Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007




descargar 254.85 Kb.
títuloSiglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007
página3/5
fecha de publicación27.10.2016
tamaño254.85 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Derecho > Documentos
1   2   3   4   5

- EL SER HUMANO COMO CENTRO, PRINCIPIO Y FIN DE LA VIDA ………..………………………………………………...27

- DEVOLVERLE AL PUEBLO LA SOBERANÍA QUE LE CORRESPONDE COMO TITULAR ÚNICO……………….…34

- CUMPLIMIENTO DE LAS OBLIGACIONES Y DEBERES DE LOS SERES HUMANOS ANTE LA PATRIA, COMUNIDAD, LA VIDA Y LA PACHAMAMA….…………...42

- CUIDADO Y PROTECCIÓN DE LA PACHAMAMA: LA GRAN CASA………………………......…………………………44

- DESPOLITIZACIÓN DE LA JUSTICIA, ORGANISMOS DE CONTROL Y OTRAS REFORMAS………………..……….... 48

- VARIOS………………….......................................................53

EL SER HUMANO COMO CENTRO, PRINCIPIO Y FIN DE LA VIDA

En primer lugar, las constituciones anteriores con escasas excepciones, fueron el bálsamo que apaciguo las aguas turbulentas de la politiquería, para acomodar las fuerzas en disputa entre detractores, dictadores y poderes dominantes. No podemos errar en la Constitución 20, más aún si corresponde a una oportunidad singular de participación directa de la sociedad, responsabilidad que recae sobre los hombros de todos.
El ser humano es el tema más importante dentro de la concepción y articulación de una Carta Política, la ideología política y la filosofía de vida, delinea la actitud y conducta de los ciudadanos, señalando el norte de su desarrollo. El modelo de desarrollo, determina el tipo económico, social, educativo y productivo que asume el Estado y la sociedad.
La mejor constitución no es garantía, si los actores políticos en el ejercicio y administración del poder no cambian y no dejan de lado las prácticas corruptas, el chantaje, la politización y piponazgo de las instituciones públicas, el uso y abuso del poder para beneficio propio y de grupos económicos, no mejorará nada y será letra muerta como hasta ahora. Los buenos propósitos de trasformación serán una entelequia en la triste historia de las frustraciones eternas de nuestros pueblos.
No podemos tapar el Sol con un dedo, vivimos la crisis de las ideologías políticas y económicas, porque en la práctica sus recetas y actores no han podido cumplir con las necesidades básicas de los pueblos. También vivimos la crisis del civismo, principios y valores que, han desembocado en una condición de concupiscencia execrable, de corrupción e impunidad, que con sus tentáculos han minado al ciudadano, la familia y las instituciones públicas y privadas.

Según la historia de este pueblo libertario, le corresponde un sistema soberano, democrático, participativo, de respeto a la vida, los derechos humanos, las garantías y libertades y cumplimiento de los deberes humanos y las leyes, incluyente e igualitario.
Los “ismos” (vistos como los extremos) no han logrado ser una solución al progreso del ser humano. Al momento se habla del Socialismo del Siglo XXI. Para interpretar este nuevo concepto recordemos que desde la caída del Muro de Berlín, el socialismo sufrió un importante remesón. Después de la apertura al capitalismo, consumismo, materialismo y legislación sobre la propiedad privada en China, el sistema comunista también ha sufrido un fuerte revés. Motivo por el cual, se debería definir y explicitar lo que significa el Socialismo del Siglo XXI.
Al respecto deseo esbozar lo que significa lo meridiano y equilibrado, si buscamos cambios opuestos y radicales supondríamos dar un giro de 360 grados, que nos hace volver a lo mismo con otra careta; si damos un giro de 180 grados, iríamos de Este a Oeste como lo explica don Augusto G. Moreano; pero si hacemos un giro de 90 grados, encontramos el camino del medio, despojándonos de los antagonismos de los extremos.
Soy partidario del centro o camino del medio, por ser hijo de la Mitad del Mundo y afecto al centro izquierda por un profundo convencimiento de la justicia social hacia los más necesitados. Me defino como Humanista-Progresista-Solidario, donde el ser humano es el centro, principio y fin de todo. Donde se respete la iniciativa cultural e intelectual de las personas, su potencial de trabajo, progreso, propiedad privada adquirida de modo lícito, derecho a la democracia, igualdad, justicia para todos, educación, salud, respeto a la vida y la Pachamama, etc.
Rechazando al apocalíptico capitalismo, consumismo, materialismo y neoliberalismo, que está acabando con toda forma de vida sobre el planeta, donde pocos son millonarios y muchos pobres. El TLC será el último pataleo del imperio y ojalá no sea también el nuestro. El desenfrenado intercambio de bienes y servicios incrementará más la brecha entre ricos y pobres y colapsará a la Pachamama. La salud, trabajo, educación y un techo donde vivir, no son patrimonio exclusivo de ningún sistema político ni económico, son derechos y aspiraciones connaturales de las personas.

