“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006




descargar 1.45 Mb.
título“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006
página14/18
fecha de publicación22.01.2016
tamaño1.45 Mb.
tipoPrograma
b.se-todo.com > Derecho > Programa
1   ...   10   11   12   13   14   15   16   17   18

EJE I ESTIMULACIÓN PERCEPTIVO MOTRIZ
La estimulación perceptiva motriz, se refiere a la actividad sensorial que oportuna y acertadamente, enriquece al niño en el desarrollo de su capacidad para dar respuestas motrices entendida la percepción, como la interpretación de la información, proveniente de estímulos interoceptivos, propioceptivos y exteroceptivos, que es captada por el cuerpo, mediante la acción de un órgano receptor especializado ubicado en los sentidos y procesada conscientemente por el sistema nervioso. Cuando la percepción se traduce en movimiento, se hace referencia con mayor propiedad, a una manifestación perceptiva motora, la cual implica un trabajo coordinado de sentidos, nervios y músculos.
Todas las experiencias sentidas y vividas por el individuo, se registran como imágenes a nivel de corteza cerebral y van conformando lo que se conoce como memoria motriz. Así, se puede apreciar cómo el movimiento voluntario que caracteriza al hombre, depende de una acción consciente que implica un proceso, donde la capacidad perceptiva se va enriqueciendo progresivamente a partir de experiencias anteriores, dando lugar a la realización de acciones motrices nuevas y/o más precisas, que al sumarse a los movimientos ya registrados, amplía el repertorio motriz.
El beneficio que la estimulación perceptiva motriz reporta al individuo, se refiere al favorecimiento del desarrollo de capacidades intelectuales como el análisis, la síntesis y la abstracción. Asimismo al desarrollo de las capacidades físicas coordinativas, en las que la coordinación neuromuscular controla los niveles: sensoriales, perceptivos, tónicos y expresivos.
La amplia experiencia motriz que se ofrece al educando, le permitirá ejercer un control corporal cada vez más preciso de los mencionados niveles (sensorial, perceptivo, tónico y expresivo), en los que la manifestación armónica de capacidades intelectuales y coordinativas, es evidente.
Mediante los órganos de los sentidos, el sujeto recibe una variedad de estímulos que hacen que la capacidad para percibir; es decir para interpretarlos, sea cada vez más reflexiva y de posibilidad para el aprendizaje motor. Al ser capaz el alumno, para discriminar, comparar y generalizar las características de los elementos esenciales del movimiento (cuerpo, espacio, tiempo y fluidez) mejora sus posibilidades para coordinar sus movimientos al orientarse; al mantener el equilibrio; al reaccionar; al manifestarse rítmicamente; al sincronizar su ejecución; al diferenciar la precisión y oportunidad del tono que imprime a sus acciones; así como para hacer adaptaciones a sus movimientos, para resolver situaciones nuevas o inesperadas.
El desarrollo perceptivo motor, representa durante los primeros años de vida del niño, el medio a través del cual descubre, explora y experimenta con sus movimientos y mediante él, con su atención y su memoria, se relaciona con el medio que le rodea; es decir, va organizando poco a poco su mundo, tomando como punto de partida su propio cuerpo. Posteriormente, el mencionado desarrollo, representa un facilitador indispensable para que el alumno pueda lograr niveles de eficiencia motriz, relacionados con sus capacidades coordinativas.
La estimulación perceptivo motora, no está siempre encaminada a propiciar respuestas motrices sencillas en el individuo; sino por el contrario, pretende, mediante el conocimiento y dominio corporal y la manifestación de la capacidad sensoperceptiva del individuo, fortalecer el telón de fondo indispensable para el logro de movimientos voluntarios y eficientes, respetuosos de las fases sensibles de desarrollo y de la madurez psicológica de los educandos, con repercusión permanente en la calidad de la imagen corporal que cada uno tenga de sí mismo.
Como uno de los ejes de desarrollo de la Educación Física, la estimulación perceptivo motriz, comprende una amplia gama de elementos, que se agrupan en tres componentes, para facilitar su identificación y estímulo:
1.-Conocimiento y Dominio del Cuerpo- Equilibrio
- Postura

- Respiración

- Relajación
2.-Sensopercepciones
- Reacción

- Orientación

- Ritmo

- Sincronización

- Diferenciación

- Adaptación
3.-Experiencias Motrices Básicas
Debido a la amplia gama de posibilidades que implica el experimentar con los movimientos básicos y el enumerar estos requeriría de un largo listado debido a que no se agrupan en un sólo elemento (Clasificaciones como las de Anita Harrow tampoco corresponden a la concepción teórica de este programa).


