Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado




descargar 1.31 Mb.
títuloY es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado
página4/39
fecha de publicación24.10.2016
tamaño1.31 Mb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Derecho > Documentos
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   39

Su gente alegre
Apodaca es un municipio de gente alegre. Gente entusiasta que le animará a recorrer sus lugares. Acérquese al palacio municipal, un guardia sonriente le saludará y lo invitará a conocer el recinto.

Allí tuve la oportunidad de conocer, junto con un amigo, al licenciado Ramiro Estrada Sánchez, actual secretario de ayuntamiento, quien finísimamente hiciera un alto en sus labores para atenderme y proporcionarme todo tipo de información acerca de su municipio.
Fue grande y extensa la plática que tuviera con el secretario del ayuntamiento, quien me hizo llegar un libro escrito por él, intitulado “La Muerte del Señor Gobernador”, excelente novela y obra que le aconsejo que la lea. Pues bien, el licenciado Estrada nos platicó acerca de Apodaca, de la importancia de conocer nuestra historia, nuestras raíces. Una persona muy enterada de todo, escritor, ensayista, novelista, además de ser colaborador de El Porvenir en la sección editorial con la columna “La Luneta de los Lunes”.
Y fue en esa misma plática cuando tuve el gusto de estrechar la mano del ingeniero Lombardo V. Guajardo, presidente municipal de esa localidad, quien fue personalmente a saludarme y ofrecerme todo tipo de ayuda para llevar a cabo este reportaje sobre el Municipio de Apodaca. Gente amable, siempre dispuesta a ayudar. Personalmente me tocó ver a estas dos personas atendiendo comisiones, despachando gente como toda buena autoridad. Algo que me sorprendió gratamente, pues esto lo observé desde antes de que el alcalde y el secretario supiesen que estaba yo haciendo el reportaje.

Un municipio activo
Disfrute de un sábado o de un domingo recorriendo el Municipio de Apodaca. Un municipio que lleva este nombre en homenaje al doctor Salvador de Apodaca y Loreto, obispo de la diócesis de Linares.

Hoy, con sus 180 mil habitantes, Apodaca es un poderoso polo de crecimiento a donde Monterrey ha ido extendiéndose. La buena configuración, así como su buena administración, han hecho que Apodaca sea visto como un gran centro productivo y de gran futuro.
Fue aquí en Apodaca donde surgiese la primera fábrica, ya en forma, de todo Nuevo León. Una fábrica de telas que se estableciera en este municipio, allá por el siglo XVII, justo en el año 1633. De ahí en adelante, Apodaca empezó a tener el auge económico que hoy le conocemos, y donde se pueden apreciar grande industria y empresas constructoras como lo es la Unión Carbide, Conductores Monterrey, Constructora Lobeira y Motores US.
Pero la economía del municipio no se basa sólo en sus industrias. Apodaca obtiene buen número de ingresos gracias a sus productos principales como son el maíz, el trigo, la cebada y la avena. Venga a ver esto y compruébelo. Grandes extensiones, todas cultivadas donde existen, asimismo excelentes plantíos de legumbres. Ahí, camino a Monterrey me tocó ver un amigo que prefirió dedicarse al negocio de los elotes en vez de invertir su dinero en improductivas Casas de Bolsa. Ahora es millonario y viaja constantemente. Uno de sus placeres es Apodaca. Pero también en Apodaca es buena tierra para la ganadería. A pesar de ser o contar con un clima extremoso, en Apodaca pueden apreciarse buena cría de ganado bovino, ovino, caprino, lo mismo que equino. Una tierra fértil trabajada por el hombre, gente entusiasta como la de Apodaca.

Conociendo Apodaca
Y ahora sí, véngase a este municipio alegre de música norteña. Baile al compás de Los Barones de Apodaca, el popular conjunto norteño famoso hasta en las pláticas privadas de la supuesta “elite” regiomontana. Usted no se detenga, conozca lo mejor de nuestra música y nuestras raíces. Apodaca es una tierra gloriosa en hombres de cultura e historia.
Quien no podrá substraerse de haber escuchado alguna vez de un hombre ilustre, el profesor Moisés Sáenz, caballero de gran inteligencia que dedicara gran tiempo de su vida a la educación de la gente. Fue don Moisés Sáenz gran promotor de la enseñanza secundaria no sólo de Nuevo León, sino en todo el país. Escuelas primarias y secundarias se dejan ver por diversos rumbos del estado; lugares que he visitado, y que siempre lo llevan en su memoria.
Venga y disfrute de un apacible y colorido día visitando el municipio de Apodaca. Vea esa preciosa y majestuosa iglesia que se yergue frente a la plaza Benito Juárez. Oiga el teñir de las campanas. Vea el reloj que se sitúa en la media torre izquierda y prepárese para conocer otros lugares, no sin antes dar una vuelta por su sombreada y reluciente plaza, que da frente al palacio.

