Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de




descargar 451.73 Kb.
títuloSeparata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de
página9/13
fecha de publicación05.02.2016
tamaño451.73 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Derecho > Documentos
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   13

VII. DESARROLLO COMUNICATIVO – LINGÜÍSTICO Y SUS TEORÍAS.

El término “lengua” busca referirse a todo sistema de signos que puede utilizarse como medio de comunicación. Comunicación  implica una relación interpersonal. La comunicación y el lenguaje no deben entenderse como sinónimos. La comunicación es un término más general que comprende al lenguaje, aunque éste último puede ser considerado como la forma más importante de comunicación. La comunicación humana no se limita a la lengua hablada y escrita; existen diversos códigos de comunicación como el gestual (facial, corporal), proxémico y kinésico. Son también formas de comunicación las sensaciones táctiles, gustativas y olfativas. Sin embargo, el principal medio de comunicación es el verbal/auditivo.

Existen diversas modalidades de lenguajes humanos; modalidad auditiva y de la palabra, la visual - gráfica, y la visual – gestual.    Los centros cerebrales que rigen los aspectos gramaticales del lenguaje son esencialmente los mismos, independientemente de la modalidad que se analice.  Es válido rescatar que el hemisferio cerebral izquierdo es un analizador principalmente secuencial, por lo que actúa, en la mayoría de personas,  como el sustrato anatómico y fisiológico de la función lingüística. El hemisferio derecho es, principalmente, un analizador espacial.  Se ha demostrado recientemente que la gramática de los lenguajes gestuales (lenguajes del espacio), está controlada al igual que las otras por el hemisferio izquierdo.

Sin embargo, a pesar de la innumerables investigaciones realizadas, no se sabe a ciencia cierta cómo nació el lenguaje, esa facultad que tiene el ser humano para comunicarse con sus semejantes valiéndose   de un sistema formado por el conjunto de signos lingüísticos y sus relaciones.  Lo que es claro, es que el lenguaje es el producto de la integración de varios componentes. 

No obstante, a través de los tiempos han surgido dos grandes corrientes filosóficas que se contraponen entre sí, la nativista que sostiene que el lenguaje es un don biológico con el cual nacen los humanos, y la empirista que defiende  que el entorno social es el único factor determinante en el desarrollo idiomático.

De ambas corrientes se desprenden las aportaciones de las principales teorías de adquisición del lenguaje, teorías que no necesariamente son antagónicas sino por el contrario, en algún momento del desarrollo humano, interactúan y se complementan.

Los fundamentos de las principales teorías del desarrollo lingüístico, se exponen en los siguientes apartados:

VII.1. TEORÍA LINGÜÍSTICA: SAUSSURE

El estudio del lenguaje, desde cualquier punto de vista, no sería lo que es sin la aportación de Saussure.

FERDINAND SAUSSURE enseñaba en la universidad de Ginebra antes que Piaget. Explicaba cosas novedosas pero no publicó nada. Tras su muerte, dos de sus alumnos publicaron sus apuntes: “Curso de Lingüística General”, que son las enseñanzas recogidas durante un curso académico. Saussure dice que el lenguaje no es una realidad unitaria, al hablar del lenguaje hablamos de dos realidades: lengua y habla, las dos caras de una misma moneda; un instrumento cultural, un sistema de signos y la actividad individual de uso de esos signos.

Saussure contribuyó a esclarecer tres conceptos clave de la lingüística: la lengua o sistema, el habla o uso del lenguaje, y el signo lingüístico significado o significante.

Lo importante para la lingüística era centrarse en el sistema de signos, la lengua. La lengua es un sistema de signos y su desarrollo. Aunque los términos adquisición y desarrollo del lenguaje se utilizan como sinónimos, adquisición está más cerca de la idea de instrumento cultural. La lengua entendida como sistema de signos, es estudiada por la lingüística y; cuando se habla de lenguaje, es la lingüística siempre la que tiene prevalencia. Sin embargo, si nos fijamos en el habla, en el uso de los signos, entendido como la actividad individual, veremos que la psicología tiene mucho que decir sobre el lenguaje. Es el desarrollo como actividad individual.