EJE 1.- CONOCIMIENTO Y DOMINIO DEL CUERPO

El conocimiento del cuerpo, no se refiere únicamente a que el niño identifique las partes del mismo, sino que lo acepte, lo estime y lo utilice como medio para lograr su identidad integral y realizar sus acciones con seguridad y confianza hacia sí mismo y hacia los demás.
Esta conciencia de sí mismo, investida desde el punto de vista afectivo, se va desarrollan do en el niño, a través de un proceso global y continuo que se puede marcar en etapas cronológicas establecidas por su desarrollo y por la influencia del medio social que lo rodea.
Debido a los constantes cambios que el crecimiento, provoca en el organismo del niño cada seis meses resulta necesario orientarlo a que reconozca su cuerpo y sus funciones. La postura, la respiración, el equilibrio y la relajación son acciones que se automatizan; es decir, el individuo no está permanentemente pensando en ellas, cuando las asume o ejecuta; por ello, corresponde al profesor, propiciar que tales automatismos sean adaptados a las nuevas proporciones corporales e interactúen en forma favorable en las experiencias motrices.
La interrelación que existe entre la postura, la respiración y la relajación y su influencia en el movimiento se debe resaltar constantemente. Una postura incorrecta no favorece una relajación plena; en esas condiciones, al ejecutar cualquier movimiento, se realiza un esfuerzo mayor, e implica un aumento en el gasto energético y el consecuente incremento del consumo extra de oxígeno, para cubrir la demanda; todo lo cual provoca que en el cerebelo se alteren las órdenes y estímulos musculares para modificar el tono muscular, y exista en consecuencia una falta de atención y concentración.
El identificar y conocer los procesos que se dan en el niño al mantener su equi1ibrio, respirar y controlar sus cambios de posición corporal con esfuerzos musculares adecuados, permitirá al profesor proporcionar y dosificar los ejercicios y actividades con oportunidad.
EQUILIBRIO

