Trigo en el norte de Buenos Aires




descargar 43.57 Kb.
títuloTrigo en el norte de Buenos Aires
fecha de publicación09.02.2016
tamaño43.57 Kb.
tipoDocumentos
b.se-todo.com > Derecho > Documentos
Trigo en el norte de Buenos Aires
Los últimos resultados de ensayos comparativos de rendimiento y calidad

Existe en el mercado de genética de trigo una importante oferta de variedades que difieren en su productividad y calidad. Esto sumado a un mercado variable en precio y en la calidad comercial demandada, exige conocer a las variedades por su potencial de rendimiento, estabilidad y calidad comercial con el objetivo de seleccionar estrategias productivas en función de la productividad ambiental. Es por ello que los grupos CREA de la región Norte de Buenos Aires consideraron de interés evaluar nuevas variedades de alto potencial de rendimiento y calidad (grupo 1). Además, se incorporó un grupo de variedades de ciclo largo con el objetivo de incrementar el rango de fecha de siembra y evaluar posibles incrementos en los rendimientos potenciales. Un total de 5 variedades de ciclo corto, 6 de ciclo intermedio/largo y 3 variedades de ciclo largo fueron evaluadas en 4 ensayos que exploraron las distintas subzonas de la región CREA. El perfil sanitario también fue caracterizado. Se destacaron por su excelente sanidad DM Algarrobo, DM Fuste y Buck Pleno. Buck SY 300 presentó roya de la hoja y mantuvo su excelente sanidad a mancha amarilla.

En roya de tallo se destacaron DM Algarrobo, DM Fuste, Buck Pleno y Klein Rayo. En función de la información histórica de ensayos, se sugieren umbrales de 40% Incidencia para mancha amarilla y 30% incidencia para mancha en red en cebada.

Sembrados en fecha, las variedades de ciclo largo presentaron similares rendimientos respecto a los ciclos cortos e intermedio/largo, marcando la posibilidad de incorporarlos para aumentar la ventana de siembra. La campaña no permitió evaluar el otro componente a analizar en estos ciclos (potenciales de rendimiento).

Se destacaron en rendimiento las nuevas variedades DM Algarrobo y DM Fuste y las ya conocidas Baguette 601 y Buck SY 300, además de SRM Nogal 111 en buenos ambientes. La variedad de calidad 1 Klein Rayo estuvo entre un 3 (en baja productividad) y un 10% (en alta productividad) por debajo del promedio y entre un 10 y un 15% debajo de la mejor variedad de ciclo corto (Buck SY300) aportando entre 4 y 5 puntos más de gluten respecto al promedio. Bagutte 601 superó a Baguette P11 en un 10% (entre 8% y 12%) pero con 2 a 4 puntos menos de gluten. Buck SY 300 combinó excelente rendimiento con buena calidad y SRM Nogal 111 mostró potencial de rendimiento con calidad similar a Buck SY 300. Por su parte, Baguette 501 presento rendimientos similares al promedio pero con valores de gluten superiores a la media.
Metodología

La oferta en genética en el cultivo de trigo es muy variada, con diferencias marcadas en potenciales de rendimiento y en la estabilidad de los mismos. A su vez, existen importantes diferencias de calidad de trigo que, en los últimos años pudieron haber generado dificultades para su comercialización. Ambiente, manejo y genética modulan el resultado final de rendimiento y calidad, con interacciones entre estas variables. La calidad productiva de un ambiente puede predefinir que tipo de estrategia productiva seleccionar en términos de genética y su manejo.

Por otra parte, el trigo es uno de los cultivos de invierno que permite intensificar la rotación. Ampliar la ventana de siembra, permite reducir demoras en la fecha de siembra de otros cultivos de invierno, como cebada y arveja.

Por ello, durante la campaña 2014 del cultivo de trigo retomamos la línea de evaluación de genética en el cultivo de trigo incorporando a la evaluación variedades de alto potencial de rendimiento de menor calidad y variedades que pertenecen al grupo de calidad 1 de menor potencial de rendimiento manejadas bajo planteos tecnológicos de referencia zonal. Incorporamos variedades de ciclo largo ajustando la fecha de siembra además de las variedades tradicionales de ciclo intermedio/largo y ciclos cortos.