Volviendo atrás, con Saussure se estudió la gramática, el sistema de signos y no el uso. Actualmente se mira más el uso y eso es lo que concierne a la psicología. Por ejemplo, el Giro Comunicativo es este cambio de enfoque: en los años sesenta predomina el enfoque lingüístico basado en Chomsky; en los setenta el enfoque basado en la funcionalidad preconizado por Bruner; un giro del interés por el instrumento al interés por el uso.

Partiendo de lo anterior, surgen varios temas de discusión:
1. El papel de la Interacción: la interacción es el nexo de lengua y habla. Sin lengua no hay habla y viceversa. Y sin ellos no hay lenguaje. La interacción mantiene vivo el lenguaje. Por ejemplo, no existe el lenguaje del latín porque no se habla. La interacción hace que el instrumento se utilice, es el puente entre la lengua y el habla, y la que los hace posibles.
2. ¿Es el lenguaje heredado o aprendido?: en principio se aprende y se hereda. Es heredado en dos sentidos: es una herencia cultural; además, biológicamente, heredamos un cuerpo capaz de llevar a cabo esta herencia cultural, sobre todo, el cerebro. Por lo demás es aprendido, tenemos que hacer nuestro ese legado cultural, desarrollarlo, adquirirlo.
4.¿Puede adquirir el lenguaje una máquina?: las máquinas no pueden hablar porque no forman una cultura ni desarrollan una actividad individual, no interaccionan.

VII.2. TEORIA CONDUCTISTA: SKINNER

El psicólogo norteamericano BF. Skinner propuso esta teoría fundamentándola en un modelo de condicionamiento operante o proceso de aprendizaje mediante el cual se logra que una respuesta llegue a ser más probable o frecuente.  Skinner empleó el modelo de condicionamiento operante adiestrando animales y concluyó que podría alcanzar resultados semejantes si lo aplicaba a niños (as) y jóvenes mediante el proceso de estímulo — respuesta — recompensa.

Para Skinner el aprendizaje del lenguaje no era, en principio, diferente al aprendizaje de otros comportamientos complejos humanos. El lenguaje es un comportamiento multicausado, que se desarrollaría por los efectos del medio ambiente sobre la conducta del niño, y de ésta sobre aquél.

Propiamente en  el   área del lenguaje, Skinner argumentó que los niños y las niñas adquieren el lenguaje por medio de un proceso de adaptación a estímulos externos de corrección y repetición del adulto, en diferentes situaciones de comunicación. Lo anterior significa que hay un proceso de imitación por parte del niño donde posteriormente asocia ciertas palabras a situaciones, objetos o acciones. Así el niño se apropia de hábitos o de respuestas aprendidas, interiorizando lo que el adulto le proporciona para satisfacer una necesidad a un estímulo en particular, como por ejemplo;  hambre, dolor u otro.

El aprendizaje del vocabulario y de la gramática se logra por condicionamiento operante. El adulto que se encuentra alrededor del niño (a) recompensa la vocalización de enunciados correctos gramaticalmente, la presencia de nuevas palabras en el vocabulario y la  formulación de preguntas y respuestas o bien, castiga (desaprueba) todas las formas del lenguaje incorrecto como enunciados gramaticales o palabras no adecuadas.

Como puede verse, para la teoría conductista lo más importante no es la situación lingüística en sí, ya que relega aspectos semánticos y pragmáticos de la comunicación y los sustituye por hábitos fonológicos, morfológicos y sintácticos, características del aprendizaje mecanicista del lenguaje. Tampoco explica cómo se adquiere la gramática o el conjunto de reglas que la rigen.

Los aspectos principales en los que se basa el modelo skineriano acerca del proceso de adquisición del lenguaje son los siguientes:

La adquisición del lenguaje humano difiere poco de la adquisición de conductas aprendidas por otras especies (por ejemplo: aprendizaje del  lenguaje en loros).

Los niños imitan el lenguaje de los adultos y estas imitaciones son un componente crítico del aprendizaje del lenguaje.

Los adultos corrigen los errores de los niños (as) donde estos últimos aprenden a través de estos errores.

Parte del empleo del lenguaje de los niños responde a la imitación de formas empleadas por los adultos.

Es notable que para Skinner el aprendizaje del lenguaje se realiza con lo que el adulto le proporciona al niño mediante el empleo de diferentes estímulos (recompensa, castigo), según la respuesta que el niño dé sin considerar la predisposición innata que el niño (a) posee para la adquisición del lenguaje.