Es el conjunto de reacciones y relaciones del individuo a la fuerza de gravedad.
Se considera como la capacidad para asumir y sostener cualquier posición del cuerpo y para adoptar posturas correctas, gracias a la regulación del tono muscular. El equilibrio, es a su vez, el resultado de numerosos movimientos ordenados por la acción del cerebro, que procesa los datos propioceptivos y exteroceptivos, permitiendo al individuo ubicar las partes de su cuerpo para contrarrestar la fuerza de gravedad.
Los analizadores propioceptivos, aportan informaciones para el equilibrio a través del sistema laberíntico, los receptores musculares, tendinosos, articulares, plantaras y visuales que dan origen a las sensaciones vestibulares que se producen en todo movimiento. Los cilios, la mácula y el líquido linfático en el -oído medio proporcionan información, al cambiar la posición de la cabeza, que es indispensable para conservar la orientación y por tanto para equilibrar el cuerpo en los cambios de posición.
En los primeros grados de la Educación Básica, el niño se equilibra más por los analizadores del tacto que por el aparato vestibular, se requiere por ende, mayor estimulación para el primero. El aparato vestibular, puede alcanzar su madurez hasta los 9 o 10 años; es a partir de entonces que el alumno puede realizar movimientos que antes no podía y avanza en otros a la siguiente fase de aprendizaje, alcanzando inclusive grado de habilidad.
El equilibrio depende entonces, de la armonía existente entre la información que recibe e1 sujeto de parte de los órganos de los sentidos y la respuesta correcta de las masas musculares para obtener una posición que satisfaga las exigencias del movimiento se realiza. Este automatismo avanza como capacidad coordinativa en la medida que la experiencia queda registrada en la memoria motora y no requiere de respuesta consciente para mantener el cuerpo en equilibrio, por la variedad y el aumento en dificultad de los estímulos que favorecen en su desarrollo.
En este sentido, el incremento en el grado de dificultad de las actividades que enfatizan el equilibrio se debe iniciar una vez que ha madurado el sistema vestibular; es decir, cuando se presenta el período de la fase sensible para lograr su desarrollo óptimo.
POSTURA
Es toda posición (Colocación) que cada parte del cuerpo o todo el cuerpo, adquiere en el, espacio y en el tiempo; se consideran dentro de la postura, todas las posiciones o colocaciones correctas, que el cuerpo adopta en la realización de un movimiento.
El tratamiento de la postura correcta en la clase de educación física, se orienta a fortalecer posturas sanas en diferentes posiciones, contrarrestando en lo posible posturas incorrectas, por vicios o por debilidad muscular.
El medio más importante para adquirir una postura correcta, es el ejercicio físico con y sin implementos que se enfoque a fortalecer la musculatura de la espalda y del abdomen.
Asimismo, e alumno debe conocer, sentir y diferenciar las posturas correctas de las incorrectas en la diferentes posiciones de sentado, acostado, parado, hincado, al levantar o subir objetos, transportarlos, empujarlos o jalarlos.
Al mantener una posición de parado, sentado, acostado, hincado, etc., participan diferentes músculos, unos que se alargan, otros acortan su tamaño 'y otros más que se mantienen estables. Las sucesivas contracciones y relajaciones que implican el asumir una postura exigida, permiten generar fuerzas que soportan la forma de dicha postura.
Los efectos que se producen por posturas prolongadas y forzadas pueden deformar o lesionar el aparato locomotor, dado que los músculos primeramente, soportan el esfuerzo exigido y al haber cansancio el esfuerzo se transmite en los tendones y ligamentos ocasionando daño en ellos por su aún débil constitución.
Cuando algunas masas musculares se encuentran débiles o poco ejercitadas, es muy probable que se presenten deformaciones o desviaciones posturales que afecten la capacidad respiratoria, la de relajación y el equilibrio; pero es más grave aún, cuando se provocan alteraciones y se automatizan posturas incorrectas, éstas ,son atribuibles también, a una base de sustentación inestable como: piernas en varo o valgo, tobillos en varo o valgo, que provocan desviaciones de la posición normal que la columna vertebral debe tener como: escoliosis, sifosis y lordosis.
La postura corporal, cambia constantemente, es en realidad, tan sólo una fase momentánea de las muchas que se presentan durante la realización de un movimiento. Todas las formas de conducta motriz, constituyen actividades posturales, de ahí la importancia de consolidar sucesivamente, la relación de la postura, la respiración, la relajación y el equilibrio, como elementos que integran el proceso formativo del conocimiento y dominio del cuerpo, mediante la estimulación motora.
