mes, si las condiciones son favorables. La infección ocurre por ingesta de carne contaminada con huevos maduros tras comer tierra (geofagia).

  4. b. Las lombrices de tierra son hospederos que transportan C. aerophyla. Las lombrices tragan los huevos del parásito, los cuales eclosionan y la larva alcanza la cavidad del cuerpo y permanecen sin tener algún desarrollo adiucional hasta que la lombriz es comida por el hospedero definitivo.

  5. a. La C. aerophyla es un parasite que habita en perros, gatos y otros carnívoros.

  6. d. La biopsia por aguja fina es muy importante para obtener fragmentos de los parásitos y sus huevos pueden ser visualizados bajo el miscroscopio.

  7. c. El ciclo vital de los miembros de la familia Capillaridae por lo común no es directo. En el caso de C. philippinensis, los peces actúan como hospederos intermediarios.

  8. c. El parásito y sus huevos estimulan la formación de reacciones granulomatosas en el hígado de los animales infectados.

  9. d. La cardiomegalia no se ha informado y no es reportada en la capilariasis hepática.

  10. c. El humano corta el ciclo epidemiológico y es un hospedero accidental.

  11. b.

  12. d.

  13. d.

  14. d. Los primates son hospederos definitivos habituales de A. cutaneum.

  15. c. En el humano, la C. hepatica no elimina huevos al ambiente exterior, tiene un ciclo terminal


Capítulo 63. Angiostrongiliasis abdominal

Pedro Morera
1. d.

2. a.

3. d.

4 c.

5. c.

6. d.

7. c.

8. b.

9. c.

10. d.

11. c.

12. c.

13. c.

14. d.

15. a.

16. c.

17. b.

18. c.

19. c.

20. b.

21. d.
Capítulo 65. Otras parasitosis de los tejidos, sangre, vías urinarias y de

localizaciones diversas

Werner Apt
1. a. Los medicamentos no han demostrado ser efectivos contra los plerocercoides de Spirometra spp

2. d. Una de las formas de transmisión de la espirometriasis a humanos es a través de la aplicación de cataplasmas de carne de anfibios infectada con plerocercoides de Spirometra spp. Las demás alternativas no constituyen un riesgo de transmisión, ya que el parásito no se desarrolla en los peces y los huevos y coracidios no constituyen estados infectantes para los humanos.

3. c. Los huevos de Spirometra tienen extremos aguzados. No presentan oncosfera, ni cáscara con bordes irregulares. Las especies de Diphyllobothrium también presentan opérculo.

4. d. Trypanosoma rangeli no es patógeno para el humano.

5. a. Dricrocoelium dendriticum se adquiere por ingestión de verduras o frutas que caen a ras del suelo y que pueden estar contaminadas con hormigas infectadas con metacercarias.

6. b. El espolón de S. mekongi no se observa al microscopio de luz.

7. d. El cisticercoide de Hymenolepis nana se localiza exclusivamente en el intestino del humano.

8. b.

9. b.

10. d. Se utilizan en cirugía reconstructiva y plástica para descongestionar el sistema venoso.

11. a.

12. c.

13. b.

14. a.

15. d.
Capítulo 66. Parasitosis del pulmón

Werner Apt
1. d. Las imágenes son sugerentes, pero no patognomónicas.

2. d.

3. b. QH hepático abierto a bronquios. El QH pulmonar humano por lo general es anencéfalo (estéril).

4. d.

5. d.

6. d. Sólo indica que existe un aumento de los eosinófilos titulares, lo que se produce por diferentes causas: parasitosis, fármacos, hipersensibilidad, etc.

7. b. P. jirovecii es propio de los humanos.

8. c. La imagenología y el hemograma son inespecíficos. La sintomatología puede ser muy polimorfa. La serología permite diferenciar la filariasis de la paragonimiasis.

9. d. Por lo general, trofozoítos de E. histolytica no se observan ni en la expectoración ni en las biopsias pulmonares. En forma excepcional se pueden encontrar formas vegetativas en una biopsia y/o expectoración. La broncoscopia no permite efectuar el diagnóstico etiológico, pero sí descartar otras etiologías y efectuar biopsias transbronquiales. La serología permite en la práctica diaria confirmar esta etiología, ya que tiene una alta sensibilidad en las amebiasis extraintestinales. Su positividad podría confirmar un “absceso hepático” amebiano y el compromiso pulmonar quizá sea secundario a esta localización o, si no existe compromiso hepático, el paciente podría presentar una amebiasis pulmonar por compromiso directo del pulmón (excepcional) por vía hematógena.

10. a. La filariasis y la paragonimiasis originan un pulmón eosinófilo estable.

11. a.

12. c. En las filariasis por W. bancrofti, B. Malayi y B. timori, el humano es el hospedero definitivo habitual y la infección se transmite de una persona a otra a través de vectores biológicos y los animales naturalmente infectados no tienen importancia epidemiológica. En cambio, D. immitis es propia del perro y llega a transmitirse al humano por intermedio de vectores.