Trabajemos de modo patriótico y desinteresado para cambiar esta realidad funesta:
A SEPTIEMBRE DEL 2006, EL 72 % DE ANCIANOS (840 MIL), NO DISPONÍAN DE SEGURO NI PENSIÓN JUBILAR. MÁS DEL 80% DE LA POBLACIÓN VIVE EN LA POBREZA, EL 42% EN LA INDIGENCIA CON INGRESOS DE 1.5 DÓLARES AL DÍA. LA DESNUTRICIÓN, FALTA DE MEDICINAS Y MORTALIDAD EN NIÑOS Y MAYORES ADULTOS, ES ALARMANTE, EL ANALFABETISMO BORDEA LOS DOS DÍGITOS.
MÁS DE 3 MILLONES DE COMPATRIOTAS HAN EMIGRADO POR FALTA DE TRABAJO, EL 66% ESTA MARGINADO: 10% NO TIENE EMPLEO Y EL 56% SE HALLA SUBEMPLEADO. SOLO UN 34% TIENE UN EMPLEO FORMAL Y FIJO, CUYO PRINCIPAL COMPONENTE CORRESPONDE A LA BUROCRACIA DEL ESTADO. EN EL RUBRO MARGINAL NO ES SORPRENDENTE QUE EL 20% LO INTEGREN PROFESIONALES CON POST GRADOS UNIVERSITARIOS.
POBLACIÓN ECONÓMICAMENTE ACTIVA