No se debe olvidar, que la postura, suscita la expresión de las fluctuaciones afectivas que es a través de ella, la manera que tiene el niño de interiorizar sus experiencias motrices, para contrastar y posteriormente afirmar, la imagen del propio cuerpo.
Se recomienda un tratamiento de la postura natural; es decir, que no dañe o lesione el aparato locomotor. El profesor, debe evitar que el alumno, mantenga una postura determinada, si la misma le produce cansancio. El fortalecimiento de las masas musculares que se involucra en la postura, más la información que propicie en el niño actitudes favorables hacia una postura correcta, es el mejor camino.
La actitud postural estética o sea, aquella que es condición para lograr la eficiencia de ejecución de actividades especializadas como: La gimnasia, el nado sincronizado, la danza, etc., debe ser orientada por el profesor, de manera respetuosa hacia el alumno, al brindarle ejercicios físicos que fortalezcan músculos involucrados. Practicados con constancia, ellos evitarán alteraciones de la postura natural, deformaciones esqueléticas a nivel de piernas y aplanamiento de la caja torácica.
RESPIRACIÓN
La respiración, es una de las funciones vegetativas más importantes; es un automatismo adquirido desde los primeros segundos de vida, que se realiza a través de un proceso que inicia con la ventilación pulmonar mecánica. La inspiración y la espiración, son los momentos en los que se renueva el aire en los alvéolos, mediante estos dos movimientos es posible la toma de conciencia, el control y la educación de la respiración, en el ejercicio razonado.
El proceso respiratorio está estrechamente vinculado a la percepción del propio cuerpo; con el trabajo que, a nivel del tórax y del abdomen, realiza el músculo diafragmático; así como con la atención interiorizada que controla, tanto la resistencia muscular general, como el relajamiento segmentario en los momentos en que las necesidades de oxígeno en el organismo están cubiertas.
El control de la respiración, influye en más de una forma, en la personalidad y el desarrollo del niño. Es la base esencial del ritmo biológico del individuo, estableciéndose en este sentido, una correspondencia rítmica con el exterior.
Para lograr ejercer un control respiratorio, se requiere del concurso completo de la atención, ya que es una función vital que guarda mucha relación con la afectividad del individuo-, aunque la respiración es un acto automático, está sometido por una parte, a la voluntad. El individuo tiende a retener su respiración, sobre todo en las tensiones voluntarias, por lo que se debe propiciar su aprovechamiento en el, trabajo de resistencia y en las fases de ejecución de movimientos. En todas las grandes manifestaciones emocionales del individuo se presenta una respiración entrecortado, por efecto de la falta de oxigenación apropiada; en tales casos, el profesor puede ejercer también una acción educativa, al orientar al niño a que aproveche su capacidad de control respiratorio para obtener una actitud relajada.
La práctica respiratorio sistemática debe orientarse integralmente, hacia el fortalecimiento del músculo diafragmático y hacia el aumento de la capacidad pulmonar.
La médula espinal, regula las funciones vegetativas de la respiración, con la transmisión de estímulos ascendentes y descendentes; el ejercicio de la respiración consciente, exige mayor cantidad de oxígeno, con lo que se fortalecen los músculos de la caja torácica y el músculo diafragmático, éste debe ser ejercitado para obtener una respiración con calidad. El alumno debe conocer las partes del cuerpo que intervienen en la respiración, así como los cambios biológicos que sufren los aparatos y órganos de la respiración, cuando son estimulados correctamente en los diferentes grados escolares; para ello, se requiere que estén libres de moco; que no exista congestionamiento antes de realizar ejercicio físico.
El profesor, debe considerar que el tejido pulmonar antes de los siete años, no alcanza su desarrollo completo. Las conductas: nasales, la tráquea, y los bronquios son muy estrechos, lo que dificulta un amplio acceso de aire a los pulmones. Las costillas, biomecánicamente están un poco, inclinadas y el diafragma se encuentra alto, por lo que su trabajo es limitado, y su amplitud en los movimientos respiratorios no es grande. El niño respira más a nivel del tórax y con mucha mayor frecuencia que el adulto, un promedio de 20 a 24 respiraciones por minuto en el niño y de 16 a 18 respiraciones por minuto en el adulto.
El organismo en crecimiento, requiere un suministro elevado de oxígeno a los tejidos, por ello, es que en particular se resalta la importancia de los ejercicios físicos de respiración al aire libre, que activen los procesos metabólicos de los gases.