Es importante destacar  que esta teoría se centra en el campo extralingüístico y toma como elemento fundamental la influencia del ambiente como mediador del aprendizaje, así como la idea de que el uso del lenguaje responde a la satisfacción de determinadas necesidades por parte de los niños y las niñas.

Crítica: La teoría conductista de Skinner no da cuenta de la complejidad del lenguaje, tiene un escaso alcance, el lenguaje es muy complejo para hablar solamente de respuestas a estímulos, es una concha para vaciar el mar. Reduce y coloca el aprendizaje del lenguaje bajo el condicionamiento exclusivo de los estímulos externos.

VII.3. TEORÍA INNATISTA: CHOMSKY

Propuesta por el lingüista Noam Chomsky, esta teoría plantea que las personas poseen un dispositivo de adquisición del lenguaje (DAL) que programa el cerebro para analizar el lenguaje escuchado y descifrar sus reglas (Papalia, D. 2001).

Chomsky postula como hipótesis básica que existe en todo niño y en toda niña una predisposición innata para llevar a cabo el aprendizaje del lenguaje, aprendizaje que no puede ser explicado por el medio externo puesto que la estructura de la lengua está determinada por estructuras lingüísticas específicas que restringen su adquisición.

Resumiendo, la Teoría de Chomsky parte de dos supuestos básicos:

  1. Principio de autonomía y especificidad del lenguaje: independencia de otros procesos del desarrollo. El lenguaje está separado de lo demás y además ya aparece en nosotros innatamente.

  2. Principio de innatismo: el lenguaje es un conjunto de elementos y reglas formales (una gramática) que no puede aprenderse asociativamente (por asociación de estímulo- respuesta).

Lo anterior quiere decir que el lenguaje es algo específico del ser humano quien, según esta teoría, está biológicamente predispuesto a adquirirlo, esto debido a que las personas nacen con un conjunto de facultades específicas (la mente) las cuales desempeñan un papel importante en la adquisición del conocimiento y las capacita para actuar libremente en el medio externo.

La importancia de la teoría innatista radica en que Chomsky insiste en el aspecto “creador” de la capacidad que tiene quien emplea el lenguaje para crear o producir un número infinito de oraciones, nunca antes expresadas o escuchadas.

Los supuestos en que se fundamenta el modelo chomskyano son los siguientes:

El aprendizaje del lenguaje es específico del ser humano.

Existe un modelo de lenguaje universal biológicamente programado.

La imitación tiene pocos o ningunos efectos para aprender el lenguaje de otros.

Los intentos del adulto, dirigidos a corregir los errores de los niños y de las niñas, no ayudan al desarrollo del lenguaje.

La mayoría de las pronunciaciones de los niños y de las niñas son creaciones personales y no repuestas aprendidas de otras personas.

Los aspectos positivos de esta teoría son la idea de unos principios del lenguaje universales e innatos; está claro que todas las lenguas a grandes rasgos tienen aspectos comunes por lo que en algún nivel deben ser innatos. Los generativistas incluyen que los principios universales de la gramática se manifiestan en el lenguaje infantil por lo que dieron prioridad al estudio del lenguaje del niño pues se supone que en él están las respuestas. También explica las regularidades del lenguaje infantil pues, por muy malas que sean las condiciones, los niños adquieren el lenguaje. A partir de los años 60 se empezó a prestar atención a la biología del lenguaje: los órganos del lenguaje, los de fonación, las partes del cerebro. En este aspecto, Lenneberg, con la Teoría Maduracionista y la Matriz Biológica, recuperó la noción de “periodo crítico”, según la cual, a partir de una edad no es posible la adquisición de ciertas cosas (lenguaje), esto se apoya con los llamados niños salvajes pues, sino, la persona adquiriría el lenguaje en cualquier momento en que se despertase el LAD. Lenneberg explica en sus escritos teóricos la universalidad de las secuencias de adquisición de diversas lenguas, idea de que la capacidad para el lenguaje estaba preestablecida en el cerebro humano, y destinada a emerger a medida que el organismo madurara biológicamente

Con base en lo anterior, se puede afirmar que la teoría innatista se contrapone totalmente a la teoría conductista, ya que el modelo del condicionamiento en que se fundamenta esta última es inapropiado para el desarrollo de la comprensión del lenguaje. Insiste en características muy superficiales para explicar el proceso de adquisición lingüística al señalar que el lenguaje que el niño adquiere es el resultado de respuestas aprendidas del adulto y desestima la capacidad creadora que posee el individuo.  Por el contrario, la teoría innatista contempla, en primer lugar, la estructura mental que posee el ser humano y la predisposición innata que tiene para adquirir el lenguaje, y en segundo lugar, da énfasis al papel activo de quien aprende frente a su capacidad creadora para construir un número infinito de oraciones.