Recorriendo el Municipio
Vaya, ahora sí, a otros lugares, como lo es el Ojo de Agua, a tres y medio kilómetros, al sur de la cabecera municipal. Lugar que es de gran importancia histórica, pues es aquí, este ojo, el que sirvió para irrigar los primeros cultivos que hubo en el estado después de la llegada de los españoles. De ahí que Apodaca sea considerada pionera de la agricultura y la ganadería en la entidad.
Diríjase luego a Santa Rosa, donde existe un manantial llamado “El Infiernillo”. Pase luego por Huinalá, camino ya a Monterrey, pero a mano izquierda. Observe la pequeña placita y su iglesia de color rosado. Conozca también otros poblados como lo son Agua Fría y San Miguel. En ambos tendrá algo que ver como para anotar en el arcón de los recuerdos.

El Mezquital
Por último, no deje de visitar un poblado muy cercano a Apodaca. Se trata de El Mezquital. Un lugar de gente sencilla, amable, trabajadora. Todo un primor de poblado. Fue este sitio la cuna de ese luchador incansable de la educación. Don Moisés Sáenz. Persona que hiciera grandes cosas por la educación del país y que luchara siempre por el derecho de la gente marginada, un verdadero “Protector del indio en todas las latitudes de América”, tal y como reza la plaza a un costado del monumento erigido a su memoria, monumento que se encuentra en el mero corazón de “El Mezquital”.
Personas como Noelia Garza Garza y el señor Enrique Cantú García, juez auxiliar del Mezquital, con quienes estuviera compartiendo gratos momentos en una plática amena y familiar. Una visita que realizara exclusivamente ese día a “El Mezquital” (el día anterior había estado en Apodaca), y donde puede constatar nuevamente la amabilidad y trato de la gente.

Apodaca: el lujo de tener dos aeropuertos
Apodaca es uno de los municipios que más me ha entusiasmado. Un lugar de grandes recursos, donde es obvio que es su gente la que da vida a su pueblo. Un lugar que se da el lujo de tener dos aeropuertos: el Aeropuerto Internacional Mariano Escobedo, y el Aeropuerto del Norte, camino a Laredo. El único municipio del país que cuenta en su territorio con dos terminales aéreas, aunque el segundo aeropuerto (el “Aeropuerto del Norte”), sea compartido con el municipio de Escobedo. Apodaca, un municipio de crecimiento y proyección.

Recordando Apodaca
Lugar de gente amable, música y color. Municipio de grandes festividades y verbenas populares como la que se celebra el cuatro de octubre en honor de San Francisco de Asís. Patrono de Apodaca. Lugar de historia y de recuerdos, sitios de voces y de gente que le dicen a uno “ven y conoce mi pueblo”: Apodaca.

06 Aramberri

Allá, rumbo al sur de nuestro estado. Allá donde se confunden montañas y cielo. Lugar de aguas y manantiales, lugar de grutas y de cielo. Tierra fértil de hombres incansables que se sienten enamorados de su tierra. Municipio lindo por sus encantos, su tierra fresca, su agua que corre al oído. Municipio de gente amistosa que con gran gusto le enseñará la historia, vida y lugares de Aramberri.

La Historia de Aramberri
Llamada en un principio Misión de Santa María del Río Blanco, Aramberri fue fundado en 1626 por Fray Lorenzo Cantú; sin embargo, hay otros datos que señalan que fue el general don Fernando Sánchez de Zamora quien fundara este municipio, allá por el año 1660, para, al paso de los años, transformarse en Villa un 26 de octubre de 1877.

Aramberri: su nombre actual
El actual nombre del municipio va en memora de don José Silvestre Aramberri, ilustre político e ingeniero, quien fuera gobernador de nuestro estado, allá por el año de 1859. Hoy, Aramberri es un municipio de grandes atractivos turísticos que espera al visitante para enseñarle sus riquezas y encantos de la naturaleza.
Situado al sur de nuestro estado, en el talón de Nuevo León, Aramberri le llamará la atención por muchos aspectos. El municipio tiene 2,809 kilómetros cuadrados, y está situado a una altura de 1,077 metros sobre el nivel del mar. Es uno de los siete municipios con mayor extensión territorial, y es, asimismo, uno de los sitios y rincones con más bellezas naturales.