Los vasos sanguíneos de los niños, son más anchos que en los adultos y la sangre oxigenada fluye por ellos con mayor libertad, aunque el trayecto que recorre es más corto.
En los niños la regulación nerviosa en el corazón es imperfecta, se excitan muy rápido, el ritmo de sus contracciones se altera con facilidad y en caso de haber carga física, el miocardio se cansa rápido; por ello el profesor debe cambiar constantemente de actividad. Al hacerlo el corazón del niño se recupera y baja su frecuencia cardiaca que en un alumno de preescolar es entre 90 a 100 pulsaciones por minuto en estado basal, mientras que en un adulto va de 70 a 74. Conforme la edad avanza, las pulsaciones disminuyen.
La información anterior, justifica el por qué no se debe exigir al alumno, un exagerado trabajo de resistencia: implica una demanda excesiva de oxígeno en el organismo.
La respiración, debe tener un tratamiento continuo, permanente y progresivo; ya que por el constante crecimiento, la toma de conciencia que el profesor trata de formar, se modifica con facilidad.
Es necesario que el profesor, después de un ejercicio intenso, en el que la frecuencia respiratoria esté muy elevada, procure dar pausas de 30 segundos a 1 minuto que permitan la recuperación al alumno pudiendo aprovechar la pausa con una actividad que requiera poco esfuerzo, hasta lograr que el organismo se estabilice.
RELAJACIÓN
Es la capacidad de controlar el tono muscular de manera consciente, con el propósito de tener todas las partes del cuerpo, en un grado armonioso de tensión muscular, en relación con el reposo, la acción o el gesto que se pretende realizar.
El estado permanente de ligera contracción de los músculos estriados, se define como tono muscular, cuya finalidad es servir de punto de partida a las actividades motrices y posturales.
La relajación se estimula mediante un proceso que, en primera instancia, permite al niño explorar su acción corporal, vivenciando sensaciones de tensión y soltara que le faciliten de manera progresiva, desarrollar su capacidad de interiorizar sensaciones corporales, siempre asociándolas con su respiración; con la finalidad de llevar al niño, al control corporal y al equilibrio emocional que favorezca su estabilidad.
La relajación, contribuye a que el educando, adquiera el conocimiento de su propio cuerpo y sus funciones; disminuye su gasto calórico y tensión nerviosa; ayuda a que su fatiga se retrase y que al sentirse tranquilo tenga mejores relaciones interpersonales.
La forma en que el educando interioriza el conocimiento y dominio del cuerpo a través de la relajación, es mediante el establecimiento del contraste entre contracción y de contracción muscular. Es a partir de las referencias musculares cinestésicas y visuales, como el educando puede localizar las sensaciones buscadas, expresar lo que ha visto; lo que ha comprobado; lo que ha sentido y que lo lleva paulatinamente a la independencia segmentaria.
El niño durante los primeros años de vida escolar, se caracteriza por la poca estabilidad de todo el cuerpo. Esta no le permite realizar "movimientos por tiempo prolongado; es decir, sus posibilidades para moverse, están limitadas, debido a que gran parte de fuerza muscular se ocupa en mantener e1 equilibrio o por 1a poca capacidad de relajación. Dicho de otra manera, el trabajo desordenado de los músculos agonistas y antagonistas de la parte superior del cuerpo y de la musculatura escapular, así como de los flexores de manos y pies, obliga a que músculos que deben contraerse se relajen o se contraigan en demasía provocando deficiencias o alteraciones en la capacidad de relajación.
El constante crecimiento del niño, hace necesario que las experiencias sistemáticas de relajación, deban ser permanentes, que enfaticen la atención sobre el contraer y decontraer o relajar las partes del cuerpo necesarias al caminar, lanzar etc., respetando siempre las fases sensibles.
2.- SENSOPERCEPCIONES
La percepción es la interpretación que el individuo establece con los estímulos que recibe y su experiencia personal; es la objetivación, integración y comprensión de dichos estímulos en la corteza cerebral.
Las percepciones se construyen a partir de las sensaciones, que el individuo proyecta en acción y en conocimiento al discriminar formas, sonidos, colores, distancias etc.
Los influjos nerviosos que son transformados por los órganos receptores, son conducidos por los nervios sensitivos, hacia las raíces posteriores de los nervios raquídeos y las partes posteriores de la médula espinal, algunos de los influjos, terminan a este nivel para constituir el "arco reflejo"; otros ascienden por el tálamo para terminar a nivel de corteza cerebral.
Al cerebro llegan los estímulos de los órganos de los sentidos (sensaciones) y los transforman en respuestas (percepciones) para originar nuevos movimientos, que obligan al alumno a razonar. En el cerebro medio, se regulan las informaciones (estímulos) de la vista, el oído y el tacto y además los reflejos del equilibrio durante el día. El cerebelo, ordena los movimientos y su tono muscular de manera involuntario. En Educación Física se busca que las sensopercepciones sean conscientes, no pretende llegar a la automatización.
Los diversos órganos receptores que nos informan el estado del medio externo e interno, pueden ser más o menos sensibles a los fenómenos en mayor exactitud; además, las diferentes sensibilidades son clasificadas según su especialidad en:
1   ...   10   11   12   13   14   15   16   17   18

similar:

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconPrograma Nacional de Educación 2001-2006

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconBenemérita Escuela Normal para Licenciadas en Educación Preescolar “Educadora Rosaura Zapata”

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconLa desnutrición causa efectos negativos en el desarrollo académico...

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconPrograma de licenciatura en educacion fisica y deportes

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconSiete retos de la educación colombiana para el período de 2006 a 2019

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconPetición de intervención para defender el derecho de toda persona...

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconDesarrollo e implementación de estrategias multimedia como material...

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconApuntes de teoría de educación física para 2º E. S. O

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconLicenciatura en educación preescolar

“Programa de Educación Física para el Nivel Preescolar 2006 iconLicenciatura en educación preescolar




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com