Es interesante destacar que, como veremos más adelante, los más recientes trabajos de investigación permiten sostener que desde el momento mismo de su nacimiento, el niño está en condiciones de intervenir en intercambios comunicacionales con las otras personas. Algo hace que el bebé aprenda a insertarse en la repetición de rituales que inicia el adulto. Por ello se ha podido hablar de una motivación lingüística previa a cualquier aprendizaje específico, también sospechable por la asombrosa rapidez y la perfección habitual con que se adquiere un sistema tan complejo: a partir "de los modestos cuarenta sonidos básicos (fonemas) que un ser humano es capaz de producir, el individuo medio domina alrededor de cien mil palabras" (Leakey y Lewin, 1980).

En oposición a la postura innatista se ha desarrollado la teoría que pone el énfasis en las influencias del ambiente, sin llegar -por supuesto- a las limitaciones del esquema conductista. Los partidarios de esta modalidad explicativa llegan a considerar el lenguaje humano como una necesaria respuesta a los estímulos provistos primero por la madre, y luego por los demás adultos del entorno. Si bien hoy nadie se animaría a negar la incidencia de estos factores ambientales en el desarrollo ontogenético del lenguaje humano, hemos de pensar al niño como alguien capaz de organizar su actividad en coordinación con la del medio, ante todo inserto en la trama de intensos contactos afectivos con su madre. Por ello puede afirmarse que aún antes de mostrar alguna competencia lingüística -la que por otra parte podría existir sin ser demostrable- el niño es parte de una estructura intersubjetiva en la que se construye no solamente el lenguaje, sino también toda la vida psíquica. El encéfalo infantil, especialmente inmaduro, es mucho más plástico que el de otros seres vivos, y lo es durante un período más prolongado de tiempo, de manera que se multiplican las posibilidades de incidencia ambiental en su desarrollo.

Evitado el peligro de todo reduccionismo debemos tomar en cuenta los estudios ya clásicos que revelan la estrecha correlación que hay entre el desarrollo del lenguaje y las características socioeconómicas del grupo familiar. Por ejemplo, la mayor riqueza de vocabulario y de normas sintácticas provistas por aquellas familias de mayor nivel cultural, definido éste por la existencia de períodos de estudio más prolongados a lo largo de la historia personal. Por otra parte, es obvio que los grupos familiares de mayores recursos cuentan con lapsos más prolongados para el contacto entre adultos y niños, y con una más completa información psicológica que los lleva a estimular a los pequeños más precoz y adecuadamente. Puede afirmarse que hasta los cuentos que se relatan o leen a los niños juegan un papel en la configuración de la futura modalidad comunicacional.

La presencia o no de hermanos, y, en el primer caso, el orden de nacimiento, son factores codeterminantes del tipo y grado de lenguaje verbal posterior. Un primer hijo tiene un desarrollo lingüístico más precoz porque la mayor parte de su contacto social se realiza con adultos.
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   13

similar:

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconPersonas con discapacidad y de la lucha por una educacion inclusiva”:...

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconNormas complementarias para la aplicación y fiscalización de la cuota...

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconTraducción hecha por María Eugenia Nordenflycht

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconGuía Básica para comprender y utilizar la Convención sobre los derechos...

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconAtencion educativa de alumnos con discapacidad motriz

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconEl Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (tdah) afecta...

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconBebida alcolica preparada a base de nectar de tuna”

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconProyecto de Reglamentación de la Ley N° 29973, Ley General de las Personas con Discapacidad

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconProyecto de Reglamentación de la Ley N° 29973, Ley General de las Personas con Discapacidad

Separata preparada para la Maestría en Gerencia y Atención a Personas con Discapacidad por Fonoaudióloga María Eugenia Guillén Escalera, en base a capítulos de iconFekoor organiza el IX foro Mujer y Discapacidad que se celebrará...




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com