Dentro de este marco de análisis se encuentran los ensayos comparativos de rendimiento (ECR) de variedades comerciales de trigo, pertenecientes a la línea de trabajo del Plan Nacional Trigo de Aacrea. Esta red de ensayos comparativos de rendimiento de variedades realizados en distintos ambientes característicos de cada sub zona de la región norte de Bs.As., nos permite conocer el desempeño de distintos planteos productivos y el de las distintas variedades evaluadas bajo diversas condiciones de producción y caracterizar parámetros de estabilidad o adaptabilidad de los materiales evaluados incorporando campañas a la base de datos. El análisis de la construcción del rendimiento a través de sus componentes nos permite interpretar diferencias en la estrategia relativa de generación del rendimiento y las implicancias para su manejo. Asimismo, estos ensayos son utilizados para realizar una caracterización del perfil sanitario de las variedades ensayadas durante un período importante del cultivo en situación testigo sin fungicida.

Planteos productivos, perfil sanitario, potencial y estabilidad de rendimiento y calidad comercial serán evaluados para caracterizar a los distintos materiales ensayados.

Se trabajó sobre lotes en rotación agrícola con antecesor soja de primera en 4 campos ubicados en la zona norte de Buenos Aires en ambientes característicos y representativos de cada subzona productiva y con la tecnología convencional utilizada por el productor (sembradora, fertilizadora, pulverizadora y cosechadora). Los ensayos fueron planteados en grandes franjas a campo (0.2 hectáreas para cada variedad) con un manejo de la fertilización nitrogenada para planteos de alta producción zonal, con un correcto control de malezas y a la siembra, los cultivos se fertilizaron con el equivalente a 120 kg/ha de fosfato Mmonoamónico. La fertilización nitrogenada se realizó sobre la base de resultados de muestras de suelo en los primeros 60 cm del perfil, hasta completar una oferta total de 140 a 160 kg de nitrógeno disponible/ha (ver cuadro 1). Fueron evaluadas 14 variedades de trigo, 3 de ciclo largo, 5 intermedio / largo y 6 materiales cortos (cuadro 2).

Las variedades de ciclo largo fueron sembradas en la segunda quincena de mayo; las variedades de ciclo intermedio/largo en la primera de junio y las variedades de ciclo corto entre el 20 y el 30 de junio. En la localidad de Urquiza por falta de piso, los ciclos largos se sembraron junto con los intermedio/largos.

La variedad Baguette 601 se repitió tratando a la semilla con un nuevo fungicida químico de semilla de la familia de las carboxamidas (fluxapyroxad).

El diseño experimental fue en bloques completos al azar sin repeticiones (las localidades fueron consideradas repeticiones mostrando la interacción entre variables).

Cuadro 1. Campo, localidad de referencia, serie de suelo, dosis en kg Ntotal/ha, momento y forma de fertilización nitrogenada, fertilización fosforada en kg/ha, fecha siembra y emergencia ciclos largos, intermedio/largos y cortos y fungicidas utilizados en segundo nudo y espigazón del cultivo con su dosis.


Todas las franjas de variedades fueron cruzadas (mismo efecto de pisada) en el estado de segundo nudo (Zadoks 3.2) con un tratamiento con fungicida mezcla (estrobirulina+triazol) y nuevamente al estado de espigazón (Zadoks 5) con la triple mezcla Orquesta Ultra (carboxamida + estrobirulina + triazol) dejando la cabecera del ensayo sin aplicar, para caracterizar el perfil sanitario de las variedades sin aplicación de fungicida. El perfil sanitario de los cultivares fue definido a través de lectura de enfermedades foliares sobre hojas completamente expandidas (lígula visible) y no senescentes vía natural, realizadas durante dos estados de desarrollo de los cultivos: la primer lectura fue realizada entre los estados de desarrollo Zadoks 3.7 (punta de hoja bandera) y Zadoks 3.9 (hoja bandera), la segunda lectura fue realizada entre los estados Zadoks 6.0 (principios de floración) y Zadoks 7.0 (cuaje). De esta manera, los materiales quedaron caracterizados sanitariamente durante gran parte del período crítico para la generación del rendimiento de los cultivos. Para definir dicho perfil sanitario, fueron determinados los parámetros Incidencia (1) y Severidad (2) de las enfermedades foliares presentes:
I (%) = He / Th x 100 (1)
Siendo I la incidencia (%); He el número de hojas enfermas; y Th el número total de hojas evaluadas, considerando a las hojas totalmente expandidas.
S (%) = Shi / Th (2)
Siendo S la severidad de la enfermedad (%); Shi la suma de los valores individuales de severidad de cada hoja; y Th el número total de hojas evaluadas.