34% EMPLEO FORMAL Y FIJO

56% SUBEMPLEADO

10% DESEMPLEADO


66% MARGINADO

EL COSTO DEL CRÉDITO ENTRE INTERESES NORMALES, IMPUESTOS Y COMISIONES ADELANTADAS, ES AGIOTISTA Y EL MÁS CARO DEL MUNDO (20% AL 72%). LAS UTILIDADES DE LA BANCA EN EL 2006 CRECIERON 51,26% RESPECTO DEL 2005. SISTEMA FINANCIERO QUE ESTÁ LEJOS DE SER UN VEHÍCULO PARA EL DESARROLLO DE LA ECONOMÍA PRODUCTIVA DE LA PEQUEÑA, MEDIANA INDUSTRIA, ARTESANÍA, MICROEMPRESA, COOPERATIVISMO, ESLABONES AGROPECUARIOS, ECOTURISMO, TRANSPORTE, ETC., MOTOR FUNDAMENTAL DE LA ECONOMÍA NACIONAL, CON UN APORTE SUPERIOR AL 95% EN LA GENERACIÓN DE TRABAJO Y RIQUEZA.
Los padres de la Patria y la emancipación de nuestros pueblos, se basaron en los principios básicos de LIBERTAD, IGUALDAD Y SOLIDARIDAD de la Revolución Francesa de 1789 y la luz de filósofos como Montesquieu, Rousseau, Voltaire, etc.
Manuela Sáenz Aizpuru, la Libertadora del Libertador pasó toda su vida en un convento, antes de casarse y salir a la luz pública con su espíritu magnánimo, que la llevó a luchar por la libertad, igualdad y un mundo mejor, a costa de su vida y el escarnio envidioso de la sociedad.
Lo sublime de Manuela Cañizares Álvarez, “la mujer fuerte, encomia de serenidad de ánimo y varonil empuje con que animaba a la empresa a los que manifestaban algún temor o desconfianza. Que salta con furia de la tigra herida, la mirada llameante y la daga en alto, vuela al zaguán. Allí detiene a los patriotas; y trágica, terrible, cual la Némesis vengadora, los apostrofa de cobardes y de hombres nacidos para la servidumbre. Fue su casa cenáculo al cual descendió el espíritu de Dios en lenguas de fuego a incendiar en patriotismo el alma de los Apóstoles quiteños que, siendo los primeros de la América española, habían de anunciar a la faz del universo el Evangelio de la República y de la libertad.” (Manuel de Guzmán Polanco, Manuela Cañizares, la Heroína de la Independencia del Ecuador)
Lo supremo de Manuela Garaicoa de Calderón, activista, esposa y madre de egregios próceres de la manumisión ecuatoriana, que al escribir a Sucre, devela su espíritu libertador:
“Por fin nuestros votos se han cumplido; ya el glorioso Pabellón de la Gran Colombia está tremolando en el antiguo Templo del Sol, y los dignos primeros independientes de Quito disfrutan ya de las beneficencias que su constitución y sabias leyes derraman sobre ellos; y vuestra señoría recibirá las bendiciones de estos por haberles conseguido este bien deseado por su pericia militar, por sus virtudes cívicas, por su labor y por un conjunto de perfecciones que lo constituye nuestro Libertador; por lo que me congratulo con Usted pues que pertenezco a los ilustres Quiteños, por haber derramado allí mi sangre y haber padecido con ellos tantas privaciones.
He recibido con indecible placer, la en hora buena que por medio del benemérito Coronel Illingort ha tenido Usted la bondad de darme, por haber cumplido mi hijo el deber y el honor que le impuso la Naturaleza; pero yo digo que a las órdenes de un General tan sabio y valiente, no habrá ningún oficial que no sacrifique su vida, y si él pierde el brazo, según me dicen, habrá perdido una crecida parte de su existencia y yo mi vida; pues su actual situación me renueva la memoria de cuanto por mi ha pasado en Quito.”
Esto porque su esposo Don Francisco Calderón fue asesinado tiempo atrás en Ibarra por el verdugo realista Sámano. Tampoco conocía el fallecimiento de su joven hijo de 18 escasos años y espartano Abdón Calderón.
El pueblo ecuatoriano tiene una deuda de reconocimiento y gratitud a estas tres heroínas, en el firmamento de la historia, gallardos luceros de la libertad. Nuestras “Tres Manuelas Sáenz Aizpuru, Cañizares Álvarez y Garaicoa Llaguno.” Manuelita Sáenz sufrió el ataque traicionero del machismo y celo político de Vicente Rocafuerte, quien no le permitió siquiera llegar a ver por última vez su Tierra Sagrada de cielo azul y límpido aire de Quito. De la provincia de Bolívar la hizo devolverse a su condenado ostracismo de la ingratitud humana en la desértica y polvorienta Paita. Valía y ejemplo de estas tres mujeres, no evocado en el tiempo ni en la memoria colectiva de la Patria, no se diga de las miles de incógnitas mujeres que ofrendaron sus vidas el 2 de Agosto de 1810 en las calles de la capital y otras ciudades del país por la independencia.
Otro sería el destino de la Patria, si no hubiesen diezmado a los intelectuales y patriotas próceres de la Independencia a lo ancho de la nación y de modo especial en Quito, el 2 de agosto de 1810, en manos del verdugo vejete Manuel Hurriez Conde Ruiz de Castilla (y esbirros consabidos), el mismo que en 1571 a traición despedazara al Soberano Tupac Amaru en 1571 en la plaza del Cuzco. Todos, pléyade de héroes del pueblo alto y bajo.
A las costas esmeraldeñas los españoles llegaron en 1525, nuestro pueblo libertario siempre luchó por su redención y reconocimiento de dignidad, equidad y justicia social, incluso antes de la venida del hombre blanco y barbado, frente a la arremetida de los hermanos Incas a los Quitus-Shirys, conocidos como los Señores de la Línea Divisoria, de la Mitad, del Centro del Mundo, quienes mantuvieron un pensamiento y actitud meridana, superiores conocimientos astrológicos y una estructura social bien definida y de vanguardia. Los Incas siempre soñaron volver a los dominios del Sol, al Inti-Ñan o Camino Real del Sol, a la Ciudad Sagrada de Quito, al Ombligo del Mundo (Huayna Capac vivió en estas tierras algo más de 38 años). Descubridores de la Línea Ecuatorial y el Centro del Mundo sobre el Catequilla, sin la necesidad de la tecnología actual (GPS). Una de sus características fue el uso de una cuerda en representación de la Línea Equinoccial.
Tildados equivocadamente de idólatras, por mantener respeto y armonía con la Pachamama, su hermano río, monte, viento, lluvia, y referente divino el Sol y su par la Luna, representaciones del Poder Creador Pachacamac. Mientras, los idolatras hombres blancos hasta hoy adoramos al dios dinero y su poder.