13. d. El triclabendazol sirve sólo para la trematodiasis originada por F. hepatica, el albendazol y la ivermectina no tienen un efecto importante sobre Paragonimus spp.

14. d. Un grupo importante de pacientes con F. hepatica no presenta antecedentes de ingesta de berros. La eosinofilia y los exámenes alterados de la función hepática se presentan en ambas parasitosis. La inmunotransferencia es un examen específico que se utiliza para dilucidar el diagnóstico.

15. b. La cutícula tiene una estructura característica del quiste hidatídico.


Capítulo 67. Parasitosis hepáticas

Luis C. Gil
1. c. Endolimax nana es un comensal intestinal. Los demás pueden afectar al hígado y/o la vía biliar.

2. b. El lóbulo más afectado es el hepático derecho. El hallazgo de quistes de E. histolytica en las heces no confirma que un absceso hepático sea amebiano. El tratamiento de elección es médico y en algunos casos intervención quirúrgica.

3. d. La fascioliasis en contexto de una eosinofilia y el consumo de berros hacen factible que este hematoma subcapsular sea de esta etiología.

4. a. La colangitis esclerosante se describe asociada a cryptosporiodiasis, en pacientes con SIDA y con recuento menor a 100 CD4. Las alternativas c y d no se caracterizan por causar esta entidad.

5. d. La esquistosomiasis constituye la mayor causa de hipertensión portal, las demás alternativas corresponden a parásitos que afectan la vía biliar y/o el parénquima hepático.

6. d. La clonorquiasis y la opistorquiasis se ha asociado con colangiocarcinoma pero no con hepatocarcinoma, y la Fasciola hepatica puede simular un tumor que en todo caso no es un hepatocarcinoma. La opistorquiasis no origina hepatocarcinoma.

7. a. El paludismo por la hemólisis asociada a la presencia del parásito en el eritrocito, las demás parasitosis son más bien de compromiso del parénquima hepático y/o a vía biliar, causando ictericia de predominio directo.

8. b. Paludismo. El compromiso es difuso y parenquimatoso, las demás alternativas se pueden encontrar imágenes de tumores o pseudotumores.

9. b. Las alternativas a y c cuando drenan lo hacen a cavidad pleural, la fascioliasis no suele ser causa de vómica.

10. d. La larva de Ascaris lumbricoides está en proceso de migración, por tanto, debe llegar a la fase de adulto para ascender a través del conducto colédoco. Las demás alternativas son correctas.

11. d. El falmonox es un amebicida luminal sin efectos en los tejidos, por tanto, no tiene ningún efecto en una amebiasis localizada en el hígado. Las demás alternativas se evalúan como tratamiento único o complementario en el tratamiento del absceso hepático amebiano.

12. d. Las alternativas a, b y c están consideradas como parte de las posibilidades diagnósticas de una leihsmaniasis. En Chile no hay leishmaniasis autóctona, y como el paciente no ha viajado lo hace poco probable.

13. d. Echinococus granulosus origina una parasitosis del perro en el cual es factible hallar huevos. La hidatidosis hepática humana es una forma intermediaria en la cual no se producen huevos. Es poco factible hallar vesículas hidatídicas en este examen.

14. c. El ascaris en colédoco da imagen cilíndrica única y defectos de llene en la ERCP. En distomatosis y cálculos en el colédoco la vía biliar es amplia pero el defecto de llene no es único.

15. d. La amebiasis no causa granuloma en el hígado, las demás parasitosis sí son causa de granulomas hepáticos.

16. d. Las alternativas a, b y c son helmintos que pueden estar presentes en la vía biliar y son susceptibles de rescatar mediante ERCP.
1   2   3   4

similar:

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconUnidad 2: La población como propulsora de los cambios espaciales...

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconUnidad 2: La población como propulsora de los cambios espaciales...

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconUnidad 2: La población como propulsora de los cambios espaciales...

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconLa realidad o espacio de transformación de un actor o fuerza social...

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconIndica las zonas donde se produce cada sustancia completando sobre el espacio

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconActividades tema 3- evolucióN
«El uso actual de los teléfonos móviles por gran parte de la población adolescente va a provocar una transformación en la estructura...

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconEn el origen de nuestra cultura moderna está la trinidad Nietzsche,...
«vitalismo» contempla unas fuerzas al margen de la representación, fuera del espacio del logos. Éste es el interés estratégico de...

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconEl suelo está constituido por partículas de muy diferente tamaño

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconPaul Valéry
«¿Es una ilusión óptica?», se preguntó Foerster. Se respondió a sí mismo: «Si actúo en un espacio es una experiencia»

B. El nicho ecológico es un espacio multidimensional donde se desarrolla una población. Este espacio está constituido básicamente por interacciones bióticas y abióticas d iconEste pequeño libro está, sin ninguna vergüenza, dirigido a la gente...




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com