Previo a la madurez fisiológica de los cultivos se realizó una evaluación cualitativa (susceptible, mod susceptible, moderadamente tolerante y tolerante) del nivel de roya del tallo de cada variedad.

La cosecha de las grandes franjas a campo fue realizada con maquinaria propia del campo y pesadas en monotolvas con balanza. Una muestra de grano de cada variedad fue tomada para la estimación de los componentes del rendimiento. Los datos fueron expresados a humedad comercial (14%). Fue tomada una muestra de 1 kilo para análisis de peso hectolítrico (Ph), proteína y gluten.

El rendimiento y su explicación a través de sus componentes, número de granos y peso y sub componentes, espigas y granos/espiga, fueron analizados (Anova) para identificar diferencias estadísticamente significativas y comparación de medias, cuando estas existieron entre las variedades.

Cuadro 2. Variedades evaluadas y grupo de calidad al que pertenecen




Resultados

Los niveles de enfermedades tanto mancha amarilla como roya de la hoja, las dos enfermedades más importantes en la zona por sus niveles de incidencia y severidad y progreso durantes la definición del rendimiento, fueron muy altos y distintos entre los ensayos realizados durante la campaña evaluada. Se cuantificó muy baja presencia de Oidio y de Septoria.

Con respecto a Mancha amarilla, los cultivos comenzaron el período con niveles medios de la enfermedad (cuadro 3). La alta frecuencia de lluvias (5 en septiembre y tres en octubre) sumado al final de aparición de hojas nuevas sanas, determinó un ascenso muy rápido de mancha amarilla hacia la floración de los cultivos donde se pudieron cuantificar niveles muy importantes de daño (gráfico 1). Como promedio, las últimas 8 campañas, el período evaluado comienza con 22% incidencia de Mancha y hacia final del período alcanza un valor medio de 35% incidencia de mancha amarilla. En la presente campaña el período comenzó con una incidencia promedio del 30%, alcanzando hacia el final del período evaluado un valor de 69 %, el valor más alto de la serie analizada.

Cuadro 3. Incidencia y severidad de mancha amarilla y roya de la hoja, entre los estados de punta hoja bandera (Zadoks 3.7) y lígula hoja bandera (Zadoks 3.9) y entre los estados de principios de floración (Zadoks 6.0) y cuaje (Zadoks 7.0) en situaciones sin fungicida. Datos promedio de las 14 variedades de trigo evaluadas.



Gráfico 1. Dinámica de Mancha amarilla durante todo el ciclo del cultivo en un material moderadamente susceptible (rombos y línea negra) durante dos campañas (2004 y 2005), valores promedio de ECR variedades últimas 8 campañas (cuadrados y línea verde) y valores de la campaña evaluada (triángulos y línea roja).





Con respecto a roya de la hoja, en relación al promedio, se observaron niveles más altos de la enfermedad medidos como Incidencia y severidad de la enfermedad especialmente en el comienzo del período crítico de los cultivos en todos los ensayos realizados. Hacia la floración de los cultivos, todos los ensayos conducidos presentaron incrementos por parte de esta enfermedad, tanto en Incidencia como en Severidad (cuadro 4). Sin embargo, la tasa de progreso fue inferior al promedio. En materiales susceptibles como BP11, la campaña se caracterizó por un arranque muy temprano de la enfermedad (gráfico 2).