El municipio de Aramberri
Aramberri se encuentra a 295 kilómetros al sur de Monterrey. Su población es de aproximadamente 19 mil habitantes, concentrándose seis mil de ellos en la cabecera del propio municipio.
Aramberri es bello por sus lugares. Sus serranías, sus paisajes, su gente, el agua que corre a los lados por donde uno va caminando. Todo esto hace que este lugar sea de gran atracción para el visitante.

El municipio se encuentra a las faldas de la Sierra Madre Oriental. Bañado por el río Blanco, Aramberri se halla circundado por los municipios de Iturbide, al norte; Galeana, al noroeste; Doctor Arroyo hacia el suroeste y Zaragoza, hacia el sur. Asimismo, Aramberri colinda con el estado de Tamaulipas en su frontera este.

La economía municipal
Tal vez pueda decirse que el municipio de Aramberri esté rebosante en cuanto a economía se refiere; pero lo que sí puede decirse, es que Aramberri cuenta con lo necesario para ser un gran municipio y merece mejor trato por parte de todas las autoridades.
Aramberri cuenta con una fuente importante de riquezas en su campo. Existen buenas producciones de maíz, frijol, manzana, aguacate, sandía, caña de azúcar, lechuguilla y palma. En cuanto a productos para la industria, aquí se podrá encontrar nuez, brea, trementina y cuero.

Mis pláticas en Aramberri
Fue mucha la gente con la que tuve la oportunidad de hacer contacto. Gente amable y sencilla, siempre dispuesta a ayudar. La primera de ellas fue con el señor Dagoberto Villanueva; a quien conociera en la pequeña plaza del pueblo. Algo le pregunté al señor Villanueva, y de ahí salió la plática.
Con la sencillez de una gente que vale por muchas, don Dagoberto me empezó a hablar acerca de la historia del pueblo, sus habitantes, los lugares a visitar, la manera de llegar a cada uno de los sitios. Recuerdo que una de las primeras cosas que me preguntó el señor Villanueva era el de si ya había visitado la iglesia del pueblo.
En realidad lo había hecho, mas no había entrado a la parroquia. Me acompaño hasta la pequeña iglesia, no sin antes traspasar los montículos que se encuentran alrededor de la plaza, la cual está siendo actualmente remodelada.
Llegamos al atrio, entramos, mas la imagen de la Virgen de la cual me habló no estaba aún en su sitio. Una preciosa imagen, según pude saber, que tiene fama por su hermosura. Desgraciadamente la imagen, ya me lo había anticipado, se encontraba en remoción, y no sería sino hasta dentro de un mes aproximadamente que volvería a ser colocada en su sitio.
Salimos de la iglesia no sin antes haber apreciado -en este caso- las magníficas estatuas del Sagrado Corazón, la Virgen María, así como ese bonito altar de esta pequeña parroquia de Aramberri. Nuevamente en la plaza, Dagoberto me ofreció investigarme el dato del número actual de habitantes del municipio. Continuamos nuestra plática y este simpático amigo me dijo como llegar a varios lugares importantes del municipio. Algunos sitios eran cercanos, otros eran distantes. Uno de ellos era la famosa Gruta de la Campana, llamada así porque al “tocar” las estalactitas o estalagmitas el sonido que se produce es como si uno hubiese tocado una campana.

Aramberri y sus lugares
La Gruta de la Campana, conocida también como “El Campanario de Santa Teresa” se encuentra a unos 6 kilómetros al norte de Aramberri. Realmente un lugar difícil como para llegar, pues no hay señalamientos. Máxime que el sitio no se encuentra a orillas de la carretera, sino que hay que internarse por un camino de terracería y luego una brecha. Unos 44 kilómetros hacia adentro.
“A esta gruta se llega solamente en mueble - me dijo el señor Villanueva- tal vez llegue a donde se entra por la carretera, pero es difícil que dé con el agujero (porque es un pozo), pues éste está como a unos cuatro kilómetros de distancia de la carretera”; - prosiguió a mi amigo Dagoberto. “A menos que alguien lo acompañe del municipio, porque está difícil de llegar. Hay personas que ni siquiera saben dónde están. Vienen a Aramberri, pero lo único que conocen son los sitios que están a la vista”.
Y en verdad el señor Villanueva tenía razón. Las famosas Grutas de la Campana no son más que un pequeño pozo al que se entra acostado. Un sitio bastante chico, pero lo bastante divertido como para buscarlo y trabar contacto con su gente.