Pese a la monarquía, su estructura social se fundamentaba en la igualdad, solidaridad y justicia, condición más próxima al sistema socialista; por ejemplo, los matrimonios se hacían en un día específico en todo el imperio, previnieron los delitos con el instrumento de la educación a su pueblo, además de las leyes existentes, castigaron severamente el vicio, proveyeron de todas las necesidades al común de la gente, para que de la felicidad privada de cada individuo, resultase la común de toda la sociedad.
Sus tierras se dividían una para el Sol, otra para el Inca y otra par el pueblo. La primera y la segunda eran trabajadas en común por todos, el fruto de la segunda era como tributo de vasallaje al Inca, su producto luego de ser utilizado por él, disponía su parte para los huérfanos, viudas, enfermos, ancianos, soldados; y el remanente lo ensilaba para su pueblo en épocas de penuria. De las del pueblo, no había derechos hereditarios; pero sí, el derecho a tener siempre una según el aumento o disminución de sus familias. Este admirable arreglo desde la familia, estado y el Señor de Todos, fue el que obró aquel milagro nunca oído y visto en otras partes del mundo, de no verse jamás un pobre, un mendicante y una persona ociosa. Cabe resaltar que en los Quitus, la institución religiosa no se fusionó con el poder militar y monárquico.
El imperio de los incas cuyo último soberano fue el Inca Shiry Caranqui Atahualpa del Reino de Quito, su extensión alcanzó las 3.600 millas, unido por el Camino Real, Inca-ñan o Capac-ñan a lo largo de todo su imperio, uno por los Andes o alta Jahua-ñan y otro por la parte baja Ura-ñan, de 21 pies de ancho y perfectamente calzado de piedra sólida de las entrañas de esta tierra volcánica, espacio suficiente para que transiten coches y/o comitivas en uno y otro sentido, comparado con las antiguas maravillas del mundo, el famoso camino de Aníbal por los Alpes de Italia; lastimosamente destruido por propios y extraños, los mismos indios lo cruzaron en defensa del imperio para obstruir el paso de los españoles, los conquistadores en sus guerras civiles y en el tiempo por desidia y comodidad para el uso privado. Disponían de las famosas postas reales cada dos millas con sus veloces “chasquis,” que quiere decir aquel que “recibe.”
Los monumentos y edificaciones fueron grandes y apoteósicas en el Perú, los Quitus le daban mayor importancia a su significado y propósito religioso y astrológico con el uso de metales y piedras preciosas. El desarrollo personal e interno fue su mayor principio. Daban especial importancia al conocimiento y desarrollo del ser humano y social de su pueblo. El imperio fue una gran obra de ingeniería socio-político-económica bien definido, a más del Soberano en su estructura había el ministro y consejero de estado, gobernador, juez criminal, abogado o intercesor, superintendente de canales, del camino real, de archivos, de sembradíos, de enfermos, sacerdotes, filósofos, astrólogos, maestros, militares, sirvientes, etc.