Gráfico 2. Dinámica de Roya de la hoja durante todo el ciclo del cultivo en un material susceptible (rombos y línea negra) durante dos campañas (2004 y 2005), valores promedio de ECR variedades últimas 8 campañas (cuadrados y línea verde), valor promedio de la campaña evaluada (triángulos y línea roja) y valores medidos en BP11 en la presente campaña (triángulos y línea azul).




Cuadro 4. Incidencia y severidad de roya de la hoja y mancha amarilla, entre los estados de punta hoja bandera (Zadoks 3.7) y lígula hoja bandera (Zadoks 3.9) y entre los estados de principios de floración (Zadoks 6.0) y cuaje (Zadoks 7.0) en situaciones sin fungicida. Datos promedio de las 4 localidades. Se presenta el valor de probabilidad, diferencia mínima significativa al 5%.




Las variedades más afectadas por Mancha amarilla fueron Baguette 801, Baguette 802, Baguette 501, ACA Cipres, SRM Nogal 111 y Klein Rayo. Posiblemente en los ciclos largos al durar más la etapa emergencia-encañazón la enfermedad puede progresar con mayor facilidad. Se destacaron por su sanidad DM Fuste, DM Algarrobo, Buck SY 300 y Buck Pleno. El tratamiento sobre la semilla con carboxamida reflejó un leve control sobre la enfermedad durante el macollaje y la encañazón de los cultivos. Sin embargo, durante el período crítico de los cultivos dichas diferencias desaparecieron.

Con respecto a roya de la hoja, la lectura en hoja bandera ya mostraba grandes diferencias entre variedades. Al estado de floración, las diferencia se acentuaron siendo LG Alhambra, Baguette P11 y Baguette 802 las variedades más afectadas. ACA Cipres, DM Fuste, SRM Nogal 111, DM Algarrobo y Buck Pleno presentaron bajos niveles de la enfermedad bajo una campaña con alta presión de roya de la hoja. El tratamiento de semilla con carboxadima, no generó diferencias entre tratamientos.

Por otra parte, fue una campaña con presencia muy importante de roya del tallo con diferencias marcadas entre variedades (cuadro 5).

Cuadro 5. Descripción cualitativa del nivel de severidad de roya del tallo previo al momento de la madurez fisiológica de los cultivos. Datos que integran las cuatro localidades.


Enfermedades necrotróficas

De la información acumulada durante las últimas seis campañas pueden leerse dos aspectos importantes: 1) el quiebre de la linealidad en la relación entre Incidencia y Severidad se da en 30% de Incidencia en cebada y en 40% incidencia en trigo. Este valor de Incidencia se asocia con un valor de severidad de 5% (gráfico 3) y pueden ser considerados valores orientativos para decidir la aplicación de fungicidas (tener en cuenta condición de la campaña y estado del cultivo); y 2) Mancha en red presenta una tasa de incremento de la severidad mayor al observado en mancha amarilla generando valores de severidad progresivamente mayores. Sin embrago, cabe destacar que, el 23% y el 42% de los valores de enfermedades medidos durante las últimas seis campañas para mancha amarilla y mancha en red respectivamente, se encuentran superando el valor de Incidencia propuesto.

En roya de la hoja se observan diferencias marcadas en el nivel de daño de la enfermedad entre materiales tolerantes y susceptibles. La linealidad de la relación observada entre incidencia y severidad en los materiales susceptibles se pierde alrededor de 50% incidencia (gráfico 4; izq.). Otro aspecto por destacar es la importancia que tiene el ambiente productivo en relación a la pérdida de rendimiento asociada a roya de la hoja. Se observan diferencias de hasta un 45% en el valor de pérdida de rendimiento por punto de severidad para una misma variedad (Baguette 10, susceptible) y una misma enfermedad (roya de la hoja). Esto demuestra además de la importancia de la variedad y la enfermedad en cuestión, el impacto que tienen la campaña y el estado del cultivo en la pérdida de rendimiento (en el coeficiente de daño) (gráfico 4; der.).