Llegando a Aramberri
Tome sus cosas muy de mañana y agarre la carretera que va hacia Linares. Esta es la carretera número 85 donde irá pasando por muy bonitos paisajes y pueblos como son Villa de Santiago, Allende, Montemorelos, hasta llegar a Linares. En Linares cargue gasolina y siga hasta rumbo a Iturbide por la carretera número 31.
Disfrute de la vista: sierra, montañas y abismos. El sur de nuestro estado es precioso. Pase la intersección (la llamada “y griega”), donde existen dos caminos: el de la derecha, en codo, va hacia Galeana; el otro, el que continúa, va hacia Aramberri y Doctor Arroyo, le digo que cargue gasolina en Linares, ya que el camino es bastante largo, aunque si hay gasolinera en el camino entre Iturbide y Aramberri, como lo es en la Ascención, más conocida como “La Chona”.
Quien guste descansar un poco más, y tomarla más tranquila, pues el autobús es la mejor opción. Hay como seis corridas diarias directas entre Monterrey y Aramberri. Los autobuses son bastante buenos y me refiero a los Transportes Tamaulipas. Cómodos, limpios, aire acondicionado y música norteña para alegrar el viaje.
La distancia entre Monterrey y Aramberri es de 295 kilómetros, y su recorrido se hace en unas seis horas y media en autobús, y unas cinco horas y cuarto, cinco horas y media, en carro. La diferencia no es mucha debido a las múltiples curvas que existen llegando y saliendo de Iturbide. La carretera es magnífica, y aunque algo angosta, ésta se encuentra muy bien pavimentada.

Conociendo Aramberri
Aramberri se encuentra a diez kilómetros de La Escondida, entronque que parte de la carretera 31 que va rumbo a Doctor Arroyo. Si va en carro no hay ningún problema. Existen en este punto magníficos señalamientos. Ahora que si va en camión y su autobús no es directo, baje en la Escondida. Muy pronto encontrará un autobús tipo urbano, que lo llevará hasta Aramberri. El autobús lo dejará a una cuadra de la plaza principal del pueblo.
Un municipio en cuya cabecera municipal viven unos seis mil habitantes. Un municipio que le alegrará con su correr de agua, sus riachuelos, sus frondosos árboles, sus aguacates, sus nogales, sus duraznos, sus sierras y su gente.

Aramberri: una pequeña población
Aramberri es una pequeña población que cuenta en sus inmediaciones con bellos e interesantes atractivos. Uno de ellos es el Balneario de los Borregos, cuyas aguas termales le harán reconfortarse. Luego estará la Laguna de la Ascensión, un paraje para la pesca y la caza deportiva.
Después estarán dos pequeñas curvas o grutas: una de ellas, la Cueva del Cordel (así es llamada por los lugareños), mientras que en Monterrey se le conoce por la Cueva del Gardel. Esta cueva está situada a unos 30 kilómetros del poblado, ya en las cercanías de la frontera tamaulipeca. Esta cueva es importante pues es aquí donde se encuentran interesantes figuras rupestres. Algo realmente interesante, especialmente para los estudiantes de antropología o aquellos interesados en historia y psicología social.
Es más ahora recuerdo algunas pláticas que mantuviera con un antropólogo canadiense, el Doctor Bean Murray, investigador y catedrático de la Universidad de Monterrey (ignoro si aún siga ahí) y que me contaba de lo fascinado que él estaba por la gran cantidad de datos que aún quedan por estudiarse y descubrirse aquí, en el norte de México. Se refería a Nuevo León. Recuerdo haber visto muchas fotos, vestigios de armas, flechas y piedras talladas. Por eso, si va a Aramberri, trate de conocer todo lo que le presente a su alcance. Nuevo León es nuestro, y es tiempo de conquistarlo.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   39

similar:

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado icon«Nos aguardan aspectos de la plenitud que apenas sospechamos»
«vida de la vida de toda criatura». ¿Es acaso posible decir algo de aquello que está en nuestra raíz más honda, en el crecimiento...

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado iconConsiderando Nuestro Momento Histórico

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado iconEste libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión,...
...

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado icon“El fin de nuestro colegio es evitar la perdición de la niñez y la juventud”

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado iconLa sexualidad nos define como personas, forma parte de nuestro desarrollo...

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado iconNuestra Felicidad Plena es nuestro estado Perfecto de Evolución

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado iconEl agua está en muchos lugares: En las nubes; en los ríos, en la...

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado iconEl arte de no amargarse la vida, rafael santandreu
«Aquí no queremos vidas “normales”, grises o simplemente estables -les digo-; queremos aprender a aprovechar todo nuestro potencial.»...

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado iconLos seres humanos somos los únicos sobre el planeta que tenemos la...

Y es aquí, en Abasolo, donde iniciaremos nuestro recorrido histórico, de placer y de cultura, a fin de conocer algo más de nuestro interesante y bello estado iconEl Gran Superuniverso es ilimitado, al igual que es nuestro Padre...




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com