El pueblo del Ecuador abatido por los politiqueros, señalados por Santa Marianita de Jesús: “de que mayor destrucción y mal ocasionaran a la nación la clase política que lo que pudiera causarle, la misma Naturaleza.” Perfectamente percibe y siente nuestro Presidente Rafael Correa que nuestro pueblo gesta su propio estilo, filosofía y sistema de vida libertario, democrático y social.
El proceso Constituyente ecuatoriano es distinto al venezolano y boliviano, mientras que en los países hermanos han sido sus presidentes quienes lideraron el cambio, en el Ecuador a más de la conducción y liderazgo de nuestro Presidente Rafael Correa, es su pueblo que a través de la participación ciudadana, propone y articula su destino; desde sus raíces con la fuerza de la sabia que nutre y reverdece el cambio.
Este desarrollo se inicia en los 70, 80, 90 y 2000 con la incursión de los estudiantes, trabajadores, Alfaro Vive Carajo, choferes, maestros, organizaciones sociales, y movimiento indígena, que lastimosamente sucumbieron ante el sistema politiquero corrupto de una u otra forma. Paralelamente y haciendo sus primeras escaramuzas junto a los indígenas, la ciudadanía en general actúa con el añadido de la familia quiteña, tildados de forajidos. Lo positivo de este movimiento que derrocó al coronel traidor, fue que no terminó constituyéndose en partido o movimiento político.
Fue la fuerza de sus postulados las que dieron inicio a las Asambleas Populares y Barriales, haciendo opinión pública en medios y foros. De esta corriente y porque en sus venas corre la estirpe liberal del General Eloy Alfaro Delgado, el Presidente con decisión de hombre incorruptible y patriota a toda prueba, dirige el barco de la transformación y renacimiento de la Patria. Lo que no ocurrió con el Dr. Alfredo Palacio, que luego de su juramento en CIESPAL le dio amnesia y se arrodilló al corrupto establishment reinante, tal como lo hicieron sus antecesores, con excepción de Jaime Roldós, libre pensador reformista y patriota a toda prueba.
Los candidatos y movimientos ciudadanos y políticos deberán comprometerse y ser fieles a sus tesis para la Asamblea Constituyente, los ciudadanos vamos a votar por sus propuestas. Recordemos que el pueblo soberano es el mandante y está por encima de la Asamblea Constituyente; vamos a estar vigilantes para que no se burlen del pueblo y que no se confunda nadie, creer tener un cheque en blanco entre sus manos.
Hay la sugerencia válida de un colectivo social, de que asambleísta que no cumpla con lo ofrecido por él y los lineamientos su organización, debe ser destituido. Ya señale que el estatuto no explicita presentar por escrito las reformas propuestas, lo cual es un deber moral y cívico que incluso está previsto en la Ley de Elecciones. Los candidatos deben cumplir con lo ofrecido; de lo contrario tácitamente están obligados a renunciar (compromiso adquirido mediante documento notariado y público). La compra de conciencias va estar a la orden del día. El pueblo soberano debe estar vigilante de cada sesión de la Asamblea y desde ya, debe ejercer su derecho a la Veeduría Ciudadana.
Los artesanos, comerciantes, la gente poco acomodada y las mujeres del pueblo llano y sencillo, grotescamente tildado por los pelucones e incluso ciertos periodistas, como plebe o turba, desde siglos atrás han sido factor vital en estas gestas revolucionarias y de reivindicación de sus derechos y libertades; con el añadido de la participación de la nobleza, con ilustres personajes intelectuales, militares, reformadores y presbíteros.
“La experiencia tiene acreditada que las ideas características de la Provincia de Quito son, desde su cuna, propensa a la revolución e independencia. Este es el espíritu que ha animado a los padres, esta es la leche que ha alimentado a sus hijos, esto en lo que cimientan su soñada felicidad, esto por lo que suspiran, esto en fin, en lo que tienen puestas sus miras y lo que meditan sin interrupción, como el negocio más importante.
Una serie no interrumpida de pruebas convence que, por más que en apariencia duerman, velan sobre esta materia y que en tiempo de mayor quietud no cesan de tratar en silencio, los arbitrios de poner en práctica sus designios. El reconocimiento, sujeción y obediencia a la soberanía monárquica, es y ha sido siempre, estimado en el interior de sus corazones como un yugo duro e insoportable que han procurado sacudir.
Se atribuye las continuas conmociones solo a uno que otro espíritu descontento, a la plebe, o a otro motivo de esta naturaleza. Señor nada de esto es cierto. Han venido siempre muy enlazados las operaciones del pueblo alto y bajo de Quito, han sido tan comunes a uno y otro que jamás se ha movido este sin el influjo de aquel, ni jamás el bajo se ha negado a condescender con el alto. Por esto es que, entre el uno y el otro hay tal liga, que no se observa casi distinción de personas ni de grados.” (Don José Molina, Presidente de la Real Audiencia de Quito)
También el conspicuo José Marti, refiere a esta Tierra Sagrada cuando dice: “Es necesario tener al Pichincha por tribuna, o estar entre relámpagos y truenos, o sentirse con un puñado de pueblos libres en la mano, y la tiranía despedazada a los pies.”
Si comprendemos que primero, segundo y tercero es el ser humano y el respeto a toda forma de vida, que la Patria es la madre que cobija las virtudes de civismo, patriotismo y ética, que el poder es la oportunidad de servicio al pueblo y no para servirse de él, que somos responsables del futuro que dejaremos a las siguientes generaciones, que todos somos iguales ante Dios y la Ley, etc.; edificaremos un nuevo Ecuador.
1   2   3   4   5

similar:

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconA finales del siglo XXI, un virus mortal se filtra en el código genético...

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconLa formación de los docentes en el siglo XXI

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconDe habilidades del siglo XXI

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconTrastornos mentales del siglo XXI

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconLa sostenibilidad, el reto del siglo XXI

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconLa educación primaria en el uruguay del siglo XXI

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconLos talleres de autoinvestigación vivenciales intercienciales, LÚdicos...

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconTeorías del desarrollo a principios del siglo XXI

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconLos trastornos mentales del siglo XXI son cada vez más complicados...

Siglo XXI, en el Sexto Sol, a los 6 días (V) y (VI) del 2007 iconEntre muchas amenazas posibles y reales que acechan al ser humano del siglo XXI, alarma




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com