Gráfico 3. Relación entre la incidencia y la severidad de mancha amarilla en trigo (rombos amarillos) y mancha en red en cebada (cuadrados marrones) duante el período crítico de los cultivos. Datos de lectura de enfermedades foliares durante las campañas 2009, 2010, 2011, 2012, 2013 y 2014. 680 datos de lectura de trigos y 141 datos de lectura de enfermedades en cebada (la mayoría sobre MP Scarlett).




Gráfico 4. Relación entre Izq.) la incidencia y la severidad de roya de la hoja en trigo diferenciado entre materiales tolerantes (Escorpión, Guapo, Chajá, Nogal, BSY300) y materiales susceptibles (BP11, B9, B10, Cronox); datos de las últimas 8 campañas. Der.) Severidad de roya en Z6 y el rendimiento en un material susceptibles (Baguette10).



Rinde y componentes

El rendimiento de los cultivos estuvo estrecha y linealmente asociado al número de granos fijados en cada situación explicando más del 90% de la variabilidad de los resultados. También se observó una relación con el peso de los granos, demostrando que el efecto del ambiente también afectó dicho componente. El subcomponente más asociado al número de granos/m2 fue el número de espigas/m2, explicando casi un 70% de la variabilidad en el número total de granos cosechados. También hubo relación con el número de granos/espiga.

Existió interacción entre ciclos y localidades (P=0.03). Dicha interacción fue de orden. En los dos ensayos de mayor rendimiento, los ciclos cortos fueron los que menos rindieron; mientras que en los dos ensayos de menor rendimiento, los ciclos largos fueron los que menos rindieron.

Durante la campaña 2014/15 ambos ciclos perdieron rendimiento. Los ciclos intermedios/largos un 10% y los ciclos cortos un 13% respecto al promedio de las últimas seis campañas. La caída en rendimiento fue explicada por reducciones en el peso de los granos en un orden del 7% y por caídas en el número de granos que alcanzaron un 7% en los ciclos cortos. Esta caída estuvo asociada a una menor cantidad de espigas cosechadas, parcialmente compensadas con un mayor valor promedio de granos/espiga (las espigas que se perdieron genéticamente fijan menor cantidad de granos/espiga). Respecto al potencial del cultivo, las brechas de rendimiento alcanzaron al 40%.

Las diferencias extremas en rendimiento alcanzaron los 724 kg/ha (17%) el valor más alto en porcentaje de las últimas seis campañas (quitando la campaña 2012 por fusarium). La diferencia máxima promedio de las últimas 6 campañas es de 660 kg/ha, un 13% expresada como porcentaje (cuadro 6).

Como promedio se destacaron las variedades Baguette 601, DM Algarrobo, DM Fuste y Buck SY 300, con diferencias en la estrategia de construcción del rendimiento. Se destaca la cantidad de espigas que sostuvo DM Fuste y el peso de grano de Buck SY 300. Las variedades de grupo de calidad 1 presentaron los menores rendimientos. Como promedio de variedades de los grupos extremos, las diferencias alcanzan los 583 kg/ha, un 14% a favor de las variedades de alto potencial. Para el análisis económico se debe tener en cuenta el % de bonificación sobre el precio en las variedades de calidad 1.

No hubo respuestas en rendimiento por el tratamiento químico de semillas con la carboxamida evaluado sobre la variedad Baguette 601.

En ciclo corto DM Fuste presentó similares rendimientos al testigo en todos los ensayos mientras que Baguette 501 presento menores rendimientos, con excepción del ensayo de mayor rendimiento. En ciclos largos se destacó Baguette 601 aportando en todos los ensayos respecto a la variedad testigo, mientras que DM Algarrobo se destacó especialmente en los ensayos de mayor rendimiento.

Cuadro 6. Rendimiento y componentes para las variedades de trigo evaluadas y Rendimiento Índice. Datos promedio de las cuatro localidades. Se presenta el valor de probabilidad y la DMS al 5%.



Interacción genotipo/ambiente

En las evaluaciones realizadas en las campañas 2013/14 y 2014/15 se destacaron en todo el rango productivo los rendimientos de Buck SY 300 y Baguette 601. SRM Nogal y Baguette 501 aportaron pero a medida que aumentó la productividad del ambiente. Klein Rayo siempre mostró los menores rendimientos. Respecto a la línea del ambiente (1 a 1) Klein Rayo se encontró entre un 3% y un 10% por debajo y, respecto a la variedad de mayor rendimiento en su grupo, Buck SY300 estuvo entre el 10% y el 15% por debajo. Baguette 601 superó en promedio en 546 kg/ha a Baguette P11 superándolo en todo el rango productivo (cuadro 7).


Cuadro 7. Comparación de medias para rendimiento promedio y valor de la pendiente de la función lineal para las seis variedades comunes en las últimas 2 campañas.




Al considerar los datos obtenidos entre los ciclos 2010/11 a 2014/15, en promedio no se observan diferencias significativas (p=0.26) entre las variedades de trigo Buck SY300 y Baguette P11. Buck SY 300 presentó mayor pendiente dada fundamentalmente por su adaptabilidad a mejores ambientes. Esto generó diferencias de rendimientos que alcanzaron los 245 kg/ha y 510 kg/ha en el tercio medio y superior de los ambientes, respectivamente. El aporte que hace el trigo Buck SY 300 relativo a los trigos de referencia lo hace a partir de ambientes de producción superiores a los 4500 kg/ha (cuadro 8).
Cuadro 8. Comparación de medias para rendimiento promedio y fraccionado por tercios, valor de la pendiente de la función lineal y valor de ajuste para las tres variedades comunes en las últimas 5 campañas.



Calidad comercial

Claramente se destaca en proteína y gluten las variedades Klein Rayo, DM Cambium (calidad 1), ACA Cipres, Baguette 501, Baguette P11 y Baguette P801.

Las variedades con menores valores de proteína y gluten fueron Baguette 601, DM Fuste, DM Algarrobo y SRM Nogal. En peso hectolítrico se destacaron DM Cambium, Buck SY 300, DM Fuste, Buck Pleno y Baguette P11. DM Algarrobo, LG Alhambra y Baguette 802 presentaron los menores valores de Ph (cuadro 9).

El cultivar Klein Rayo aportó entre 4 y 5 puntos más de gluten respecto al ambiente, mientras que Baguette 601 presentó entre 2 y 3 puntos menos de gluten respecto al ambiente (gráfico 5; izq). Buck SY 300 y SRM Nogal 111 presentaron valores similares entre sí y levemente inferiores al promedio en todo en rango de gluten explorado. Comparando Baguette P11 con Baguette 601, las diferencias a favor del trigo premium fueron de 2 a 4 puntos.
Matías Ermacora, Ezequiel Gandino y Máximo Reyes

Región CREA Norte de Buenos Aires

Cuadro 9. Carámetros de calidad comercial y gluten para cada una de las variedades como promedio de las localidades. Se presenta el valor de probabilidad y la DMS al 5%




Gráfico 5. Valor de gluten en función del promedio del valor de gluten de variedades por ensayo. Izq) Datos campañas 2013/14 y 2014/15; Der) Datos campañas 2012/13, 2013/14 y 2014/15


similar:

Trigo en el norte de Buenos Aires icon1903-1972 : Premios de Arquitectura Ciudad de Buenos Aires. Buenos...

Trigo en el norte de Buenos Aires iconProfesor Titular de Dermatología, a cargo de la Cátedra de Dermatología...

Trigo en el norte de Buenos Aires iconBuenos Aires, 3 de diciembre de l999

Trigo en el norte de Buenos Aires iconColegio Nacional de Buenos Aires

Trigo en el norte de Buenos Aires iconGobierno de la ciudad de buenos aires

Trigo en el norte de Buenos Aires iconBuenos Aires : paginadigital, 2012

Trigo en el norte de Buenos Aires iconBuenos Aires, 5 de julio de 2011

Trigo en el norte de Buenos Aires iconBuenos Aires, 18 de septiembre de 2010

Trigo en el norte de Buenos Aires iconBuenos Aires, Septiembre 2013

Trigo en el norte de Buenos Aires iconAsociación nefrologica de buenos aires




Todos los derechos reservados. Copyright © 2019
contactos
b.se-todo.com